La historia del Día de los Enamorados
San Valentín

La historia del Día de los Enamorados

Por Kiwilimón - Febrero 2015
Festejamos el amor con cenas, velas, lencería y encuentros de alto voltaje. Pero... ¿Cuál es el origen de esta celebración? ¿Por qué es el 14 de febrero? Te contamos por qué hoy es el día de los que pierden la cabeza por amor. 14 de febrero es una fecha para recordar al ser amado, regalar chocolates, corazones y flores… Eso sí, dándole envidia a los solteros que no tienen con quién festejar este Día de los Enamorados, también conocido como San Valentín. ¿De dónde nace esta historia? En la antigua Roma se adoraban a unos 15 dioses y se perseguía a los cristianos. Sin embargo, había sacerdotes muy empecinados en que la gente se casara bajo el ritual cristiano. Valentín fue uno de los que se dedicó a casar parejas aún cuando el emperador lo había prohibido. El dirigente romano tenía la creencia de que los soldados casados no eran tan buenos y eficientes como los solteros… Porque los casados querían volver a casa y los otros no tenían esa urgencia. Además, en la antigua Roma, el 15 de febrero se celebraba el día de la fertilidad o Lupercalia (en honor del dios Lupercus) y más gente quería contraer matrimonio en esa fecha. El emperador se enteró que Valentín hacía casamientos clandestinos y lo mandó detener. Fue en ese momento en el que el sacerdote intentó cristianizarlo. Aunque en un principio Claudio II se sintió atraído por aquella religión que los mismos romanos perseguían, los soldados y el propio Gobernador de Roma lo obligaron a desistir y organizaron una campaña en contra de Valentín. El emperador romano cambió de opinión y ordenó al gobernador de Roma que procesara al sacerdote. Acto que llevó a cabo Asterius, su lugarteniente. Cuando éste estuvo delante de Valentín se burló de la religión cristiana y quiso ponerlo a prueba: le preguntó si sería capaz de devolverle la vista a una de sus hijas que era ciega de nacimiento. El sacerdote aceptó y en nombre del Señor obró el milagro, cristianizando a la chica. Pero hubo un problema… Valentín se enamoró de la muchacha. En la víspera de su ejecución, le envió una nota de despedida que firmó con las palabras "de tu Valentín", de ahí el origen de las cartas de amor y poemas que se envían los enamorados en esta fecha. El lugarteniente Asterius y toda su familia se convirtieron al cristianismo pero no pudieron liberar a Valentín de su ejecución. San Valentín fue decapitado el 14 de febrero del 270 d.C… ¡El día de los que pierden la cabeza por amor!

Recetas para el Día de los Enamorados

Las mejores recetas de cocina para preparar este día del amor y la amistad. Consiente a tu pareja con un desayuno en la cama o celebra con tus mejores amigos preparando postres de chocolate y organizando una cena con ellos.

Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La gastronomía mexicana es rica, variada y consta de sabores muy complejos, es tan maravillosa que fue nombrada como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO en 2010. Sin embargo, no debemos confundir la comida mexicana con la comida prehispánica, pues la primera se refiera a nuestra cocina actual, la cual es el resultado del mestizaje entre los nativos y los colonizadores españoles, así como la influencia de migrantes de todas partes del mundo. En el caso de la comida prehispánica, esta se refiere a recetas de comida creadas por los pueblos originarios, las cuales se consumen desde hace cientos o miles de años. Aunque parezca difícil de creer, hoy en día existen platillos prehispánicos que sobrevivieron a la colonización y al surgimiento de nuevas técnicas y recetas, aquí te contamos cuáles son.Platillos de comida prehispánica que aún disfrutamosComo seguramente ya sabes, la cocina prehispánica se basaba en tres principales ingredientes: maíz, el chile y el frijol. Estos alimentos no solo eran nutritivos y accesibles, también tienen una infinidad de beneficios y propiedades. Aunque no todos los platillos prehispánicos se preparaban con estos tres ingredientes, si eran los más populares. A continuación, te contamos sobre las recetas de comida prehispánica que aún disfrutamos hasta nuestros días, ¡te sorprenderás!También puedes leer: El pipián, un platillo prehispánico con mucha historiaChileatoleEl chileatole es un atole salado que se prepara con masa de maíz, elote, chiles verdes y epazote. Aunque este platillo data de la época prehispánica, hoy en día existen nuevas versiones, las cuales incluyen carne y verduras.PozoleEl pozole es otro de los platillos prehispánicos que sobrevivió a la colonización. La palabra proviene del náhuatl pozolli, que significa “espumoso”. Durante la época prehispánica, este caldo se preparaba con carne de itzcuintlis, un roedor que hoy conocemos como tepezcuintle. Los expertos también señalan que, en algunas ocasiones, los aztecas preparaban pozole con carne humano, aunque cabe señalar que esta no era una práctica común. Con la llegada de los colonizadores, también llegó la carne de cerdo a nuestro territorio, por lo que el pozole comenzó a prepararse con maíz cacahuacintle y este tipo de carne. Años más tarde, surgieron recetas de pozole rojo, verde y blanco, los cuales se acompañan con pollo, mariscos y carne de cerdo.TlacoyoEste delicioso antojito también data de la época prehispánica. La palabra tlacoyo proviene del náhuatl nacatlaoyo. De acuerdo con Fray Bernardino de Sahagún, “usaban también muchas maneras de tortillas para la gente común. Una manera della se llaman tianquiztlacualli; quiere decir 'tortilla o tamal que se vende en el tiánguez'. Otra manera del tiánguez, que se llama íztac tlaxcalli etica tlaoyo, quiere decir 'tortilla muy blanca que tiene de dentro harina de frijoles no cocidos'”. Hoy en día se preparan con masa de maíz azul o blanca, para luego rellenarse con requesón, frijoles, haba o chicharrón. Suele acompañarse con ensalada de nopales, queso fresco, requesón y salsa.También puedes leer: Bebidas prehispánicas: delicias de maíz y cacaoTamalesEl tamal, del náhuatl tamalli, que significa envuelto, es otro de los platillos de origen prehispánico. Según los expertos, los nativos comenzaron a preparar tamales alrededor del año 250 a. C. y solían disfrutarse durante fastuosos banquetes. En la época prehispánica, los tamales se preparaban con masa de maíz y chile, pero a veces también se rellenaban con frijoles o camarones, para luego envolverse en hojas de maíz y cocerse al vapor.Pipián¿Sabías que el pipián era uno de los platillos favoritos de Moctezuma? Esta receta de comida prehispánica se preparaba a base de pepitas de calabaza tostadas, chile y pescado o gallina. Con los años, comenzaron a añadirse especias y carne de cerdo al guiso, pero este es 100% de origen prehispánico.MemelaLa memela es otra receta de comida prehispánica que aún disfrutamos hoy en día. La palabra proviene de los términos tlaxcalmimilli y mimilli en náhuatl, lo que se traduce como tortilla larga. Según Fray Bernardino de Sahagún, las memelas prehispánicas se preparaban masa de maíz y chile. Hoy en día, las memelas se preparan con muchas maneras, aunque es común comerlas con un poco de manteca de cerdo, frijoles, salsa y queso.También puedes leer: 7 recetas fáciles de comida mestizaRecetas de comida prehispánica para preparar en casaSi quieres experimentar los sabores auténticos de nuestros ancestros, pon manos a la obra y prepara estas recetas de comida prehispánica que kiwilimón tiene para ti:Chileatole Fácil7 formas diferentes de preparar pozole3 Bebidas Prehispánicas3 Tlacoyos MexicanosTamales3 Recetas con Pipián
En los últimos años, muchas personas han comenzado a buscar alternativas para reemplazar la azúcar refinada, especialmente ahora que enfermedades como la diabetes y la obesidad comenzaron a afectar a una gran parte de la población. Ahora podemos encontrar alternativas como fruta del monje, estevia, azúcar de coco y miel de agave, aunque este último es quizás el que más ha ganado popularidad, pues se cree que es 100% natural y que no daña nuestra salud, sin embargo, ¿qué tan saludable es el néctar de agave? ¡Aquí te contamos todo lo que tienes que saber sobre este ingrediente!¿Qué es la miel de agave?La miel de agave, también conocida como néctar, es un endulzante líquido que se obtiene del agave o maguey, la planta que también se utiliza para producir tequila. Este néctar tiene un color ámbar y suele ser más dulce que la miel y otros endulzantes, por lo que se requiere una cantidad menor para cocinar. A diferencia de la miel de abeja, este derivado del agave es una opción 100% vegana. También puedes leer: Los beneficios de sustituir el azúcar por monk fruit¿Es bueno comer miel de agave?Aunque las opiniones están divididas sobre este ingrediente de origen mexicano, la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard señala que “en el caso de la miel de agave, hay una diferencia en la manera en el que el cuerpo la procesa a comparación del azúcar de mesa. La miel de agave es mayormente fructuosa, la cual no incrementa los niveles de azúcar (glucosa) en la sangre de manera directa. En cambio, la fructuosa se va al hígado para convertirse en glucosa”. Adicionalmente, una investigación publicada en 2014 estudió los efectos de la miel de maguey en un grupo de ratones. Los resultados indican que este endulzante de origen mexicano podría ser una opción saludable a comparación del azúcar de mesa, pues los ratones que consumieron agave tenían niveles de glucosa menores y subieron menos de peso que aquellos que consumieron azúcar refinada. A pesar de estos resultados, aún faltan más estudios para confirmar los beneficios de la miel de agave. La institución también señala que “consumir demasiada fructuosa puede causar que el hígado comience a producir grasa en forma de triglicéridos. Los niveles crónicamente altos de triglicéridos aumentan en riesgo de padecer diabetes o enfermedades del corazón”. Por lo tanto, los expertos de la universidad concluyen que no importa el tipo de azúcar que uses, pues lo “importante es limitar la cantidad total de azúcar añadida en tu dieta”. También puedes leer: 5 formas naturales de mantener tus índices de azúcar bajosLos beneficios de consumir miel de agaveSegún el portal WebMD, jarabe de agave es rico en las siguientes vitaminas:Vitamina B2Vitamina B6Vitamina B9Vitamina KLa miel de maguey tiene un índice glucémico bajoDe acuerdo con los expertos, la miel de agave tiene un índice glucémico bajo a comparación del azúcar, por lo que puede ser una opción para las personas con diabetes o para quienes buscan reducir su consumo de azúcar. Recuerda que antes de introducir alimentos a tu dieta deberás consultar a tu médico de cabecera.Razones para limitar el consumo de la miel de agaveTienes más calorías que el azúcar de mesa.El consumo excesivo de fructuosa tiene consecuencias severas en la salud, por lo que no es de todo recomendable para las personas que padecen diabetes.Aunque la miel de agave tiene un índice glucémico bajo, no es una opción 100% saludable, por lo que te recomendamos acudir a un profesional de la salud antes de incorporarla en tu dieta.
Read in EnglishSi bien tallar calabazas es una de las tradiciones más famosas de Halloween, tallar rábanos en la víspera de Navidad es una tradición muy popular en el estado de Oaxaca con más de un siglo de antigüedad. La noche de los rábanos se realiza cada 23 de diciembre y es la celebración navideña más anticipada de Oaxaca durante la época decembrina. Esta peculiar tradición surgió como una estrategia de venta, pues los comerciantes solían adornar sus puestos con curiosos rábanos tallados con los que buscaban llamar la atención de los marchantes para incrementar sus ventas. En la Nochebuena de 1897, el entonces presidente municipal, Francisco Vasconcelos, organizó la primera exposición de rábanos tallados después de admirar los puestos decorados con las llamativas figurillas. Con el tiempo, la noche de los rábanos se convirtió en un concurso anual en el que hortelanos y floricultores dan vida a obras de arte efímeras entre las que destacan nacimientos, escenas bíblicas y tradiciones típicas de la región. A pesar de que el tallado de rábanos es la categoría más popular, trabajos realizados con totomoxtle (hoja de maíz seca) y flor inmortal también participan en el concurso. Los rábanos utilizados durante el festival se cultivan con tres meses de anticipación y son para uso exclusivo del concurso de tallado. La mayoría de los ejemplares que se utilizan durante la noche de los rábanos llegan a medir alrededor de 50 centímetros y tienen un peso aproximado de tres kilogramos. Una vez que los rábanos están listos para ser cosechados, hombres, mujeres y niños se reúnen para cosechar hasta catorce toneladas de rábanos que adornan el Zócalo de Oaxaca cada 23 de diciembre. La tradición del tallado de rábanos ha prevalecido durante más de un siglo y continuará en los años venideros. Ahora, ya sabes, la próxima vez que |disfrutes de un tradicional pozole coronado con rodajas de rábano, recuerda que la celebración navideña más anticipada de Oaxaca es la noche de los rábanos.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD