6 Cremas CALIENTITAS que tienes que probar en OTOÑO

Por Kiwilimón - Noviembre 2016
Durante esta época del año la temperatura empieza a bajar y con ello, los antojos por platillos calientes son completamente justificables. Consiéntete con estas cremas y disfruta del otoño con mucho sabor.

Crema de flor de calabaza y elote

Esta crema ya es un clásico de la cocina mexicana. Sus deliciosos ingredientes la hacen una opción bastante nutritiva. Si tienes comensales quisquillosos, te sugerimos que licúes bien los ingredientes, ya que esta crema no se cuela.

1-crema_flor_de_calabaza Crema de Frijol

Espesita, cremosa y llena de sabor, así es esta crema de frijol, tradicionalmente mexicana.  La harina le da una mayor textura a esta crema, pero es importante que no la dejes hervir ya que se puede pegar y no dejes de mezclar. Puedes agregar chipotle o chile seco para que esté picosita. 2-sopa_frijol

Crema de Tomate

A todos nos gusta el tocino, y es lo que hace que esta crema sea tan especial y deliciosa. Desde el color es atractiva y apetitosa, y tiene un olor como ningún otro. Es una receta que les encantará a tus hijos al mismo tiempo que puedes sorprender a tus invitados. if-crema-de-tomate

Crema de champiñón, calabacita y papa

Esta crema es una excelente opción para los días en los que no quieres comer carne. La mezcla de champiñones, calabacitas y papas  la hacen un platillo exquisito que satisface incluso al comensal más remilgoso. crema-de-champinones

Sopa de chícharo con yoghurt

Además de saludable, esta versión de sopa de chícharo es mucho más rica que la tradicional. Es nutritiva y puede servirse en una cena elegante, nadie descubrirá tu ingrediente secreto. sopa-de-chicharo

Crema de pimiento

Para darle un sabor mucho más auténtico, te sugerimos usar pimientos frescos. Para esto, tendrás que asar tú misma los pimientos, pero te podemos asegurar que el resultado final valdrá la pena. Decora con crutones y quedará con una presentación increíble y un toque crujiente. sopa-de-pimiento Disfruta del otoño con la nueva licuadora T-fal InfinyForce. Su práctico panel te permite elegir  la correcta función de acuerdo con la receta que estés preparando. Cocina las más deliciosas cremas para este otoño con las funciones 4 y 5, exclusivas para sopas. emb-infinyforce16v-2 ¡Disfruta la nueva forma de licuar!
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En tiempos de crisis, los niveles de estrés y ansiedad suelen elevarse más, es por eso que te presentamos un par de formas infalibles para calmar los nervios, tal como algunas esencias naturales y tés relajantes para esta cuarentena que puedes preparar en casa. Derivado de la pandemia que azota al mundo desde diciembre del 2019, no debe sorprendernos el hecho de que el Consejo de Salubridad General haya emitido un comunicado del día 30 de marzo del 2020, declarando emergencia sanitaria nacional a epidemia por coronavirus COVID-19, razón por la que las personas se encuentran más preocupadas que hace algunos días. Sin embargo, es necesario conservar la calma y además de seguir las recomendaciones de higiene para prevenir el contagio de coronavirus COVID-19, también hay que cuidar cuerpo y mente para alcanzar el bienestar en todos los aspectos posibles y qué mejor que con esencias naturales y tés relajantes fáciles de hacer. Ya sea que te encuentres trabajando desde casa, estudiando en línea o simplemente le hayas puesto una pausa a tus actividades diarias fuera del hogar, seguramente el confinamiento y distanciamiento social te tiene un poco fastidiado, así que te presentamos 5 esencias naturales y tés relajantes que te ayudarán a tomar las cosas con más calma. Recuerda que las fragancias producidas por algunas hierbas, frutos y flores silvestres tienen propiedades que alteran nuestro estado anímico, y de la misma manera, existen algunas cuyos componentes pueden ayudarnos a relajarnos si las mezclamos en infusiones o tés. A continuación te presentamos aquellos que fácilmente puedes preparar en casa con ingredientes naturales. Té de orégano Además de ser una bebida llena de antioxidantes naturales, el té de orégano tiene el poder relajarte en momentos de mucho estrés. Su sabor es delicioso y puedes tomarlo durante la cena o más noche, ya que también ayuda a conciliar el sueño. Esencia de limón La esencia de limón ayuda a combatir la ansiedad y la tensión muscular que esta misma provoca. Puedes preparar un poco rallando la cáscara y guardándola dentro de un paño de algodón cerrado. Hiérvelo dentro de una olla con agua destilada hasta que se forme un aceite en la superficie. Guárdalo en un recipiente de vidrio cerrado y disfruta de su aroma cuando necesites relajarte. Té de manzanilla La manzanilla comúnmente es utilizada para aliviar malestares relacionados con la digestión, pero también posee propiedades calmantes y sedantes. Además, puedes combinarla con azahar y sus efectos serán más fuertes para aliviar el estrés o la ansiedad. Puedes tomarlo como té en bolsita o prepararlo como infusión al hervir las hiervas dentro de una olla pequeña. Esencia de lavanda La lavanda tiene importantes propiedades relajantes, ya que ayuda a disminuir la presión arterial y la frecuencia cardíaca. También se utiliza para regular el tratamiento del insomnio y muchos la usan para combatir la depresión. Para preparar la esencia de lavanda, puedes dejar secar unos ramitos al sol durante un día, después ponerlos a hervir con agua destilada en una olla y colar el resultado con un paño limpio. Guárdalo en un recipiente oscuro y cerrado y disfruta del aroma cuando más lo necesites. Té de tila La tila es una bebida ideal para descansar, conciliar el sueño y olvidarse de las preocupaciones de la vida diaria; no por nada es un remedio bastante recomendado por las abuelitas para que sus nietos lo tomen antes de un examen y así calmen sus nervios. ¿Conoces algún otro remedio o esencia que ayude a relajarse y a calmar los nervios? No olvides compartirlo en los comentarios.
Estás esperando un bebé, tu cuerpo está cambiando y diario tienes sensaciones nuevas. Y si durante toda tu vida la nutrición es muy importante, durante el embarazo cobra un significado mucho más valioso y especial.Las necesidades nutritivas de una mujer cambian radicalmente durante el embarazo; muchas veces lo que necesita tu cuerpo suele manifestarse a través de los antojos y una de las mejores formas de saciarlos de manera saludable es a través de frutas y vegetales.Para aumentar la ingesta de verduras y frutas y complacer tus antojos, te recomendamos estos smoothies que seguro te caerán muy bien y a tu bebé también. Sin embargo recuerda que debes usar ingredientes frescos y que estas opciones no sustituyen ninguna de tus comidas.Aquí te dejamos 4 smoothies que te ayudarán con tus antojos.Smoothie de jengibre y manzanaEste smoothie es ideal para aliviar las náuseas matutinas que se dan en el primer trimestre de embarazo, pero también puedes tomarlo en cualquier momento del día si tienes antojo de algo acidito. Ingredientes2 manzanas pequeñas4 cucharaditas de agua o jugo de manzana2 cucharaditas de jugo de limónJengibre rallado½ taza de mango cortado en cubitosSmoothie de ciruela y plátanoEste smoothie cremoso es conveniente para tu organismo por su alto contenido de fibra. Es ideal para las mujeres que están constipadas en algún momento del embarazo y si tienes antojo de algo cremoso y dulce. Ingredientes½ taza de leche de coco2 cucharadas de mantequilla de maní¼ de taza de ciruelas pasas½ plátanoSmoothie energizanteEste smoothie contiene una mezcla equilibrada de sabores y de nutrientes. Los azúcares naturales presentes en los ingredientes te brindarán el suministro de energía que necesitas para tu vida diaria y que quitarán las ganas de algo dulce. Ingredientes½ taza de leche de coco½ taza de jugo de naranja½ taza de frutos rojos ½ manzana pequeña½ taza de espinacas frescas½ aguacate½ taza de yogur griego Smoothie de proteínaEste licuado es uno de los más ricos en nutrientes y que además disfrutarás por su rico sabor. Es ideal para los momentos en que tienes antojos.Ingredientes¾ de leche de soya¼ de taza de tofu2 cucharadas de cocoa en polvo sin azúcar2 cucharadas de crema de cacahuate½ plátano congeladoRecuerda que los mejores ingredientes para preparar smoothies que puedes disfrutar durante tu embarazo son: vegetales verdes, frutos secos, lácteos orgánicos, jengibre y legumbres y estas opciones de smoothies en las que los puedes incorporar te van a encantar.
Qué comer en la Cuaresma suele ser una duda que a muchos de nosotros nos pone a pensar, pero la pregunta que nos pone de verdad en jaque es ¿se puede comer pollo en Cuaresma?La Cuaresma son los 40 días previos a la Pascua y es una temporada importante en el calendario cristiano, en la cual, los creyentes se preparan espiritualmente para la Pascua y siguen el ejemplo que Jesús dio antes de morir, con un ayuno en esos días. Así, la Cuaresma es un tiempo de purificación que inicia con el miércoles de ceniza y termina el sábado de resurrección. Aunque el ayuno depende  las creencias de cada persona, la idea de la tradición es hacer una penitencia, por lo que se renuncia a algo, en este caso, algunas comidas.Mientras que las personas más ortodoxas renuncian a las carnes rojas por cuarenta días, otras sólo practican el ayuno de carnes los viernes de Cuaresma y algunas más deciden dejar la carne sólo el viernes santo, es decir, el último viernes de los cuarenta días.Pollo en Cuaresma: ¿se puede comer?La respuesta es sí. Se puede comer pollo en Cuaresma, porque el ayuno es de carnes rojas. Esto tiene su explicación en que, por lo general, las carnes rojas son consideradas un insumo preciado y por eso se renuncia a él, pero también porque dentro de las creencias religiosas, la carne representa el cuerpo de Cristo.El pollo, junto con otras aves, como el pavo o la gallina, además del pescado y los mariscos, es considerado carne blanca, por lo que comer pollo en cuaresma sí se puede.Aunque en esta temporada, los platillos estrella suelen ser aquellos sin carne o se aprovecha para cocinar mariscos en este tiempo del año, para evitar aquello que no se debe comer en Cuaresma.Si no sabes qué cocinar esta Cuaresma 2020, te damos algunas ideas.Enchiladas mineras de GuanajuatoSon un platillo mexicano sin carne, delicioso y práctico para estos días.Chile relleno de pescadoUna forma sencilla de comer pescado, acompañado de un chile poblano que no te puede faltar.Tostadas de atún a la mexicanaNada más practico que unas tostadas con atún de lata guisado con un poco de jitomate.Rollitos de pescado rellenos de arrozEsta es una receta perfecta para incuir a los niños en la cuaresma si la preparas con una salsita de tomate sin chile.¿Tú comes pollo en cuaresma? 
En momentos como el que se vive actualmente en el mundo debido a la pandemia del virus COVID-19, las medidas de prevención son más importantes que nunca.Para frenar los contagios, el autoaislamiento es una forma eficaz que muchas personas y empresas han decidido practicar. Así que quizá sea un buen momento de cuidar nuestra alimentación y poner atención en nuestro consumo de vitaminas a través de frutas y verduras. Para que tengas en mente esto al momento de comprar tus alimentos, te explicamos cómo seleccionar frutas y verduras con vitaminas y minerales que debes consumir. Vitaminas y minerales: ¿qué son?De acuerdo con un informe especial de salud publicado por Harvard Health Publishing, las vitaminas y minerales son nutrientes esenciales porque desempeñan cientos de funciones en el cuerpo. Aunque son primordiales, existe una delgada línea entre obtener suficientes nutrientes (lo cual es saludable) y obtener demasiados (lo que puede terminar haciéndote daño). Llevar una dieta saludable sigue siendo la mejor manera de obtener cantidades suficientes de las vitaminas y minerales que necesitas.Las vitaminas y minerales se consideran nutrientes esenciales, ya que actúan en sintonía y realizan cientos de funciones en el cuerpo. Por ejemplo, ayudan a sostener los huesos, sanar heridas y fortalecer el sistema inmunológico. También convierten los alimentos en energía y reparan el daño celular.Sin embargo, son tantos que tratar de hacer un seguimiento de lo que hacen todas estas vitaminas y minerales puede ser confuso. En este artículo, te explicamos cómo saber cuáles son los alimentos con mayor cantidad de vitaminas para cuidar tu salud frente a una propagación de un virus como el Coronavirus.¿Cuál es la diferencia entre vitaminas y minerales?Aunque ambos se consideran micronutrientes, las vitaminas y los minerales difieren de formas básicas. Las vitaminas son orgánicas y se pueden descomponer por calor, aire o ácido. Los minerales son inorgánicos y se aferran a su estructura química.Esto significa que los minerales en el suelo y el agua llegan fácilmente a tu cuerpo a través de las plantas, pescados, animales y líquidos que consumes. Pero es más difícil transportar vitaminas de los alimentos y otras fuentes a tu cuerpo porque la cocción, el almacenamiento y la simple exposición al aire pueden inactivar estos compuestos más frágiles.Vitaminas solubles en aguaLas vitaminas solubles en agua se empaquetan en las porciones acuosas de los alimentos que consumes y se absorben directamente en el torrente sanguíneo a medida que los alimentos se descomponen durante la digestión o cuando se disuelve un suplemento.Debido a que gran parte del cuerpo consiste en agua, muchas de las vitaminas solubles en agua circulan fácilmente en tu organismo. Los riñones se encargan de regular continuamente los niveles de vitaminas solubles en agua, evitando los excesos del cuerpo en la orina.Estas son algunas de las vitaminas solubles en agua:- Vitaminas B Biotina (vitamina B7): hígado, soya, yema de huevo, coliflorÁcido Fólico (folato, vitamina B9): cebolla, espárragos, naranja, jugo de naranja, frijoles, espinaca, hígado de resNiacina (vitamina B3): carne de vaca, leche, huevo, frijolesÁcido pantoténico (vitamina B5): pescado, moluscos, pollo, yogur, champiñonesRiboflavina (vitamina B2): la mayoría de los alimentos vegetales y animales contienen al menos pequeñas cantidades de vitamina B2Tiamina (vitamina B1): avena, trigo, maíz, carne de cerdo, arroz completo, semillas de ajonjolíVitamina B6: ajo, plátano, alubias, grano integral, papas, frutas que no sean cítricasVitamina B12: almejas, hígado vacuno, carne de ave, huevo, leche- Vitamina C: frutas cítricas, brócoli, tomates, papa horneadaAunque las vitaminas solubles en agua tienen muchas tareas en el cuerpo, una de las más importantes es ayudar a liberar la energía que se encuentra en los alimentos que consumes. Otros ayudan a mantener los tejidos sanos. Aquí hay algunos ejemplos de cómo las diferentes vitaminas te ayudan a mantenerte saludable y en qué alimentos puedes encontrarlas:Liberar energía. Varias vitaminas B son componentes clave de ciertas coenzimas (moléculas que ayudan a las enzimas) que ayudan a liberar energía de los alimentos.Producen energía. La tiamina (ternera), la riboflavina (pollo), la niacina, el ácido pantoténico (pepitas de girasol) y la biotina (huevo) se dedican a la producción de energía.Construye proteínas y células. Las vitaminas B6, B12 (salmón) y el ácido fólico metabolizan los aminoácidos (los componentes básicos de las proteínas) y ayudan a las células a multiplicarse.Hacer colágeno. Una de las muchas funciones que desempeña la vitamina C es ayudar a producir colágeno, que une las heridas, apoya las paredes de los vasos sanguíneos y forma una base para los dientes y los huesos.Vitaminas solubles en grasaEstas son algunas vitaminas liposolubles y los alimentos en las que las encuentras:Vitamina A: lácteos (leche, mantequilla, queso cheddar), pescado (salmón), hortalizas de hojas verdes y otras verduras de color verde, anaranjado y amarillo (brócoli, zanahorias y calabacines), frutas (melón, chabacano y mango)Vitamina D: pescados grasos (atún o salmón), hígado vacuno, queso, yema de huevo, hongos, leche, leche de soya, leche de almendras, leche de avena. Vitamina E: aceites vegetales (germen de trigo, avellana, colza, girasol y almendra), almendras, avellanas, cacahuates, piñones, pescado (angula, anguila, congrio, salmón y sardina), pistaches, aguacate, espinacas, espárragos, brócoli.Vitamina K: hortalizas de hoja verde (col, espinaca, hojas de nabos, col rizada, acelga, hojas de mostaza, perejil, lechuga romana y lechuga de hoja verde), coles de Bruselas, brócoli, coliflor, repollo, pescado, hígado, carne de res, huevo y cereales (en cantidades más pequeñas).Juntos, este cuarteto de vitaminas ayuda a mantener los ojos, piel, pulmones, tracto gastrointestinal y sistema nervioso en buen estado. Estas son algunas de las otras funciones esenciales que desempeñan estas vitaminas:Construyen huesos. La formación de huesos sería imposible sin las vitaminas A, D y K.Protegen la visión. La vitamina A también ayuda a mantener las células sanas y protege tu visión.Interactúan favorablemente. Sin vitamina E, el cuerpo tendría dificultades para absorber y almacenar vitamina A.Protegen el cuerpo. La vitamina E también actúa como antioxidante, un compuesto que ayuda a proteger el cuerpo contra el daño de las moléculas inestables.Este tipo de vitaminas ingresan a la sangre a través de los canales linfáticos en la pared intestinal. Muchas vitaminas liposolubles viajan a través del cuerpo sólo bajo la escolta de proteínas que actúan como portadores.Los alimentos y aceites grasos son el depósito de las cuatro vitaminas liposolubles. Dentro del cuerpo, los tejidos grasos y el hígado actúan como los principales corrales de retención de estas vitaminas y las liberan según sea necesario.Hasta cierto punto, estas vitaminas pueden considerarse como micronutrientes de liberación prolongada. Es posible consumirlos de vez en cuando, tal vez en dosis con semanas o meses de diferencia en lugar de diariamente, y aun así obtener suficientes. El cuerpo elimina el exceso y lo distribuye gradualmente para satisfacer sus necesidades.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD