Fiestas Patrias

Cómo hacer rendir el dinero para una fiesta mexicana
Ideas para Fiestas
Ya viene la fiesta en la que todos los mexicanos nos sentimos especiales, la noche más mexicana de todas, en la que comemos delicioso, tomamos bebidas tradicionales como aguas frescas y, ¿por qué no?, un buen tequila o mezcal. Sin embargo, es fácil dejarnos llevar por la euforia y que las cosas se nos salgan del presupuesto.Planear una fiesta no es nada sencillo y más si es una fiesta que se hace cada año, por lo que tenemos hacerlo apegándonos a un presupuesto. Aquí te presentamos unos tips para hacer rendir el dinero, pero festejando como se debe.En una noche mexicana, hay varias cosas que tenemos que tomar en cuenta para que el ambiente sea el ideal.DecoraciónLo que puedes hacer es buscar decoraciones de años anteriores para no generar gasto ni desechos, si no hay algo que hayas podido rescatar, te decimos qué hacer para no derrochar el dinero.En lugar de comprar decoraciones desechables, puedes ir a comprar a las tiendas de telas alguna alusiva al tema y comprarla por metro, así puedes aprovechar para poner mantel, hacer moños para las paredes, servilletas y además de gastar menos, podrás reusar y harás un solo gasto para futuras ocasiones. También puedes decorar con los elementos de la fiesta y en lugar de comprar rehiletes, serpentinas y globos, puedes utilizar las botellas y los dulces típicos como decoración.ComidaPlanea con anticipación, pues al tener un control de lo que necesitas no vas a hacer compras desesperadas y podrás buscar el mejor precio.Ir a los mercados o tiendas locales para comprar los ingredientes de la comida que se va a preparar también es una gran idea para estirar el presupuesto, pues encontrarás mejores precios que en otros establecimientos.MúsicaUna fiesta sin música no es fiesta, sin embargo, no es necesario que gastes de más para poder divertirte. No necesitas contratar un mariachi, puedes armar un gran playlist con música mexicana y también con música, para bailar para que nadie se quede sentado y disfruten como se debe. Ya tienes todo para disfrutar sin salirte del presupuesto, así que lo que tienes que hacer es divertirte y gritar a todo pulmón: ¡Viva México!
Chiles en nogada, ¿capeados o sin capear?
Datos curiosos
Cuando se piensa en el mes patrio, se viene a la mente la temporada de chiles en nogada, ese delicioso platillo que se asemeja a una obra de arte, tan representativo de nuestro país por tener los colores de la bandera, y con ingredientes perfectamente cocinados para darle un aspecto bello, con una mezcla de sabores que lo hacen un alimento muy especial por el que muchos esperan todo un año para saborearlo.Origen del Chile en NogadaHay varias versiones sobre el origen de este manjar. Una de ellas apunta a que nació en la ciudad de Puebla y se creó para agasajar a Agustín de Iturbide por la victoria del Ejército Trigarante en 1821, por eso también los tres colores de la bandera están presentes en el plato.Otra versión refiere que la receta es originaria del Convento de Santa Mónica desde 1714, con el nombre de “chiles rellenos bañados en salsa de nuez”.La salsa NogadaLa salsa es una de las partes más importantes del platillo. Hay quienes la hacen más dulce, otras, más salada, e incluso algunas, neutras. Existen las finas, espesas, líquidas, sin grumos o granulosas. También hay quienes incluyen queso de cabra y hay también quienes se apegan a la receta original.Aquí te dejamos una receta tradicional de la nogada:Ingredientes:-600 gramos de nuez de castilla-1 pieza de queso de cabra-2 tazas de leche-¾ tazas de vino blanco o jerez-500 gramos de almendra-300 gramos de granada roja-Perejil, sal, azúcar al gustoPreparación:Pon a remojar las almendras una noche antes y refrigera.Mezcla el queso de cabra, la leche y el vino; agrega las nueces y las almendras limpias. Licúa todos los ingredientes y pon la sal y el azúcar a tu gusto. El espesor de la salsa es a gusto personal, pero si la quieres más líquida, puedes ir incorporando más leche y si la quieres más espesa, puedes usar más queso.La controversia: ¿capeado o sin capear?Existe un gran debate sobre si el chile en nogada va capeado o sin capear. Es como si hubiera dos bandos y cada uno insiste en probar su punto. A pesar de haber investigado y documentado sobre este tema, lo cierto es que no hay una verdad absoluta. Según María Bravo, Directora General de La Casita Poblana, originalmente el chile era sin capear, pues el objetivo era que se viera el verde del chile, pero al momento de ser servido, la nogada no permanecía en el picante. “Esto no era apetitoso, por eso se empezó a capear, para retener la nogada, y ahora el toque verde se le da con el perejil que se coloca al servirlo”, señala. Como en todo, en gustos se rompen géneros, no importa si lo prefieres capeado o sin capear, con nogada líquida o espesa, lo más importante es que aprecies esta maravilla de la cocina mexicana que es una delicia para tus sentidos.
¿De dónde viene la tradición del pozole?
Datos curiosos
Uno de los platillos más representativos y deliciosos de la comida mexicana es, sin duda alguna, el pozole.Con cebollita, chile, orégano, rábanos, lechuga, mucho limón y de pollo, carne, verduras o como lo prefieras, el pozole es el platillo que no puede faltar en la mesa de los mexicanos sobre todo en septiembre, el mes patrio. ¿Pero alguna vez te has preguntado de dónde viene esta tradición?La palabra pozole es una derivación del náhuatl pozolli: potzonalli, apotzontli, que significan espuma o espumoso. En sus orígenes era un plato ritual de los mexicas y se consumía durante las ceremonias nahuas a Xipe Totéc: Nuestro Señor el Desollado. Entre los años 1325 y 152, se preparaba con la carne de los prisioneros sacrificados durante la celebración y se le daba un uso ceremonial, pues era servido sólo a los nobles o sacerdotes.Xipe Totéc era una deidad mexica asociada a la guerra, al maíz y a la renovación vegetal. Para desgranar al maíz había que "desollarlo" y quitarle sus hojas. Así, de la misma forma, para preparar el pozole se tenían que desollar los granos del maíz llamado cacahuacintle. Para lograr esto, ponían los granos a reposar en agua con cal durante algunas horas. Después de la llegada de los españoles, el canibalismo se prohibió y se sustituyó la carne de humano por carne de cerdo y así, el proceso del pozole ha ido cambiado a lo largo de la historia de México. En la actualidad, el pozole es diferente de acuerdo con la región donde se prepara: en el estado de Guerrero se prepara el blanco y el verde, que lleva esa tonalidad por el tomate verde o la pepita molida y en algunos lugares se le agrega chicharrón, mientras que en la Ciudad de México, Sinaloa, Nayarit y Jalisco se consume la variante roja. En algunas otras zonas costeras se le agregan mariscos y pescado. Ya sea que lo prefieras con maciza, de surtida o de pollo; rojo, verde o blanco, estas Fiestas Patrias a la hora de disfrutar un increíble pozole ya sabrás de dónde surgió esta tradición.
Todo lo que necesitas para una noche mexicana exitosa
Fiestas Patrias
Septiembre es un mes muy importante para todos los mexicanos, pues se celebran las fiestas patrias, fecha relevante que es un buen pretexto para reunirnos con nuestros familiares o amigos y comer rico.Una gran opción para pasarla bien es hacer una noche mexicana, así tienes la oportunidad de celebrar en una casa, lo cual resulta más económico que salir a un restaurante o bar, además de que no tendrás límites de tiempo ni espacio.Y para que todo salga de maravilla, te damos los mejores tips para disfrutar de una gran noche mexicana.Haz una lista con todo lo que necesitas, desde decoraciones, comida, bebida, invitados, qué traerá cada quién.Planea una decoración muy colorida y mexicana, procura que los motivos sean verde blanco y rojo, puedes utilizar varias banderas, collares para las mujeres, sombreros para los caballeros, papel picado, manteles multicolores, o materiales reciclados y hacer tus propios adornos.¡Lo principal es la comida! El eje más importante de la noche mexicana son los platillos, lo más típico es pozole, pero también los pambazos, sopes, mole, chiles en nogada, quesadillas o tostadas. Podrías organizarte con tus invitados para que cada uno lleve un platillo, así todos pueden comer sus favoritos. Arma una barra de postres con dulces mexicanos, eso le dará un toque increíble a tu noche mexicana. En esta barra puedes incluir merengues, palanquetas, mazapanes, cocadas, alegrías, obleas, dulces de leche, arroz con leche, flan napolitano, gelatina tricolor, ates con queso... Ofrece aguas frescas a tus invitados. Lo típico son aguas de limón, jamaica, horchata, incluso puedes jugar con eso y contribuir a tu decoración tricolor. Organiza juegos típicos como lotería, serpientes y escaleras, canicas o pirinola; para hacerlo más interesante puedes hacer castigos con shots de tequila o tener premios como muñequitas típicas de tela, bolsas de dulces, o alguna artesanía mexicana. La música también es muy importante, arma una lista con canciones muy mexicanas, en la que no falte el mariachi, el norteño, la banda y también incluye música para bailar.Las bebidas alcohólicas también son una parte fundamental en una noche mexicana, lo típico es el tequila, el mezcal, el pulque; además con el tequila puedes preparar ricos cócteles como el charro negro, tequila sunrise, margaritas y palomas. Ahora que ya tienes todos los elementos para hacer una gran noche mexicana, recuerda divertirte con responsabilidad y procura no abusar de la comida, de los postres ni del alcohol. ¡Viva México!
10 formas de no gastarte toda la quincena en las fiestas patrias
Fiestas Patrias
Si hay algo que caracteriza a los mexicanos es la fiesta. Los mexicanos somos conocidos en el mundo entero por las grandes fiestas que hacemos y si se trata de las fiestas patrias, todo se potencializa.Tequila, pambazos, pozole, mariachis, todo suena increíble hasta que lo tenemos que pagar, ¿cierto? En este tipo de ambiente es muy fácil dejarse llevar y gastarse la quincena entera por seguir la fiesta. ¿En qué gastan los mexicanos? La mayoría del presupuesto se destina a alimentos, luego, a bebidas alcohólicas y, en tercer lugar, a decoración. Pero para que no tengas que estar padeciendo el resto de la quincena, te dejamos estos tips para que festejes la Independencia de México de una manera responsable:Revisa tus finanzas y planea tu festejo de acuerdo con tu presupuesto. Lo mejor que puedes hacer es no dejarte llevar por la euforia de las fiestas y planear un festejo de acuerdo con tu presupuesto. Recuerda que es mejor un festejo pequeño que estar lamentándose después. Apégate a tu presupuesto. Una vez que hiciste un presupuesto, respétalo. Es normal que te quiera ganar la emoción, pero una vez que hiciste tus planes, es necesario que respetes lo determinado. Realiza tus compras con anticipación. Es normal que en estas épocas las tiendas suban los precios, por lo que si vas a comprar comida, bebidas o decoración, será mejor que lo compres antes y evites las compras de última hora. Compra en mercados. Si se trata de ahorrar y apoyar el comercio local, los mercados son la opción, sobre todo en esta época de fiestas patrias puedes encontrar productos de gran calidad y al mejor precio. No lleves dinero extra. Este punto va muy de la mano al de apegarte a tu presupuesto, y esta es una forma de limitarte a gastar sólo aquello que habías planeado. Evita gastos innecesarios. Antes de gastar una parte de tu presupuesto en decoraciones y props para la fiesta, piensa si realmente lo necesitas; quizá puedas ahorrar dinero en ese aspecto. Arma la vaquita. Lo mejor que puedes hacer en las fiestas patrias es compartir los gastos con tu familia y amigos, ya sea que vayan a un restaurante o bar y dividan la cuenta o si es un festejo en casa, cada quien lleve algún platillo. Además de la convivencia, todos saldrán ganando y sin gastar de más.  No uses tarjetas de crédito. No gastes lo que no tienes. Es importante que sepas que las tarjetas deben usar usadas con responsabilidad. No te dejes llevar y es mejor usar dinero físico para tener un mayor control de gastos. Elige festejos caseros. Como ya lo mencionamos puntos arriba, si optas por una fiesta en casa el gasto será mucho menor que en un lugar público, además puedes organizarte con tus amigos, familiares o vecinos para que cada quién se encargue de algo. Evita los gastos hormiga. Si ya hiciste un gasto importante durante el festejo en la primera quincena es mejor que te administres el resto del mes, trata de preparar tus comidas en casa, no gastes en café, levántate temprano para que no tengas que gastar en taxis o servicios de auto privado.Ahora que ya sabes estos consejos, lo único que queda es disfrutar responsablemente y ¡Viva México! Te recomendamos esta recetas para llevar a la noche mexicana:Tinga de PolloPozole BlancoVasitos de Gelatina con Crema
¿Eres vegetariano? Los mejores tips para festejar las fiestas patrias
Recomendaciones de Cocina
Seguir una dieta vegetariana puede ser una tarea complicada, sobre todo en ciertas fechas, como las fiestas patrias. Mucha de la comida típica que se sirve en estas ocasiones parece no estar hecha a la medida de los vegetarianos, por lo que las noches mexicanas no son siempre igual de divertidas para todos los invitados. Si eres vegetariano y ya estás inventando excusas para no celebrar las fiestas patrias, te tenemos una noticia: ¡puedes disfrutar los festejos sin sacrificar tu dieta! Con estos tips podrás festejar durante todo el mes de septiembre, ya sea como invitado o anfitrión: ¿Qué hacer cuando te invitan a una fiesta? 1. Sé precavido A la fecha un porcentaje muy bajo de la población sigue una dieta vegetariana, por lo que es muy poco probable que sirvan platillos vegetarianos en una fiesta mexicana. Si te invitan a una reunión, come antes de ir. Así no estarás muriendo de hambre toda la noche. 2. Ofrece a llevar algo Un gesto muy amable (y además inteligente) es preparar algo tú mismo para llevarlo a la fiesta. Elige algo que a ti te guste, pero que también vaya ad hoc con la reunión. No se te ocurra llevar hummus a una carne asada. Mejor prepara una escalivada que va bien con la carne y es 100% vegetariana. 3. Aprende a improvisar Es cierto que muchos platillos mexicanos incluyen carne, pero también puedes prepararlos a tu gusto. Los sopes, por ejemplo, pueden disfrutarse sin pollo o carne. Haz tu propia versión vegetariana con solo verdura y salsa. ¿Qué hacer si tú organizas la fiesta? 1. Piensa en todos El hecho de que tú no comas carne no significa que a tus invitados no les guste. Si decides no incluir ningún platillo con carne, avísales a tus invitados. Así les das la opción de traer la comida de su preferencia. 2. Busca recetas alternativas Existen muchos platillos mexicanos que pueden prepararse de una manera vegetariana. Por ejemplo, el chile poblano relleno de quinoa puede ser una alternativa a los famosos chiles en nogada. 3. Haz un menú divertido A lo mejor tú eres fan del tofú y todas sus variantes, pero considera que muchas personas encuentran este ingrediente un poco aburrido. Prepara platillos atrevidos y llenos de sabor que puedan disfrutar todos en tu reunión. Recuerda que, a final de cuentas, lo más importante es que todos se la pasen bien en los festejos. Celebra las fiestas patrias con platillos típicos de México sin carne. Aquí te compartimos algunas ideas: Tacos veganos de champiñones adobados Mixiote de verduras Setas al pibil Tacos de tinga de nopales Tostadas de chorizo vegano
¿Cómo vivir el mes patrio sin engordar?
Dietas
En septiembre celebramos en México las fiestas patrias. Durante todo el mes los antojitos mexicanos y los dulces y bebidas típicas acaparan los menús en todos los hogares del país. Pero, si te descuidas, esto no es lo único que podría llegar a tu casa. Si no quieres quedarte con unos kilos de más por los festejos, chécate cómo puedes disfrutar el mes patrio sin engordar. Horas de comida Trata de no cenar tan tarde. Sabemos que en las noches mexicanas la comida suele servirse tarde, pero es necesario que hagas un esfuerzo para conservar horarios saludables. Si tienes una fiesta (y sabes que la cena estará lista hasta después de las 10), cena algo ligero en casa. Así, cuando te sirvan la comida, solo comerás un poco. Bebidas alcohólicas Vigila tu consumo de alcohol. No olvides que las bebidas también agregan calorías a tu alimentación. Huye de las bebidas cremosas, pero, sobre todo, de las dulces. Los cócteles azucarados tienen muchísimas calorías. ¿Te gustaría disfrutar de una bebida alcohólica sin sumar calorías innecesarias? Aquí encontrarás una lista de drinks que puedes tomar sin dejar la dieta. Botanas y aperitivos En todas las fiestas mexicanas siempre se sirve un plato de totopos con frijoles, o guacamole, chicharrón, papás fritas, etc. Nuestra recomendación para evitar subir de peso en estas fechas es que no te dejes caer con la botana. Sírvete en un plato pequeño una pequeña porción y evita comer directamente del plato central. Así podrás medir mejor cuánto comes. Y, muy importante, antes de que comiences a picar pregúntate si vas a comer por inercia (porque ahí está la comida), por ansiedad o por hambre. Si ves que es por las primeras dos, mejor párale. Autocontrol Hemos llegado a la etapa del año en que los festejos se celebran uno detrás del otro. Si eres de las personas que se deja caer en cada fiesta “porque es el mes patrio”, lo más seguro es que llegues a finales de febrero con varios kilos extras. Sí, es importante celebrar la Independencia, o el Día de Muertos, o la Candelaria, pero estos no son pretextos para comer excesivamente. Revisa lo que pones en tu plato, controla las cantidades y disfruta los platillos típicos con moderación. Es posible disfrutar las fiestas patrias sin cargar con kilos de más al terminar el mes de septiembre. Aplica estos consejos en casa y cuéntanos cómo te funcionan. Para el mes patrio te recomendamos estas exquisitas recetas: Cochinita pibil yucateca Sencillos chiles en nogada Pozole blanco de Guerrero Frijoles charros estilo Jalisco
Todo lo que debes saber sobre el chile en nogada
Fiestas Patrias
Sin duda existe el debate sobre cuál es el platillo bandera de la gastronomía mexicana, algunos votan por el mole y otros por los tacos, pero sin duda un contendiente a vencer es el chile en nogada. Este platillo tricolor representa la misma bandera mexicana y además pertenece y se cocina a una época del año en la que la que celebramos nuestra independencia. Por si fuera poco su historia también está ligada a la libertad de nuestra patria y es por ésta y muchas razones más que hoy te contamos todo lo que debes saber sobre el chile en nogada. Historia El chile en nogada fue creado en Puebla por monjas agustinas del convento de Santa Mónica como un homenaje a Agustín de Iturbide cuando volvía de firmar en Córdoba, Veracruz, la independencia de México. La primera vez que se sirvió este platillo en la historia fue el 28 de agosto de 1821. Hubo un esfuerzo extra no sólo para que fuera delicioso, sino también para que incluyera todos los colores de la bandera que utilizó el ejército trigarante durante sus batallas ya que, esa misma fecha, era el cumpleaños de Iturbide. Ahora, este platillo fue innovador por dos ingredientes: el perejil y la granada, ya que de hecho, se había pedido el “chile en salsa de nuez” para Iturbide. Las monjas obedecieron y siguieron la receta, pero cambiaron los colores y presentación y el resto es historia. Lo que pocos saben es que esta receta representaba valentía para Iturbide, él  tenía miedo de ser envenenado,y su muestra de valor fue comer un platillo con un relleno incierto, como lo es el chile en nogada. Ahora, en cuanto a los ingredientes que lleva el relleno, hoy en día se ajustan al paladar del chef o comensal, pero en aquella época había reglas bastante estrictas sobre qué productos se debían usar, no más, no menos: Manzana panochera Pera de San Juan Durazno criollo Piñones rosas Acitrón El chile debía estar capeado Ahora, un dato interesante es que el ingrediente principal, además del chile, es la nogada, hecha a base de nuez de castilla, traída de España. Puede parecer un punto obvio, pero la realidad es que representa una mezcla de lo europeo con lo mexicano y aunque el platillo rinda tributo a la independencia y la patria es en realidad una receta criolla hecha con lo mejor de las dos naciones que formaron México desde la conquista. Receta Ten en mente que preparar chiles en nogada es una tarea de tiempo y amor, así como el mole, es un platillo que amerita su tiempo. Esto no quiere decir que sea difícil, sino que sale mejor cuando se hace con un poco de calma y empeño. Aquí te dejamos la típica receta de chiles en nogada para que la disfrutes con amigos y en familia todo el mes, y en especial, este 15 de septiembre.  
Ver más
PUBLICIDAD
Lo Más leído
El vinagre es uno de los ingredientes favoritos para utilizar en la cocina, ya que posee numerosas virtudes y funciona como complemento de ensaladas, para hacer encurtidos y es un buen conservador, pero, sobre todo, es también un potente y eficaz limpiador natural. Por ello, te explicamos por qué usar el vinagre para desinfectar. “El vinagre es bien conocido no solo por su versatilidad en la cocina, sino también por sus propiedades como limpiador, ya que resulta muy efectivo para eliminar depósitos minerales, como la cal, que quedan acumulados en las superficies”, explican los expertos del Instituto del Vinagre, quienes también han demostrado que el vinagre desinfecta los alimentos al eliminar bacterias como la Shigella sonnei y la Escherichia coli, que abundan en hierbas y frutas. En lo que respecta a la desinfección doméstica, hay algunos que difieren acerca la efectividad del vinagre para limpieza, sin embargo, expertos en tóxicos y bioconstrucción de Ecologistas en Acción, lo recomiendan gracias a su concentración al 5% de ácido acético en agua y compuestos de ácido tartárico y ácido cítrico, los cuales son altamente desinfectantes: "Los limpiadores ecológicos caseros, como el vinagre, son productos eficaces para limpiar la casa según sus usos, pero también son más sanos y baratos y no contaminan el medio ambiente”. La Asociación de Empresas de Detergentes y Productos de Limpieza, Mantenimiento y Afines (Adelma), aconseja mezclar el vinagre con otras sustancias naturales para para reforzar la acción desinfectante del producto, como con combinaciones de vinagre con limón. Si aún no estás seguro de cómo usar este desinfectante natural, o qué limpiar con él, a continuación de damos algunas ideas. Superficies de cocina Las propiedades antibacterianas del vinagre lo convierten en el producto ideal para desinfectar las superficies de cocina. Mezcla a partes iguales vinagre blanco con agua y prepárate para dejar tu cocina reluciente y libre de gérmenes. Cañerías El vinagre es uno de los desinfectantes de baño y cañerías más eficaces, ya que elimina moho y bacterias. Sus propiedades acaban con los depósitos minerales de fregaderos, grifos, inodoros, duchas y bañeras, además de que conserva el brillo de los materiales. Esteriliza esponjas Puedes esterilizar las esponjas que utilizas para limpiar y así asegurarte de que no repartirás bacterias al mezclar agua y vinagre en un recipiente, sumergir las esponjas sucias en un recipiente con la mezcla y ponerlas a calentar en el microondas durante cinco minutos. Desinfecta dispositivos electrónicos Los dispositivos como celulares, controles, pantallas y tablets están llenos de gérmenes porque frecuentemente los traemos en la manos, por ello, puedes desinfectarlos al humedecer un paño de microfibra con un poco de vinagre con agua destilada. ¿Tú qué cosas desinfectas con vinagre?
Como mexicanos, tenemos claro que los tacos en tortilla dura y con forma de quesadilla no son tacos, pero dentro del universo tex-mex, son un manjar con mucha historia.Pero ¿cuándo surgió este tipo de comida?, ¿quién la hizo popular? Su origen no sólo es una mezcla de dos culturas, sino todo un viaje de sabores.La etiqueta “Tex-Mex” se usó hasta la década de 1960 para describir la comida única del estilo de la región fronteriza, pero su origen se remonta más de cien años atrás, cuando Texas ¡todavía era parte de México! Así, el término se puede rastrear como una abreviatura del Ferrocarril Texas-Mexicano, alrededor del año 1875.Pero durante las décadas siguientes a los 60, diferentes ingredientes y estilos de cocina se combinaron a lo largo de la frontera para convertirse en lo que hoy llamamos Tex-Mex. El primer uso puede deberse a un artículo de 1963 en la revista The New York Times, sin embargo, el término realmente no despegó hasta la publicación del libro de 1972 “Las cocinas de México”, de la autora y gastrónoma inglesa Diana Kennedy.Kennedy, conocedora de la cocina mexicana y ganadora de Orden Mexicana del Águila Azteca, usó el término para establecer una distinción importante entre la auténtica cocina mexicana y la versión americanizada, que era popular en Texas. Los propietarios de restaurantes mexicanos se ofendieron por el término al principio, pero, al final, la mayoría abrazó el término.Ahora, en cuanto a la comida, el tex-mex tiene sus raíces en las misiones españolas, donde se mezclaban alimentos básicos aztecas como frijoles, con ingredientes europeos, como el arroz. Los españoles también trajeron consigo muchos sabores que son esenciales para la cocina Tex-Mex, entre ellos, el aceite de oliva, la cebolla, el ajo, el orégano y el cilantro.Así, los tejanos descendientes de españoles fueron quienes mezclaron estos dos estilos de cocina después de que Texas se convirtió en un estado independiente y más tarde parte de Estados Unidos, logrando mantener su identidad y al momento de combinar sus recetas familiares tradicionales con los nuevos sabores que llegaron al área a medida que los estadounidenses emigraron al estado.Los platillos más famosos dentro de la comida Tex-MexEl chili con carne es un guiso de carne molida y chiles (y a veces frijoles) que se convirtió en un plato popular en San Antonio durante la década de 1880. Se trata de un plato esencial Tex-Mex que encontró una audiencia aún mayor en la Feria de la Palabra de 1893 en Chicago, gracias a la aparición del puesto de chili de San Antonio.Por su parte, los burritos nacieron en la frontera y se cree que recibieron este nombre en Ciudad Juárez, durante la Revolución Mexicana, gracias a un vendedor ambulante que los sirvió desde la parte trasera de su burro.Algunas otras de las comidas Tex-Mex más famosas son los nachos, nombrados así por un chef mexicano que por supuesto se llamaba Ignacio; las chimichangas, de las cuales dos restaurantes, en Arizona reclaman ser los creadores, y los frijoles refritos, que en México conocemos bien.Actualmente, la comida Tex-Mex existe en muchas partes del mundo, con restaurantes en Francia y muchísima demanda en Estados Unidos. Así que claro que el Tex-Mex no es completamente mexicano, pero sí tiene raíces y no deja de ser una delicia a la hora de comer.Anímate a probar esta vertiente de la comida mexiana en Estados Unidos con estas deliciosas recetas:Lasaña Tex MexBurrito de Pollo Búfalo con AguacateNachos con Queso y Chili con Carne
De entre las enfermedades crónicas, el hígado graso o esteatosis hepática no alcohólica es una de las más comunes y entre 20 y 30 por ciento de la población mundial lo padece.Hay varios factores para que una persona desarrolle esta enfermedad, entre ellos, algunos de carácter genético, pero también ambientales, sociales y de comportamiento, en especial, alimenticio, por lo que llevar una alimentación adecuada y congruente con las necesidades de cada persona es esencial.¿Qué es hígado graso?Es una afección que ocurre cuando la acumulación excesiva de grasa en el hígado provoca inflamación, lo que puede desarrollar cicatriz por la inflamación constante (conocido como fibrosis) y, finalmente, provocar daño hepático crónico o cirrosis.Aunque con frecuencia las personas quieren saber los síntomas de hígado graso, este padecimiento tiene una progresión asintomática, “solo algunos con estatohepatitis no alcohólica pueden presentar fatiga, malestar general y dolor abdominal “vago” en cuadrante superior derecho”, de acuerdo con la Secretaría de Salud. Por otra parte, según la Organización para Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), la obesidad es considerada uno de los principales factores de riesgo de esta enfermedad. Además de la diabetes, los niveles excesivamente elevados de colesterol o grasas en la sangre (dislipidemia), el síndrome metabólico (es decir, el conjunto de presión arterial elevada, azúcar en la sangre elevada, exceso de grasa corporal en la cintura y niveles anormales de colesterol) y la etnia, pues estudios han mostrado que los hispanos y japoneses padecen más de hígado graso.Dieta para el hígado grasoCuando una persona es diagnosticada con hígado graso, el tratamiento no farmacológico con frecuencia indica una modificación en el estilo de vida, por ejemplo, eliminar el consumo de alcohol, bajar de peso y una dieta hipocalórica sola o en conjunto con incremento en la actividad física, claro, todo guiado por profesionales de la salud, como un nutriólogo.La dieta hipocalórica consiste en controlar la ingesta de calorías, pues cuando consumimos más calorías de las que necesitamos, estas se almacenan como tejido graso o adiposo.Por ejemplo, en esta dieta se suele reducir la ingesta diaria de alimentos que aportan hidratos de carbono complejos, como el arroz, la pasta o el pan y preferir el consumo de hortalizas, carnes magras (aquellas que contiene poca grasa, como la pechuga de pollo), pescados, frutas y huevo, todos ellos cocinados de formas saludables, como a la plancha o al vapor.Este tipo de dieta no elimina el consumo de ningún tipo de nutriente, sino que simplemente indica su ingesta en una cantidad mínima. Trata de llevar una dieta equilibrada rica en frutas, verduras, proteínas y carbohidratos, pero baja en grasas, azúcar y sal; comer porciones más pequeñas de alimentos también puede ayudarte con este propósito.Recuerda que esta enfermedad sólo puede ser diagnosticada por una médico y que una dieta siempre debe ser guiada por un nutriólogo, pues debe ir adapatada a tus necesidades.
La carne es, para muchos, una fiesta en el plato: es sinónimo de un día especial o simplemente, el ingrediente infaltable en nuestros amados tacos. Por eso cuando tres plantas empacadoras de carne cerraron sus puertas en Estados Unidos y casi al mismo tiempo un almacén trasnacional del mismo país limitó la compra de carne a unas cuantas piezas por familia, las especulaciones tanto en Estados Unidos como en México comenzaron a saltar. ¿Habrá carne suficiente para todos? ¿Nos quedaremos sin carne? Las preguntas se respiraban en el aire. Pensar si habrá suficiente carne para la cuarentena podría poner nerviosos a la mayoría. El COVID-19 ha afectado directamente a industrias como la cervecera o la restaurantera; la de la carne y embutidos tampoco ha quedado exenta. A principios de abril la línea de producción de tres enormes fábricas norteamericanas dio positivo de COVID-19 por lo que se tuvieron que suspender labores en ellas indefinidamente. A este hecho se le sumó que almacenes como Costco, en Estados Unidos, limitaron la venta de piezas de filete por familia y claro, como era de esperarse, los costos comenzaron a subir. El tema se volvió tan relevante que incluso Donald Trump pidió al Departamento de Justicia que se mantuvieran los precios de la res. Para terminar, en México –sí, todavía hay más– se suscitó un enorme incendio en la planta procesadora de carne de cerdo de Kekén, en Yucatán. Carlos Ramayo Navarrete, presidente de la Asociación Ganadera Local de Porcicultores, aseguró que el abastecimiento estaba bajo control.Para comprobarlo entrevisté a Germán Navarrete, chef ejecutivo de U.S. Meat en México, quien me confirmó que “muchos restaurantes están trabajando sólo con delivery, por lo que los productores tienen suficiente carne: el suministro está asegurado”. Además, parece que el tema se terminará de resolver con el paso de las semanas, pues dos de las plantas norteamericanas cerradas ya están retomando su producción al menos lentamente, según me contó.Otra buena noticia es que hoy en nuestro país la carne de cerdo es más barata que en meses anteriores y esto a nuestros bolsillos y antojos los deja respirar un poco. Podemos comprar cerdo o, en el tiempo que nos queda de encierro, aventurarnos a lo nuevo. Probar trozos de carne novedosos y económicos que, con buenas cocciones y recetas deliciosas, resulten en un descubrimiento que queramos conservar aun para tiempos postcovid. ¿Por qué no cocinar cola de res, espinazo de cerdo o pulpa de res? Son deliciosos y –nuestra palabra favorita de la temporada– baratos. Te aseguro que en ellos encontrarás ese apapacho que, a estas alturas del confinamiento, no está de más regalarle a tu familia. Aquí te comparto algunas recetas con algunos cortes a prueba de supermercados con alza de precios y a prueba de niños que no quieren comer: espinazo de cerdo en pasilla, esquites con tuétano, brisket de cerdo glaseada, pierna de cerdo en pipián rojo. Cuéntame cómo te quedan.
NEWSLETTER

Suscríbete al news de kiwi y recibe recetas originales de temporada, menús y mucho más cada semana en tu inbox.

Enviar
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD