Ofrenda de Día de muertos en México
Halloween y Día de Muertos

Ofrenda de Día de muertos en México

Por Kiwilimón - Octubre 2012
El Día de Muertos en México se ha formado como una tradición de muchos años, misma que conlleva a una variedad de actividades y tradiciones muy marcadas. Además, estas tradiciones se remontan mucho tiempo antes de la llegada de los españoles. Es en estas fechas en donde los colores, los sabores y los olores se mezclan y es cuando sabemos perfectamente que el festejo y honor, a quienes partieron no sólo en fechas recientes sino ya muchos años atrás, se ha dado. Podremos ver en diversas partes de la República Mexicana una diversidad de comidas en honor a los muertos. Por ejemplo, las ofrendas son una acción tradicional en donde se coloca sobre una superficie una serie de platillos y bebidas que eran del agrado de las personas a las que se desea recordar. Y así como ofrendas podemos encontrar dulces en forma de calaveritas, adornos en las casas y muchas flores. Para que hagas tu ofrenda, deseamos recomendarte algunas recetas muy buenas, mismas que también podrás preparar para ofrecer a tus familiares y amigos en estas fechas importantes de todos los años. (te recomendamos hacer click en el título de la receta para ver más detalles de preparación) Arroz a la Mexicana. Una receta sencilla y deliciosa de arroz mexicano con sabores a tomate, zanahoria y chicharos. Quesadilla de Queso con Guacamole. Las quesadillas hechas en casa son una verdadera delicia. Enchiladas de Mole. Enchiladas de pollo y queso bañadas en una salsa de mole poblano. Esta receta de enchiladas de mole es un verdadero manjar para desayunar o disfrutar a cualquier hora. Tinga Poblana. La Tinga Poblana es un platillo típico mexicano elaborado con carne deshebrada en una salsa de jitomate, con chorizo y un ligero sabor a chipotle. Sirve con Tortillas Milpa Real y disfruta a la hora de la comida o en una taquiza familiar. Enchiladas Gratinadas. Las enchiladas son un platillo tradicional Mexicano. La receta de enchiladas gratinadas te encantará. Caldo Tlalpeño. El caldo tlalpeño es un platillo típico mexicano que consiste en un consomé de pollo con verduritas, pollo deshebrado, aguacate, garbanzos y chile. Arroz Verde. Una receta riquísima para hacer un arroz verde a base de una salsa de tomate verde y chile poblano. Pipian Blanco. Una sabrosa manera de preparar pollo. Enchiladas Suizas Sencillas. Ricas y fáciles de hacer. Chalupas Poblanas. Las chalupas son tortillas fritas cubiertas de salsa, cebolla y carne de res/puerco/pollo deshebrada con salsa roja o verde, una verdadera delicia.  

Para conocer más recetas de cocina para la ofrenda de Día de Muertos, haz click aquí.

   
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
“Dale, dale, no pierdas el tino, porque si lo pierdes, pierdes el camino”. ¿Quién no ha cantado estas notas con la alegría de ser el siguiente en la fila para romper la piñata. Y es que las piñatas son inherentes a las fiestas decembrinas, como lo es el ponche o los villancicos. En México, las fiestas navideñas son el resultado del sincretismo entre las fiestas prehispánicas, cristianas y populares. Y las posadas, que se celebran del 16 al 24 de diciembre, son una culminación de procesiones, cánticos y, por supuesto, piñatas. Como señala el Museo de Arte Popular: “En México, antes de la conquista española se celebraba el advenimiento de Huitzilopochtli en el mes Panquetzaliztli, el cual coincidía con la época en que los europeos festejaban la Navidad. Esto hizo que las posadas o jornadas, fueran una de tantas ceremonias de carácter profano-religioso que utilizaron para sustituir los antiguos ritos de los indígenas, por la fe católica. Durante los primeros años de la Colonia la costumbre era concurrir a los atrios; pero los indígenas ya evangelizados y encariñados con las tradicionales ceremonias, las trasladaron a sus casas. Ya en 1808, las posadas se desarrollaban con entusiasmo desbordante, principalmente en la Ciudad de México, en casi todas las familias y con más o menos lujo, según sus posibilidades.” Las posadas son parte de los festejos decembrinos en México. Durante ocho días las iglesias y los patios de las casas se visten con piñatas de cartón o barro muy coloridas, de siete picos o de los personajes en tendencia. Las piñatas aguardan a aquel que va a romperla con un palo que representa la virtud y nosotros nos emocionamos cuando llega nuestro turno para romperla o bien para lanzarnos a la rebatinga para elegir las mejores frutas o dulces con lo que haya estado rellena. ¿Qué significa hacer una piñata?Julio Pérez es la tercera generación de piñateros mexicanos. Su abuelo y su padre le enseñaron el oficio, mismo que él ha conservado durante toda su vida y ha transmitido a sus hijos y nietos. Para él, el secreto de una piñata es que esté hecha con el corazón: “No tengo palabras para describir lo que representa para mí el hacer piñatas, porque cada que haces una, pones un pedacito de tu corazón. Todo lo que aprendiste con el paso de los años lo vas poniendo en cada hojita que vas poniendo o en la combinación que decides utilizar en cada creación”. Julio vende cada año sus piñatas en el Mercado de Jamaica, sobre Avenida Morelos. En su casa, cortan el papel cada vez que se acerca la temporada y las arma junto con su familia ya en el mercado. Cuando no es temporada decembrina, vende flores y fruta, pero su mayor ilusión es cuando llega la temporada de piñatas porque así puede compartir con todos los que los visitan el oficio que le aprendió a su padre y este, a su vez, a su abuelo. En su puesto, uno de los más coloridos de Avenida Morelos, podrás encontrar piñatas de hasta tres metros. Hay de papel y periódico, de olla y de papel picado, de siete, ocho y hasta nueve picos, así como de burritos y tus personajes favoritos. Todas son una delicia a la vista porque son reflejo del corazón de la familia Pérez, que lleva tres años al servicio de la alegría y las piñatas mexicanas. Una probadita de las mejores piñatas Si te gustan las piñatas, visita hasta el 12 de diciembre el patio del Museo de Arte Popular, en Revillagigedo 11, en el Centro Histórico. Aquí podrás ver las piñatas ganadoras de la 15a edición del Concurso de Piñatas Mexicanas del MAP, en el que participaron 230 piñatas de artesanos, colectivos y público en general de todo el país. O bien, atrévete a prepararlas en platillos festivos que serán la alegría de todos en la mesa, como en una rica gelatina de piñata o un pastel de piñata. ¡Disfruta tus posadas con un ponche calientito y no pierdas el tino!
La Navidad está a la vuelta de la esquina, por lo que este es el momento perfecto para comenzar a planear tu cena navideña, pues así podrás organizarte mejor y cocinar en menor tiempo. Por otro lado, sabemos que además de tu sazón tan especial, es importante cocinar todos tus platillos de manera correcta, pues de esta manera los disfrutarás al máximo. Si elegiste platillos navideños tradicionales como pavo, pierna o lomo, en kiwilimón tenemos los mejores consejos para cocinar estos platillos a la perfección y que queden jugosos y deliciosos. Recuerda, no hay mejor manera de demostrar tu amor hacia tu familia y amigos que con una cena de Navidad casera.Cómo preparar un pavo jugoso para NavidadPara que el pavo quede increíblemente jugoso, todo lo que necesitas es un poco de agua con sal. Esta técnica consiste en sumergir el pavo en una mezcla de agua con sal, ya que de esta manera, el pavo tendrá más líquido y la carne no se secará demasiado en el horno. Para remojar tu pavo y que quede muy jugoso, solo necesitas:4 litros de agua¾ de taza de salHierbas de olor, clavo de olor, pimienta o especias al gustoInstruccionesCalienta el agua hasta que esté tibia, añade la sal y disuelve. Deja que la mezcla se enfríe.Coloca el pavo descongelado dentro de un recipiente grande, añade las especias y hierbas de olor y después vierte el agua con sal.El pavo debe estar cubierto con agua por completo. Tapa el recipiente y guárdalo en el refrigerador.Deja reposar entre 12 a 24 horas.Una vez que haya pasado este tiempo, tira el agua y usa una toalla de papel para quitar el exceso de agua del pavo.El pavo estará listo para el horno, solo debes añadir especias, mantequilla, aceite de oliva y vegetales. Recuerda ya no agregar más sal al pavo.También puedes leer: 10 consejos para hacer el mejor puré de papaCómo cocinar un pavo a la perfecciónPrecalienta el horno a 232 °C y cuando pongas el pavo en el horno, cocina a 176 °C.Hornea el pavo dependiendo de su peso. Para un pavo jugoso, deberás hornear por alrededor de 13 minutos por cada ½ kilo, es decir, si tu pavo pesa 4 kilos, tendrás que hornear por alrededor de 1 hora con 45 minutos.Una vez que el pavo esté listo, déjalo reposar por lo menos 15 minutos antes de cortar y servir.¿Cómo cocinar un lomo navideño?Precalienta el horno a 200° C, estoy ayudará a que el lomo retenga el jugo de la carne.Prepara una mezcla de especias para el lomo, pues incluir sal, pimienta, aceite de oliva, ajo en polvo, cebolla en polvo, etc.Coloca el lomo en la charola para hornear, pero recuerda que la parte con más grasa debe colocarse hacia arriba, pues de esta manera la carne no perderá su jugo.Una vez que el lomo esté dentro del horno, baja la temperatura a 175 °C y cocina 20 minutos por cada medio kilo.Cuando el lomo de cerdo esté listo, cúbrelo con aluminio y deja reposar por al menos 20 minutos.También puedes leer: 8 formas de usar el pavo para el recalentadoConsejos para preparar una pierna jugosaMarina la carne con una mezcla de especias, chiles, ajo, cebolla y cualquier otro ingrediente, ya que entre más tiempo se marine, mejor sabor tendrá.Precalienta el horno para que la carne se dore y después baja la temperatura para que se cocine de manera perfecta, pero sin perder su jugosidad.Las mejores recetas de pavo, lomo y pierna para NavidadAhora que ya sabes cómo hacer que la carne quede muy jugosa, solo necesitas inspiración para encontrar la receta perfecta de pavo, lomo o pierna.Pavo a la MostazaPavo Relleno de Manzanas y Trenzado de Jamón SerranoPavo al Vino Tinto y Compota de UvasLomo de Cerdo con Salsa Cremosa de ChipotleLomo de Cerdo Relleno de Manzanas y ArándanosLomo de Cerdo HojaldradoPierna de Cerdo Glaseada en Salsa de PiñaPierna de Cerdo a la CervezaPierna de Cerdo Adobada con Naranja
En México, las familias mexicanas que residen en el centro del país suelen preparar un platillo muy tradicional para Navidad y Año Nuevo: romeritos con mole y camarones. También conocido como revoltijo. Este plato se cocina a base de romeritos, papas cambray, nopales, mole y camarón seco. Aunque este guisado típico no puede faltar durante las fiestas decembrinas, también se consume durante la Cuaresma. Si te gustan los romeritos, tenemos buenas noticias para ti, pues además de ser un alimento económico y rendidor para la cena de Nochebuena, este quelite también es rico en vitaminas, minerales y otros nutrientes, lo que lo convierte en el ingrediente perfecto para comer bien y de manera saludable. En kiwilimón te contamos más sobre los muchos beneficios de comer romeritos.¿Qué son los romeritos?Los romeritos, también conocidos como romerillos o quelites salados, son una planta comestible, la cual es originaria del Valle de México, aunque en otros lugares se le considera como maleza. Este tipo de quelite suele crecer en la milpa, junto con otros alimentos básicos para la gastronomía de México, tales como el frijol, la calabaza y el maíz.El origen de los romeritosAunque hoy en día los romeritos suelen prepararse con mole y camarones, este ingrediente no es nuevo en la cocina mexicana, pues de acuerdo con la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, este quelite se comía en la épica prehispánica. En la época antigua, los aztecas preparaban los romeritos con huevecillos de mosco acuático, los cuales tienen un sabor muy similar al del camarón. La Secretaría de Agricultura señala que este platillo se consumía durante los ayunos que se realizaban previo a las celebraciones para los dioses. Posteriormente, durante la colonización, el consumo de este quelite disminuyó de manera importante, pues se le consideraba como maleza. En aquellos años, las monjas se dieron a la tarea de combinar la planta comestible con mole, nopales, camarón y papas, un guisado conocido como romeritos navideños o revoltijo, los romeritos volvieron a ganar terreno dentro de los hogares mexicanos. En la actualidad, este platillo es uno de los más populares entre las familias.También puedes leer: Los beneficios del ponche de frutas¿Cuáles son los beneficios de comer romeritos?Según los expertos, los romeritos son igual de saludables que las acelgas, las espinacas y los berros, gracias a su alto contenido de vitaminas, minerales y otros nutrientes.Ácido fólico: Esta vitamina es esencial para la creación de células nuevas, por lo que es ideal para las mujeres embarazadas.Aminoácidos: La Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU. menciona que los aminoácidos son una fuente de energía, pero también son necesarios para crecer, descomponer alimentos y reparar tejidos.Antioxidantes: Los antioxidantes son importantes, ya que ayudan a combatir los efectos de los radicales libres, los cuales pueden causar enfermedades como el cáncer.Calcio: Este mineral ayuda a tener huesos y dientes sanos y fuertes.Fibra: Previene el estreñimiento y mejora la digestión.Hierro: Mineral esencial en la producción de proteínas hemoglobina y mioglobina, previene la anemia.Potasio: Es un mineral y electrolito que ayuda en el funcionamiento de los nervios y los músculos, así como para tener un ritmo cardiaco constante. Por si fuera poco, también es ideal para que los nutrientes fluyan a las células.Vitamina A: Una vitamina esencial para los huesos, la visión y el sistema inmune.Vitamina B2: Te ayudará a la reparación de los tejidos, mientras que también es benéfica para la piel.Vitamina C: Esta vitamina es buena para la piel y los huesos. Es rica en antioxidantes.También puedes leer: Los beneficios de tomar té de tejocote¿Los romeritos combaten la gastritis?Información publicada por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) indica que los quelites, son benéficos para el tratamiento contra la gastritis. La científica Irma Romero Álvarez, del Departamento de Bioquímica de la Facultad de Medicina de la UNAM, relató que se descubrió que los romeritos, y todos los quelites, tiene un efecto importante sobre la bacteria Helicobacter pylori, la responsable detrás de la gastritis. En entrevista con la universidad, Romero Álvarez señaló que "todas las especies de quelites (...) inhiben a la bacteria, incluso mejor que el metronidazol". Además de la gastritis, esta bacteria también es la responsable de padecimientos como la úlcera péptica y el cáncer gástrico. La experta indicó que el consumo de romeritos y otros tipos de quelites ayuda a prevenir la aparición de la gastritis, aunque debemos enfatizar que su consumo no cura la enfermedad, simplemente mejora los síntomas y evita el empeoramiento. Recuerda que si quieres aprovechar todos los beneficios que los romeritos tienen para tu salud intestinal, lo más recomendable es cocinarlos al vapor, ya que al agregar mole, esto te podría provocar agruras y gastritis.¿Por qué comemos romeritos con mole para Navidad?Según la Secretaría de Agricultura, las familias del centro del país disfrutan de los deliciosos romeritos durante la cena de Navidad y Año Nuevo desde la época de la colonización. Por aquellas épocas, las personas religiosas realizaban una vigilia durante el 24 de diciembre, por lo que este platillo sin carne era la opción perfecta, pues es rendidora y llenadora.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD