10 tips para mantener tu peso
Consejos de Belleza

10 tips para mantener tu peso

Por Kiwilimón - Mayo 2014

Vivir a dieta es muy difícil, pero nuestras amigas de ActitudFEM, nos comparten sus 10 tips para mantener tu peso ideal. Para millones de personas en el mundo, la idea de estar delgadas se convierte en una verdadera obsesión. A diario, se publican cientos de reportajes sobre dietas, alimentos saludables y estudios nutricionales, pero pocas veces se ofrece información simple y llana que nos diga cómo mantener nuestro peso. Por ello, la nutricionista estadounidense Kristin Kirkpatrick, una de las 25 expertas en alimentación del mundo según el Huffington Post, se ha dado a la tarea de reunir las mejores prácticas que, a su juicio, siguen siempre las personas que se mantienen en su peso ideal. Para ella, la gente que está siempre en forma no suele obsesionarse con la alimentación, simplemente tienen unos hábitos de vida saludable que, sin demasiado esfuerzo, les permite mantenerse en línea. ¿Quieres saber cuáles son?  

1. No perdonar el desayuno

Múltiples estudios científicos han demostrado que las personas que empiezan el día con un buen desayuno tienen un menor riesgo de padecer sobrepeso, pues tienen menos apetito a lo largo del día y no comen de manera copiosa. Kirkpatrick asegura que lo ideal es elaborar un buen desayuno que incluya grasas saludables, proteína magra y carbohidratos, lo suficientemente abundante para quitar el hambre de toda la mañana.

2. Comer cuando se tiene hambre

Parece una obviedad pero lo cierto es que en muchas ocasiones comemos sin tener hambre, ya sea porque tenemos un compromiso social o porque nos aburrimos. Las personas delgadas ignoran las tentaciones que aparecen a lo largo del día –desde los donas del trabajo hasta las palomitas del cine– si no tienen hambre. Y si algo no les apetece no se sienten obligados a comerlo. Mantener hábitos nutricionales saludables empieza por ser conscientes de lo que comemos y cuánto comemos.

 3. No saltarse las comidas

Una de las claves de la alimentación saludable reside en la constancia. Las personas delgadas no cambian sus horarios de comidas, ni la cantidad de éstas. Según demostró un equipo de investigadores de la Cornell University, saltarnos una comida puede llevarnos a tomar decisiones poco saludables el resto del día, como acabar atiborrándonos por la noche de productos pre-cocinados. El horario de las comidas también es decisivo para mantener el peso ideal. Estos son los mejores momentos para desayunar, comer y cenar.

4. Comer más en casa

Comer fuera de casa hace que estemos menos atentos de las calorías que estamos ingiriendo y que, por norma general, acabemos zampando más de lo que debiéramos. Diversos estudios han demostrado que la gente que come más fuera de casa, o pide más comida a domicilio, tiene mayores tasas de sobrepeso que los que están acostumbrados a cocinar.

5. Tomar más proteína vegetal

Las personas que mantienen un peso saludable a lo largo del tiempo, afirma Kirkpatrick,  no comen demasiada carne y priman el consumo de frutas y verduras. Diversos estudios han confirmado que los vegetarianos tienden a tener menor grasa corporal, estrés oxidativo y colesterol. Pero no hace falta dejar de lado la carne, simplemente, comer algo menos y hacer que los vegetales sean la parte principal de la dieta. Deben estar presentes en la mayoría de comidas (incluido el desayuno), ya sea como plato principal o, al menos, como guarnición. Un importante estudio asegura que, independientemente del régimen que se siga, comer más verduras es siempre una buena idea.

6. Evitar los alimentos con azúcares añadidos

A nadie le amarga un dulce, pero las personas delgadas prefieren aquellos que provienen de la fruta, y evitan las comidas procesadas ricas en azúcares añadidos como la bollería industrial, la mermelada, el helado o las bebidas. La Organización Mundial de la Salud planea cambiar sus recomendaciones para que la ingesta de azúcares añadidos sea sólo de un 5% y no el 10% que recomendaba hasta ahora.

7. Elegir cereales integrales

Aunque la cantidad de carbohidratos que consumimos suele ser demasiado elevada, también influye enormemente cómo son estos. Se ha demostrado repetidamente que el consumo de cereales refinados (provenientes de la harina blanca) es mucho menos saludable que el de cereales de grano entero. Por ello, si podemos elegir, es mejor optar por el consumo de la variedad integral, disponible ya para todo tipo de pastas, arroces y panes. Hay que tener cuidado, no obstante, de que el pan integral que compramos sea de verdad, y no tenga azúcares añadidos, algo que según el experto en alimentación Michael Pollan es tremendamente habitual.

8. Tomar raciones pequeñas

En ocasiones, solemos pasarnos siempre con la cantidad de comida que cocinamos y siempre tendemos a servir raciones demasiado grandes. Un buen hábito para adelgazar consiste en servir raciones más pequeñas y en platos menos grandes. Un estudio asegura que la comida presentada en trozos más pequeños sacia más que un plato con el mismo contenido calórico presentado en una sola ración.

9. Saber lo que se come a través de las etiquetas

Para llevar una alimentación saludable es fundamental saber lo que comemos y eso no siempre es sencillo dada la cantidad de productos que podemos elegir en un supermercado. Mirar el etiquetado de aquello que compramos es la única forma de no dejarnos engañar por los reclamos de los anunciantes. Numerosos productos supuestamente light, o con aspecto natural, son en realidad preparados de lo más calórico.

10. Dormir bien

Diversos estudios han demostrado que los hábitos de sueño influyen notablemente en la forma en que comemos. Aunque no se sabe exactamente a qué se debe, la gente que duerme menos tiene tendencia a comer más de la cuenta y de forma más desorganizada. Independientemente de cuánto durmamos es importantísimo que no comamos durante las tres horas anteriores a irnos a la cama. Está claro que, si queremos seguir una dieta adecuada y mantener nuestro peso en el tiempo, sólo es necesario seguir estas 10 pautas básicas y sencillas y, sobre todo, tener una determinada actitud. Ver artículo original                        

Cómo hacer sándwiches para el desayuno

7 alimentos altos en  Vitamina C

Cómo hacer un jugo para bajar colesterol y quemar grasa

 

 ¡Descubre los mejores tips para cuidar tu cuerpo en Súper Secretos de kiwilimón.com!

 
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En kiwilimón sabemos que siempre estás en busca de los mejores remedios caseros para controlar la plaga de insectos, quitar el cochambre, dejar tus vidrios como nuevos y quitar el mal olor de alfombras y tapetes, entre muchos otros más. Por otro lado, en los últimos años, más y más personas se han interesado en productos de limpieza libres de químicos, aunque estos suelen ser más caros. Por fortuna, hay muchos ingredientes que te ayudarán a dejar tu casa rechinando de limpia, sin necesidad de gastar mucho, pues lo más seguro es que ya tengas todos estos productos en tu alacena. En esta ocasión, nos enfocaremos en una de las áreas más importantes del hogar: el baño. La higiene y limpieza de tu baño son muy importantes, pues es aquí donde pueden acumularse bacterias y suciedad, en especial en la regadera. En el caso de la regadera, es común que esta se llene de sarro y suciedad, sin embargo, es indispensable que se encuentre en óptimas condiciones, ya que es algo que utilizamos todos los días y forma parte de nuestra rutina de higiene. Por eso, a continuación, te decimos cómo limpiar con ingredientes que ya tienes en la alacena. Ingredientes naturales para limpiar la regadera Si quieres limpiar tu regadera para el baño utilizando ingredientes caseros y algunos otros que ya tienes en la cocina, estos consejos son para ti, notarás la diferencia de inmediato y no gastarás mucho. Continúa leyendo para descubrir la mejor manera de limpiar tu baño.También puedes leer: ¿Cómo limpiar tu hogar con canela y vinagre blanco?Vinagre Además de ser un ingrediente esencial para preparar todo tipo de aderezos, quemar grasa de manera natural y ser un gran aliado para limpiar superficies, el vinagre es tu mejor opción para dejar tu regadera como nueva. Según los científicos, el vinagre es ideal para limpiar todo tipo de superficies y objetos debido a que es un ácido, por lo que es muy potente para remover todo tipo de suciedad y mugre en regaderas, baños, lavabos, tarjas y más. Si quieres quitar el sarro de la regadera de una vez por todas, solo tienes que remojar la regadera en una bolsa llena de vinagre por alrededor de cuatro horas. Después utiliza un cepillo para remover todo el sarro, notarás la diferencia de inmediato. Por si fuera poco, a diferencia de otras sustancias que usamos para limpiar, no es dañino para las personas, por lo que no es peligroso combinarlo con bicarbonato de sodio u otros ingredientes para limpiar. Carbonato El bicarbonato de sodio es otra excelente opción para dejar tu regadera rechinando de limpia, ya que es un ingrediente que te ayudará a remover las manchas más pegadas. Los expertos indican que el carbonato ayuda a disolver materia orgánica y a limpiar sin dañar las superficies, por eso es la mejor opción para limpiar tu regadera. Si quieres que tu regadera se vea como nueva, solo tienes que preparar una mezcla de bicarbonato de sodio con agua. Posteriormente, aplica la mezcla sobre la regadera y deja reposar por alrededor de 30 minutos. Una vez que ha pasado este tiempo, remueve el carbonato y enjuaga muy bien.También puedes leer: Cómo limpiar tu lavadora usando ingredientes caserosRefresco de cola ¡Los mitos urbanos resultaron ser verdad! Siempre ha existido la leyenda de que el refresco de cola es una buena opción a la hora de limpiar tu baño, sin embargo, estos rumores ya han sido confirmados. Según los expertos en limpieza, este tipo de refresco contiene ácido fosfórico, una sustancia química que degrada materia orgánica. Esta bebida gaseosa te servirá para limpiar la regadera, pero también para limpiar las manchas de sarro y remover suciedad y grasa. Para limpiar tu regadera con refresco de cola, lo único que debes hacer es remover tu regadera y colocarla dentro de un recipiente con una cantidad suficiente de refresco. Deja reposar por 30 minutos y enjuaga muy bien, para que no queden rastros de azúcar. Por otro lado, también puedes colocar la bebida dentro de una bolsa y luego atarla a la regadera, para que esta se sumerja completamente. Deja reposar por alrededor de media hora, enjuaga con abundante agua y seca con un trapo limpio.
La hipertensión es una enfermedad que causa una presión arterial elevada, lo que resulta en serios problemas de salud, tales como enfermedades del corazón, derrames cerebrales, enfermedades oculares e insuficiencia renal, entre otros. Sin embargo, es posible llevar una vida sana si le das un giro a tus hábitos, aquí te decimos cómo. 1. Reduce el exceso de peso y cuida la cinturaBajar de peso es uno de los cambios en el estilo de vida más eficaces para controlar la presión arterial. Si eres una persona con sobrepeso u obesidad, bajar incluso una pequeña cantidad de peso puede ayudar a reducir tu presión arterial. Además de perder kilos, en general también debes controlarte el diámetro de la cintura. Tener mucho peso alrededor de la cintura puede hacer que corras un mayor riesgo de padecer presión arterial alta.Los hombres corren riesgo si la medida de la cintura es superior a 40 pulgadas (102 centímetros).Las mujeres corren riesgo si la medida de la cintura es superior a 35 pulgadas (88 centímetros).2. Disminuye el consumo de sodioEn general, se recomienda limitar el sodio a 2300 miligramos (mg) por día o menos, pero un consumo más bajo de sodio (1500 mg por día, o menos) es ideal para la mayoría de los adultos. Para reducir la cantidad de sodio de tu alimentación, considera los siguientes consejos:Lee las etiquetas de los alimentos. De ser posible, elige alternativas con bajo contenido de sodio de los alimentos y las bebidas que normalmente compras.Consume menor cantidad de alimentos procesados. Solo una pequeña cantidad de sodio se encuentra presente de manera natural en los alimentos. La mayoría del sodio se agrega durante el procesamiento.No agregues sal a tus platillos. Una cucharadita rasa de sal contiene 2300 mg de sodio. Usa hierbas o especias para agregar sabor a tus alimentos.Avanza gradualmente. Si consideras que no puedes reducir drástica y súbitamente la cantidad de sodio de tu alimentación, redúcela progresivamente. Tu paladar se adaptará con el tiempo.3. Implementa el ayuno en tu día a díaEsto ayuda a disminuir los triglicéridos, el colesterol, baja niveles de ácido úrico, hígado graso y síndrome metabólico. Por otro lado, promueve la disminución de inflamación, de glucosa, la presión arterial y promueve la pérdida de peso.4. Disminuye el consumo de carbohidratosAumenta el consumo de fibra y la proteína de buen origen o magra, acompaña tus comidas con grasas saludables. Limita tus carbohidratos a 50 gramos, aunque está cantidad depende de cada paciente.5. Limita la cantidad de alcohol que bebesLos expertos señalan que ingerir bebidas alcohólicas aumenta la presión arterial, pero entre más alcohol bebas, tu presión se elevará por más tiempo, lo que puede tener efectos negativos en tu salud a largo plazo.6. Deja de fumarCada cigarrillo que fumas reduce tu presión arterial durante varios minutos después de terminarlo. Dejar de fumar ayuda a que la presión arterial vuelva a la normalidad. Recuerda que dejar este hábito puede reducir el riesgo de una enfermedad cardíaca y mejorar tu salud en general.7. Evita el consumo de cafeínaDebido a que la cafeína causa un súbito aumento en la presión arterial, se recomienda evitar su consumo si padeces de hipertensión.8. Reduce tus niveles de estrésTrata de evitar los factores desencadenantes del estrés cuando te sea posible.Dedica tiempo a relajarte y a realizar actividades que disfrutes. Tómate tiempo todos los días para sentarte con tranquilidad y respirar hondo.Agradece. Expresar gratitud a otras personas, ya que esto puede ayudarte a reducir el estrés.9. Realiza ejercicio y actividad físicaLos expertos indican que hacer algún deporte o actividad física es indispensable para una vida saludable, pues el estilo de vida sedentario causa hipertensión. Si ya padeces de esta enfermedad, hacer ejercicio de manera regular te ayudará a controlar tu presión arterial.10. Aprende a cuidarte con kiwilimónEn kiwilimón nos preocupamos por tu salud, por eso tenemos dos actividades para promover un estilo de vida saludable para aquellas personas que presentan una presión arterial elevada. Si quieres aprender a cocinar platillos nutritivos, deliciosos y aptos para hipertensos, no te puedes perder esta clase con la chef Colibrí, en donde prepararemos pescado empapelado al limón. La clase en vivo se llevará a cabo el lunes 22 de noviembre a las 18 horas, a través de nuestro canal de Instagram. Por otro lado, el lunes 29 de noviembre podrás unirte a un conversatorio sobre cómo cuidarte si tienes hipertensión, de la mano de Shadia Asencio, la Directora Editorial de kiwilimón, y la nutrióloga Jennifer Asencio. La cita es en el Instagram oficial de kiwilimón, a las 18 horas.
La cena de Navidad está a la vuelta de la esquina, por lo que este es el momento perfecto para comenzar a planear tu menú para esta fecha tan especial. Sin embargo, en kiwilimón sabemos que ahorrar es muy importante, por eso te damos estos consejos para preparar una deliciosa cena navideña con $300 pesos o menos. Antes de nada, es crucial revisar tu alacena y refrigerador, pues así puedes ver qué ingredientes tienes a la mano o puedes inspirarte a crear platillos sin la necesidad de comprar nada. En el caso de la cena de Noche Buena, seguramente tienes ingredientes que serán esenciales, como mayonesa, mostaza, ajo, cebolla, jitomate, pan, jamón, queso y más. A continuación, te decimos cómo ahorrar a la hora de preparar tu cena navideña, te sorprenderás con esas ideas fáciles, sin embargo, recuerda que lo más relevante es pasar tiempo en familia y compartir con tus seres queridos, pues el amor es el ingrediente principal de estas fiestas decembrinas. También puedes leer: 8 recetas de lomo de cerdo para NavidadPlatos fuertesSi quieres preparar una deliciosa cena para 4 personas, en kiwilimón tenemos las mejores opciones para ti, las cuales además son económicas y fáciles de preparar. Pozole El pozole siempre es una excelente opción para las fiestas y reuniones familiares, pues se sirve caliente, es rendidor y fácil de preparar. Otra ventaja de este platillo es que puedes sustituir la carne de cerdo por pollo, de este modo será aún más económico. Si quieres que rinda aún más, asegúrate de añadir suficiente caldo y acompaña con rábanos, cebolla, lechuga, orégano, jugo de limón y tostadas con crema. Tamales Si tienes ganas de probar un platillo muy mexicano, que además sea delicioso y barato, entones tienes que preparar tamales para el 24 de diciembre. Este platillo mexicano es muy versátil, pues puedes añadir carne, pollo o queso y también puedes preparar todo tipo de salsas, las cuales puede preparar con los chiles y condimentos que ya tienes en casa. Gracias a que la masa de maíz es muy económica, este plato es muy rendidor. Romeritos Los clásicos romeritos no pueden faltar en la cena navideña cada año, pues son uno de los platillos más tradicionales para esta época del año. En general, este platillo es bastante accesible, sin embargo, si quieres ahorrar un poco, omite los camarones en la preparación o compra solo ¼ de pulpa de camarón o de camarón seco. Acompaña con pan blanco o bolillo y agrega bastantes papas y romeritos para que rinda. Atún a la vizcaína Si te gusta el bacalao a la vizcaína, esta versión con atún es perfecta para disfrutar del mismo sabor, pero a un precio mucho más accesible. Para que el atún a la vizcaína rinda más, agrega una cantidad generosa de papas cocidas, cebolla picada y jitomate. Puedes acompañar con pan blanco o bolillo. Sandwichón Este platillo es perfecto para aprovechar todos los ingredientes que ya tienes en casa, pues no hace faltar gastar mucho dinero para celebrar la Navidad en familia. Si tienes pan blanco, mayonesa, pollo desmenuzado, jamón o atún, únicamente tendrás que agregar un poco de verduras cocidas y queso, ¡el sandwichón estará listo! Pollo El pollo es otro gran aliado durante las fiestas decembrinas, pues puedes darle un sabor delicioso a las piernas y muslos con los condimentos que ya tienes en casa. Utiliza mostaza, pimienta, hierbas de olor y cualquier otro ingrediente que tengas en casa para preparar pollo al horno o en sartén. Puedes acompañar con verduras, ensalada rusa, puré de papa o cualquier otra guarnición. También puedes leer: 10 deliciosas gelatinas navideñasGuarniciones En el caso de las guarniciones, también te recomendamos revisar tu refrigerador y alacena antes de ir al mercado, ya que esto te ayudará a ahorrar. Por ejemplo, si tienes verduras en casa, tan solo añade un poco de mantequilla y los condimentos y hierbas de olor que tengas a la mano, hornea por alrededor de 20 minutos y listo, tu guarnición estará lista. Las verduras que puedes emplear son: papa, zanahoria, ejote, chayote y calabaza, entre otras. Otra muy buena opción para una cena de Noche Buena económica es el puré de papas, pues es un plato rendidor y fácil de preparar. Por si fuera poco, también es una excelente opción para acompañar platos con pollo, carne y vegetarianos. La ensalada rusa es uno de esos platillos caseros que a todos les fascinan, así que anímate a prepararla en esta ocasión tan especial. Por otro lado, no olvides que el bolillo es una magnífica opción para acompañar todos tus platillos navideños.Postres y bebidasPara cerrar la cena del 24 de diciembre con broche de oro, no es necesario gastar una fortuna. Como ya mencionamos anteriormente, revisa tu alacena y refrigerador antes que nada, pues de esta manera puedes utilizar ingredientes como piña en almíbar, harina para hot cakes, pan blanco, mermeladas, chocolate de mesa y galletas de vainilla, entre otros. Hay muchas opciones de donde escoger entre los postres más económicos para consentir a la familia: carlota de limón, budín de pan, gelatina, pastel o panqué con harina de hot cakes y flan, entre otros. En el caso de las bebidas, también hay muchas opciones para comer bien y ahorrar al mismo tiempo. Puedes preparar aguas frescas, atole, champurrado, chocolate caliente y café de olla.
Las cifras no dejan lugar a dudas. La Organización Mundial de la Salud reporta que las enfermedades cardiovasculares (ECV) son la principal causa de muertes en el mundo y, según sus estimaciones, se cobran alrededor de 17,9 millones de vidas cada año. Quedarnos cruzados de brazos es imperdonable si consideramos que un gran porcentaje de las enfermedades cardiovasculares se pueden prevenir. Basta con que pongamos en práctica una serie de hábitos saludables—hacer ejercicio, bajar de peso y llevar una alimentación sana—para cuidar nuestro corazón.Al consumir sal, azucares y grasas en exceso, los niveles de colesterol aumentan, las arterias se estrechan por el exceso de placa y la probabilidad de sufrir un ataque cardíaco o una enfermedad cerebrovascular incrementa, es por eso que mantener niveles bajos de colesterol malo (LDL o lipoproteínas de baja densidad) es muy importante y debe ser una prioridad al comenzar a cuidar nuestro corazón por medio de una alimentación saludable. Cinco tipos de alimentos que debes evitar si tienes el colesterol altoDe acuerdo con las especialistas de la sección Te Cuida de kiwilimón, podemos cuidar nuestro corazón por medio de una alimentación saludable, pues la base de nuestra salud está en cómo nos alimentamos. Las especialistas nos compartieron algunas recomendaciones generales para que comiences a cuidar de tu corazón desde la alimentación: 1. Reducir el consumo de grasas en la alimentación, especialmente las grasas saturadas El consumo excesivo de grasas saturadas puede resultar en el aumento en los niveles de colesterol por lo que se recomienda evitar los aceites de coco, los aceites de palma, y los parcialmente hidrogenados. 2. Remover la piel de las aves y evitar vísceras El colesterol se encuentra en los productos de origen animal, por tanto, se recomienda remover la piel de las aves y evitar vísceras como menudo, hígado, riñones, etc. Aprende más sobre dieta y tratamiento para el colesterol alto (LDL) aquí. 3. Consumir grasas saludables altas en omega 3 Este tipo de grasas contribuyen al balance de los niveles de colesterol, triglicéridos y la presión arterial. Sin embargo, este tipo de ácidos grasos no son producidos de manera natural por nuestro cuerpo, por lo que se recomienda la ingesta de alimentos ricos en omega 3 tales como granos integrales, frutos del bosque, aguacate, pescados de aguas heladas (salmón, atún, pollo, arenque, trucha) o en su caso, a través de suplementos. 4. Limitar el consumo de sal El consumo excesivo de sodio causa retención de líquidos y aumento en la presión arterial, por lo que se recomienda evitar aquellos alimentos con un alto contenido de sodio (alimentos instantáneos, enlatados, ahumados, curados y embutidos). Por otro lado, se recomienda sustituir la sal por diferentes especias al cocinar. 5. Una buena hidratación El agua supone entre 50% y 70% de nuestra masa corporal, por lo que el buen funcionamiento de nuestros órganos depende de una buena hidratación. La clave está en beber un mínimo de agua al día, incluso aunque no tengamos sed, para asegurarnos de que nuestro organismo funcione correctamente.¿Es una dieta suficiente para tratar el colesterol alto? Aprende más aquí.Cuidar tu corazón a través de una alimentación saludable es mucho más fácil de lo que te imaginas, sólo es una cuestión de hábito. Las especialistas de Kiwi Te Cuida reunieron cuatro recetas bajas en grasas que son prácticas, económicas y muy sencillas para que comiences a alimentarte sanamente. Elige entre un rico arroz poblano de brócoli, unos deliciosos sopes de vegetales parrillados, un suculento salmón en salsa de jamaica y chile serrano o una fresca ensalada de melón con zanahoria. ¿Qué esperas para empezar a comer sano?
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD