8 maneras sencillas de controlar la piel grasa
Consejos de Belleza

8 maneras sencillas de controlar la piel grasa

Por Kiwilimón - Mayo 2015
Cada que te miras al espejo y notas que tu rostro luce con demasiado brillo ¿Qué sientes? ¿Te genera incomodidad o enojo? Tener la piel grasosa suele ser molesto y difícil de manejar porque produce acné, manchas y hasta provoca que tu cara se vea cansada. Marcy Street, dermatóloga certificada por la American Academy of Dermatology, explica que la piel grasa es causada por las glándulas sebáceas que se alteran por diferentes estímulos, como hormonas, humedad, calor e incluso por frotar demasiado al lavarlo. Toma en cuenta que el cuerpo produce naturalmente sebo para mantener la piel hidratada y saludable. El problema es cuando lo hace en exceso y te causa acné, manchas o una mala apariencia. Afortunadamente esto tiene solución. Hay sencillas maneras de controlar el exceso de grasa, según los consejos del químico cosmético Ron Robinson. 1. Lávate las manos antes de limpiarte el rostro. Así proteges tu piel de las bacterias. 2. Enjuaga siempre tu rostro con agua tibia. El agua caliente incrementa la producción de sebo. 3. Aplica un tonificante a base de ácido salicílico o peróxido de benzoilo sólo en la zona grasa de la cara que por lo general es la “T”. Evita su uso en áreas secas. 4. Usa una crema hidratante ligera y libre de aceite, ya que te va a ayudar a recuperar la humedad de la piel. Cuando está seca el cuerpo naturalmente va a producir más grasa. 5. Aplica cosméticos con la etiqueta "no comedogénico", ya que están elaboradoras a base de agua y son libres de aceite. Con ello evitas la aparición de espinillas. 6. Desmaquíllate todas las noches, de lo contrario provocas que los poros se cierren y guarden bacterias. 7. Toma agua durante todo el día. Te ayuda a mejorar la apariencia de tu piel y a devolverle la hidratación. 8. Lleva una dieta rica en alimentos antioxidantes mejora la apariencia de tu piel y mantiene lozana. Come más arándanos, espinacas, zanahorias, así como salmón y atún. Los dermatólogos concuerdan que tener tu cara limpia es la mejor manera de controlar la grasa y el brillo. Así que hazlo en las mañanas y noches. Utiliza jabones o limpiadores suaves. Aunque a veces es difícil luchar contra los efectos de la naturaleza, en este caso de tus genes u hormonas, estos sencillos cuidados te pueden ayudar a tener bajo control el exceso de grasa. Ver artículo original

Notas recomendadas

   
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El coco es una deliciosa fruta tropical que además de servir para decorar postres, preparar piñas coladas o utilizarse para hacer aceite, manteca, leche y hasta harina, tiene múltiples beneficios para la salud; no por nada el coco va ganando más y más popularidad entre las personas. ¡Atrévete a conocer y aprovechar todas las propiedades del coco! Propiedades del coco Puede que la pulpa de coco contenga gran cantidad de calorías, pero la OMS la recomienda para chicos y grandes, en cantidades moderadas, por supuesto, debido a que entre las propiedades del coco encontramos que es rico en fibras y minerales como potasio, fósforo, magnesio, hierro y vitaminas E, C, y B. Además, el coco también funciona como bactericida, antioxidante y protege a nuestro hígado, sistema inmunológico y corazón, tal como informa la Fundación Española del Corazón. ¿Cuáles son los beneficios del coco? El coco es un alimento ideal para ayudar a tratar la osteoporosis y reforzar los músculos gracias a propiedades como el potasio, el calcio y el hierro.Los beneficios del agua de coco incluyen fibra, proteínas, antioxidantes, vitaminas y minerales. Además, de acuerdo a investigadores de la Universidad Southeast, en Nueva Albany, es ideal para rehidratar el cuerpo y restaurarlo después de hacer ejercicio.Por su parte, las propiedades del aceite de coco ayudan a mantener el cabello saludable y la piel hidratada.El coco también funciona para limpiar los riñones, así como para aliviar molestias en el sistema digestivo, como náuseas, vómito, gases y en ocasiones, hasta problemas urinarios.¿Ya conocías las propiedades y beneficios del coco?
La dieta cetogénica, o dieta keto, consiste en bajar tu consumo de hidratos de carbono en tu alimentación diaria y sustituirlos por grasas buenas para poder generar un proceso metabólico llamado cetosis, el cual ayuda a que el cuerpo utilice sus reservas de energía, o sea, la grasa corporal y lograr perder peso. Beneficios de la dieta keto Lo maravilloso de la dieta cetogénica para algunas personas es que permite perder grasa con mayor velocidad. Algunos de sus beneficios se han demostrado para tratar enfermedades metabólicas como resistencia a la insulina, problemas hormonales y hasta neurológicas como la epilepsia. Como puedes darte cuenta, la dieta keto puede traer consigo múltiples beneficios para la salud, si se lleva con responsabilidad y se acude con un especialista. ¿Qué no comer en la dieta keto? Recuerda que en la dieta cetogénica debes evitar comer cualquier alimento alto en carbohidratos, por lo que seguramente tendrás que despedirte de varios de estos: Alimentos que contengan azúcar añadida como refrescos, jugos, pasteles, helados y dulces.Almidón, que puedes encontrar en cereales, productos derivados del trigo, maíz, arroz, quinoa, así como en tubérculos como papa, camote.Leguminosas: habas, garbanzos, lentejas, edamamesFrutas, por su contenido de azúcar.Grasas saturadas, aceites refinados.Alcohol, especialmente la cerveza y licores por su alto contenido de carbohidratos.Uno de los grandes retos de las dietas cetogénicas es evitar el estreñimiento, por lo que hay que incluir fibra, así que NO se te olvide consumir tus verdes: espinacas, lechugas, pepinos, nopales, brócoli e hidratarte muy bien. ¿Ya sabías qué alimentos se deben evitar en la dieta cetogénica?
Como parte de las actividades de #KiwiTeCuida, presentamos el segundo conversatorio con Shadia Asencio, directora editorial de Kiwilimón, y Gina Rangel, chef y health coach certificada por el Integrative Institute of Nutrition, de Nueva York. El conversatorio se concentrará en los beneficios que tiene para el organismo el consumir una dieta rica en Omega 3, como parte complementaria del mixiote de mariscos elaborado por la chef Colibrí Jiménez. En esta plática se abordarán temas de relevancia como cuáles son los alimentos ricos en Omega 3, además de sus múltiples beneficios al organismo como el metabólico, pues previene la obesidad, reduce el colesterol alto (HDL) y los triglicéridos altos. Además, una dieta rica en Omega 3 reduce el riesgo de enfermedades autoinmunes como la artritis reumatóide, la colitis, la diabetes tipo 1, la esclerosis y la psoriasis. Ayuda a tener articulaciones y ligamentos saludables y fuertes; a tener un sueño reparador y a tener una excelente salud cardiovascular como lo son tener una presión arterial balanceada, triglicéridos en niveles óptimos, colesterol bueno, además de venas y arterias limpias. ¡Y no sólo eso! Una alimentación rica en Omega 3 promueve la salud de la piel y previene el envejecimiento prematuro. Si quieres preparar una receta rica en Omega 3, te invitamos a preparar este mixiote de mariscos y especialmente te esperamos en el conversatorio desde nuestra cuenta oficial de Instagram, sólo da click aquí. Recuerda que tenemos una cita cada lunes a las 18:00 horas. ¡Te esperamos en #KiwiTeCuida donde encontrarás todas las recetas -con conteos calóricos y nutricionales avalados por la USDA-, tips y consejos para que puedas llevar un estilo de vida balanceado, en armonía y saludable, sin sacrificar el sabor o restringir tu alimentación! 
Una mesa oaxaqueña se caracteriza por sus aromas, texturas y sabores. Hay moles y estofados, chapulines y chicatanas, tlayudas, mezcal y tejate. Oaxaca es también tierra de barro negro, de textiles, de alebrijes y mucha fiesta.La comida es parte de sus celebraciones típicas, incluso hay fiestas dedicadas a los alimentos como lo son el festival de los 7 moles, las ferias del mezcal y del tejate, así como fiestas patronales que siempre clausuran con una buena comida. Porque Oaxaca es la Tierra del sol (y del sabor), como asegura la Canción Mixteca. Visitar Oaxaca es construir recuerdos memorables en cada bocado, es apreciar la generosidad de su tierra y sus anfitriones, quienes conservan y comparten con amor un legado gastronómico heredado por generaciones. Por eso, ir a Oaxaca implica celebrar cada día en la mesa. La cocina de Oaxaca es tan variada como sus ocho regiones, en las que hay una increíble oferta gastronómica que incluye productos derivados del maíz, frutos del mar, chiles, hierbas, plantas e insectos endémicos. Te presentamos algunos de los platillos típicos oaxaqueños que tienes que probar en este estado: Chocolate de agua y tejate Son bebidas fáciles de encontrar en sus mercados, como el 20 de noviembre. Es una combinación memorable el chocolate de agua en compañía de un pan de yema, originario de los Valles Centrales, que elaboran sin líquidos más que las yemas y el huevo entero. Otra bebida obligada es el tejate, bebida de origen prehispánico que se prepara a base de maíz y cacao. Tlayudas y taquitos de lechón Nada te faltará si inicias el día con una tlayuda. Se trata de una tortilla de maíz de aproximadamente 30 centímetros, dorada sobre comal, típica de Oaxaca. Suelen prepararla con manteca, quesillo, frijoles, tasajo, aguacate y salsa. Para las noches de mezcal, unos tacos de lechón debes probar, puedes encontrarlo en puestitos emblemáticos como el Lechoncito de Oro, donde los preparan con chicharrón.Insectos Un clásico de los mercados son los chapulines naturales o con limón y chile, que son una delicia. Los encontrarás sueltos en mercados, donde te los venden a granel, o en restaurantes para botanear con un buen guacamole. La chicatana es otro insecto endémico de Oaxaca, es una hormiga que se prepara en salsas e incluso en moles y tamales. Sin embargo, la chicatana es difícil de conseguir y se recomienda sólo consumirla en temporada, que corresponde al periodo de lluvias. Moles oaxaqueños Los siete moles emblemáticos de Oaxaca son el  negro, el rojo, el coloradito, el amarillito, el verde, de chichilo y el manchamanteles. Todos son deliciosos y se elaboran con ingredientes y técnicas particulares que les dan una personalidad única. Emplean diferentes chiles, especias y proteínas, dependiendo la región en la que te encuentres. Mis favoritos son el amarillito, elaborado con chile ancho y costeño amarillo, jitomate, cebolla, ajo, comino, hierba santa, clavo, pimienta y tortilla, el cual sirven con chochoyotes (bolitas de masa de maíz), y el mole negro oaxaqueño, cuyo ingrediente principal es el chile chilhuacle. ¡No esperes más y prepara este rico plato oaxaqueño!  
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD