Postres Recomendados para Pascua
Cuaresma

Postres Recomendados para Pascua

Por Kiwilimón - Febrero 2013
Los huevitos de pascua ya son toda una tradición en las fechas en que se celebra. También hay algunos postres que se pueden decorar con motivos alusivos. No dejes de sorprender a tu familia y preparales algo especial. Aquí te dejamos algunas recetas de postres recomendadas. Galletas de Huevitos de Pascua. Prepara con tus niños estas galletas de mantequilla con betún de colores para Pascua ¡Sera fácil y divertido. Pastel de PascuaUna receta típica del pastel de pascua tradicional de Italia. Pastelitos para PascuaUna muy rica receta para hacer pastelitos para el día de pascua que puede ser una divertida actividad para toda la familia. Huevos de Chocolate para PascuaEn esta pascua que mejor que hacer tus propios huevos de chocolate. Esta puede ser una actividad muy divertida a realizar con niños. Galletitas de PascuaRicas galletas con M&M's. Nidos de Special K para PascuaPrepara estos lindos nidos de Special K con malvavisco derretido y ponles unos huevitos de chocolate o dulce encima. Son saludables y a tus hijos les divertirá prepararlos. Cupcakes con Pasto y Huevitos de PascuaEstos ricos cupcakes de vainilla llevan un betún de merengue en forma de pasto con unos huevitos de dulce encima. Los puedes preparar con otros dulces como gomitas en forma de gusanitos. Son ideales para una fiesta de niños. Galletas para DecorarPrepara estas ricas galletas de azúcar y mantequilla para cualquier ocasión: San Valentín, pascua, un baby shower, lo que se te ocurra.  

Haz click aquí para conocer las recetas de cocina para pascua.

Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Ramen: la menos delicada y la más aguda de las sopas. Grasosa, salada, cremosita, profunda, explosiva, llena de umami y de calorías, el ramen es una sopa curativa, pero hardcore. Es ideal para esos deliciosos momentos en los que nada nos importa y simplemente nos damos el gusto. Comerlo es fácil: tomar los fideos con los palillos, acercarlos con la cuchara y aspirarlos; luego sorber el caldo hirviente, morderle al puerco, romper el huevito y dejar que la yema suavice todo. Detenerse unos segundos para apreciar las capas de sabor y texturas que forman ese gestalt precioso (como dicen en Tampopo). Hay sabor a océano, a pollo, a puerco, a vegetales, a tierra, a umami, quizá a algo fermentado y vivo. Sorber, aspirar, beber, masticar, todo rapidito antes de que se enfríe. Por último, tomar el tazón con ambas manos y no soltarlo hasta que la última gotita haya entrado al cuerpo. En pocos minutos la panza, la boca, la garganta y hasta el alma —si es que existe— quedan calientes y satisfechas. Los labios pegajosos por la grasa y el colágeno del caldo cárnico, la barbilla mojada por las gotas derramadas, la panza inflada y la mente relajada. Igual y hasta cabe un eructito aquí.Si se come, el ramen es cómodo, fácil, accesible y apapachador; pero si se cocina, el ramen es caótico, complejo, inasible y enajenante.Cocinarlo es más difícil de lo que parece: hay que lograr un caldo transparente y puro, unos fideos suaves pero con gran cuerpo, un tare poderoso y sápido. Aguanten, falta comprender primero la estructura básica del ramen: el tare, el caldo, los fideos y los toppings. El tare (o kaeshi) es una reducción salada que se sirve antes del caldo y que determina el sabor del ramen: de soya (shôyu), de sal (shio), de miso (miso) o de puerco (tonkotsu). El caldo es, por lo general, una mezcla de huesos de cerdo, pollo, pescado y vegetales, aunque cada quien tiene su propia receta. En los fideos hay que cuidar el tipo de agua (su mineralidad), las harinas, el amasado, el tiempo de reposo y la cocción al momento. Y con los toppings hay que fijarse en que el cerdo esté en lonchas finas (unos 3 mm), el huevo tierno, los brotes de bambú crujientes y, sobre todo, que cada elemento sume a la umamidad del ramen.La umamidad, o sea: la cualidad de umami, el sabor que está en las comidas más sabrosas del mundo, ha sido explorado y entendido en la cocina japonesa desde hace más de un siglo, pero las personas occidentales apenas podemos describirlo. El umami es esa intensidad profunda que invade desde la garganta y crea una sensación de cubrir la boca, de plenitud, de satisfacción, de saciedad. Es esa deliciosidad que quién sabe de dónde viene. El umami es casi un sabor emocional y es la mera esencia del ramen.El reto es encontrar umami en todas sus capas. El problema es que es un sabor sutil y resbaladizo. Lo fácil es usar glutamato monosódico en polvo, pero lo divertido está en buscar ingredientes que aporten ese sabor de manera natural. Está en los hongos, en los tomates, en la carne y en las algas, por ejemplo. Ivan Orkin, pionero de las ramen shops en Estados Unidos, se hizo famoso en Tokio y en Nueva York por lograr una copulación de sus raíces judías neoyorquinas con la receta tradicional japonesa. Invirtió 20 años en Japón para lograr ese ramen que es suyo. Tiene jitomate rostizado y todo Internet cuenta que es delicioso.Hacer un buen ramen como el de Orkin, con dimensión de sabor y una historia personal, requiere maestría y, por eso, necesita la entera dedicación de quien cocina. Kazuo Yamagishi, quien inventó el ramen en los 50, le dedicó más de la mitad de su vida. Entrenó a cientos de cocineros (sí, la gran mayoría fueron hombres), quienes heredaron sus técnicas, pero construyeron sus propias recetas. Así inició la vocación del ramen. Tampopo (1985) lo explica así: para conseguir el más esplendoroso plato de ramen, quien cocina debe, primero, dominarse y llenarse de vida y de agallas. No es por algún tipo de pensamiento mágico, sino para tener la fuerza emocional para nunca conformarse y enfocarse a una sola misión: perfeccionar su oficio y su platillo. Dedicarse, pues, como Picasso a su genialidad cubista o Mozart a su requiem.Lo hermoso es que el ramen no es categórico, así que hay mucho espacio para la creatividad. Contrario a la naturaleza de la cocina japonesa, el ramen es libre y se estira hasta donde el ingenio humano alcance.En México, donde todavía caben más opciones, tenemos el de curry y berenjena tatemada de Koku, el picante con kimchi y queso americano de Send Ramen, el birriamen de Caldos Ánimo y hasta el mexican ramen de camarón de Gori Gori. Habrá quien dude de que estos dos últimos sean ramen y no caldos mexicanos con fideos, pero ante eso digo que quizá el ramen es como el taco: ya no es un platillo, es una forma de comer. Además, el ramen no es japonés de sangre limpia, así que no podemos exigirle que se estacione en un solo país. Los fideos (la mein) son chinos. Japón construyó su propia narrativa con ellos, así que quienquiera puede hacer lo mismo con el ramen, pues su canon —como todos los cánones— es vulnerable al cambio.El título de este texto promete un secreto y aquí va: para conseguir el ramen perfecto es necesario comprender su estructura y dominar las técnicas, pero es imperativo volcar atención e intención en el proceso y sobre todo, narrarse en él, pues el ramen es personal.Pónganse chingonas y chingones, compren un montón de huesos de puerco (patitas, sobre todo), pollo, vegetales, dashi, mirin, sake, miso, jengibre, ajo, nori y lo que se les antoje del súper japonés y del mercado mexicano. Exploren sin miedo. Si les sirve de inspiración, esta es mi receta (que está lejísimos de ser la perfecta):Tare: shio, una reducción de caldo de hongos (de varios, los que haya, en época de lluvias se pone buena la selección) y un sofrito de cebolla, ajo y jengibre con bastante mantequilla y grasa de puerco. A la hora de servir le pongo tantito dashi.Caldo: de puerco (con huesos, codillo, cabeza y vegetales varios).Fideos: nunca los he hecho, pero compro los frescos de Mikasa.Toppings: muchos hongos sazonados, lonchas delgaditas de pancita de puerco, espinacas frescas, ajonjolí, cebollín y unas gotitas de aceite de ajo y chiles rojos.Maridaje: mezcal o sake mientras se cocina y un vino rosado seco para comer.Para cocinarlo hay que planear y bloquear al menos un día completo de su agenda, así que por ahora, por lo que más quieran, provoquen un momento para dejarlo todo y vayan por un ramen ya.
Baja California, la tierra por excelencia del vino mexicano, fue seleccionada como la sede de la próxima edición del Congreso Mundial de la Viña y el Vino 2022 y la Asamblea Nacional de la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV), dos de los eventos más importantes para el mundo del vino.Como parte de la celebración de 45 años del Congreso Mundial y 100 años de la organización OIV, el Comité Organizador determinó que Ensenada, Baja California, será la sede oficial 2022, por contar con los atributos necesarios para hospedar un evento de este nivel.El Congreso Mundial de la Viña y el Vino es un evento de carácter histórico que reunirá a los más grandes expertos nacionales e internacionales del sector vitivinícola del mundo para tratar y exponer temas relevantes y de impacto para el sector en diferentes sedes del estado.Mientras que la conmemoración de un siglo de vida de la OIV reunirá a los representantes más relevantes de la organización internacional, un organismo de carácter científico y técnico que se ocupa de contribuir a la armonización internacional de las prácticas y normas de la producción del vino, uvas de mesa y uvas pasas, así como otros productos derivados de la vid que intervengan en la viticultura.La organización de este magno suceso será un trabajo de coordinación de la SEST, la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, El Consejo Mexicano Vitivinícola y los estados productores, dichos órganos trabajarán de la mano para impulsar a México ante el sector vinícola mundial.En nuestro país, Baja California hoy es considerada el punto más importante en materia vinícola, ya que alberga más de 150 bodegas, cuenta con más de 4,000 hectáreas de cultivo de vid, posee paisajes únicos, ruta del vino y ruta antigua, talento en la producción y creación de uvas, calidez como destino, además ser productor del 85% del vino mexicano.¡Aparten las fechas para los dos eventos más relevantes del vino en México!
TikTok y las freidoras de aire han llegado pisando fuerte. Ambos están en constante tendencia, uno por sus contenidos entretenidos, con su formato innovador; la otra comparte la novedad, pero brilla por la promesa de poder hacer cosas deliciosas con apenas unas gotas de grasa.Así, este conjunto ha hecho una mancuerna que a nosotros los espectadores –y a veces usuarios, si ya tienes la fortuna de poseer una freidora de aire– nos da regalos como una forma diferente para hacer un sándwich o pasta crujiente, y muchas otras recetas que se han vuelto muy populares en TikTok y que te dejamos aquí para que las pruebes.Sándwich para el desayunoEste sándwich contiene todo lo que un desayuno clásico americano trae: huevo y tocino, pero está hecho un práctico sándwich súper rápido de hacer en la freidora de aire.AlitasLas alitas en freidora de aire son el platillo frito más fácil y popular para hacer, pero una de las mejores recetas que se viralizó en TikTok es la de las alitas sazonadas con un poquitito de aceite, sal con ajo, y sazonador de limón con pimienta.Costillas de maízLlamadas corn ribs, esta receta consiste en tiras largas de maíz que se cubren con mantequilla de hierbas y luego se fríen al aire. Estas costillas de maíz se volvieron virales en TikTok y son un plato delicioso que se puede servir como guarnición o aperitivo vegetariano.Donas de chocolateOtro clásico frito que se puede preparar de manera más sencilla en la freidora de aire son las donas y la receta que se viralizó en TikTok es extra fácil porque usa masa pre hecha, aceite en aerosol y un glaseado de chocolate delicioso.Chips de pastaLas chips de pasta son la última sensación de TikTok y se hacen con pasta cocida que luego se mezcla con aceite de oliva, queso parmesano y especias, para freírlas al aire hasta que estén crujientes. Salen crujientes y son perfectas para dipearlas en tu salsa favorita para una idea diferente de botana.
Sabemos que el cabello es muy importante para la autoestima de las personas, por lo tanto, en Kiwilimón nos dimos a la tarea de recopilar los mejores tips para que crezca el cabello rápidamente. Cabe mencionar que no es necesario gastar una fortuna en productos especializados, ya que existen varias recetas caseras que son efectivas para hacer crecer el pelo. ¡No te pierdas estos increíbles consejos para hacer crecer tu melena en un dos por tres! Remedios naturales para hacer crecer el cabello¡No te pierdas estos fáciles remedios caseros que te ayudarán a tener un cabello sano, brillante y sedoso! Aceite de pepitaSi quieres saber qué puedes hacer para que el cabello crezca rápido, esta es una muy buena opción. Según un estudio científico publicado en 2014, el aceite de pepita es uno de los mejores remedios caseros para el crecimiento del pelo, ya que los hombres que participaron en el estudio reportaron un incremento del 40% en el crecimiento del cabello. Dieta sana para un cabello sanoSegún los expertos, una alimentación sana y balanceada es esencial para el buen crecimiento del cabello, pues nuestro cuerpo requiere de proteína para producir nuevo pelo. Ahora que ya lo sabes, procura incrementar tu consumo de proteína, la cual se encuentra en la carne, semillas, nueces, pescado, frijoles y huevo, entre otros alimentos. ¡Todos estos alimentos son muy buenos para el cabello! Aceite de olivaEs aceite de oliva es otro maravilloso ingrediente natural que ayuda al crecimiento del cabello. Si quieres tener una melena larga y saludable, aplica un poco de este aceite en tu pelo, pues gracias a que contiene una buena cantidad de omega 3, te ayudará a tener una cabellera larga, sedosa y brillante. AromaterapiaAunque parezca imposible de creer, la aromaterapia y los aceites esenciales son un excelente tratamiento casero para el crecimiento del cabello. De acuerdo con un estudio publicado en enero del 2011, la aromaterapia ayuda a estimular el crecimiento del cabello. Usa aceite de lavanda, romero, tomillo o el que más te guste. Tu melena necesita hierroSi quieres que tu cabello crezca rápidamente, debes mejorar tu alimentación. Debido a que el hierro es una de las vitaminas que el cuerpo requiere para hacer crecer el cabello, lo más recomendable es que empieces a consumir alimentos ricos en esta sustancia, tales como espinacas, lentejas, carne de res, mariscos, frijoles, pavo, pepitas de calabaza y cereales. ¡Ya lo sabes, mejorar tu dieta es uno de los mejores remedios naturales para el cabello!
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD