Los alimentos que pueden ayudarte en tu rutina de belleza
Consejos de Belleza

Los alimentos que pueden ayudarte en tu rutina de belleza

Por Kiwilimón - Abril 2016
Existen alimentos que además de ser deliciosos, cuentan con grandes propiedades para nuestra salud y pueden ayudarnos a mejorar o cuidar nuestro aspecto físico. A continuación te presentamos algunos alimentos que pueden hacerte ver más hermosa sin gastar tanto. Las papas al rescate de tus ojos: Si tuviste una noche pesada y tus ojos amanecieron hinchados y con ojeras, unas rodajas de papa son la solución. Los agentes blanqueadores de la papa ayudarán a atenuar las ojeras, y lo mejor de todo es que es hipoalergénica. Acaba con los labios resecos con esta crema para labios casera. Miel para la piel apagada: Cuando sientas que la piel de tu rostro ha perdido brillo, aplica un poco de miel de abeja y déjala actuar por 15 minutos. Retírala con agua tibia y verás como tu piel luce hidratada y resplandeciente. Elimina las manchas de la piel con estos remedios súper efectivos. El puré ideal contra el cabello reseco: Si tu cabello es reseco y tiende a romperse fácilmente, el puré de aguacate con yema de huevo es lo que tu cabellera te está pidiendo. Si crees que tu cabello necesita un shot extra de humectación, agrega al puré una cucharada de aceite de oliva. Aplica esta mascarilla durante 15 minutos dos veces por semanas y muy pronto verás los resultados. Aprovecha el resto del aguacate para consentir la piel de tu rostro con esta mascarilla. La mascarilla contra los poros abiertos: Es muy común que la piel grasa tenga los poros abiertos. Si este es tu caso, prueba mezclando clara de huevo con maicena y jugo de limón. El resultado efectivo de esta mascarilla radica en su poder para contraer y tonificar la piel. El sustituto natural del exfolian: No necesitas un producto costoso para liberar tu piel de las células muertas. Busca en tu alacena miel, aceite de oliva o coco y combínalo con un poco de azúcar. Aplica esta mezcla sobre tu piel con suaves masajes y verás como tu piel queda tersa y resplandeciente. Prepara tus pies para el verano con esta crema exfoliante. El desodorante natural: Ya sea que te encuentres en una emergencia ante la falta de desodorante, o que hayas decidido dejar permanentemente el uso de desodorantes industriales, lo mejor que puedes hacer es buscar en tu cocina maicena y bicarbonato de sodio. Estos dos ingredientes evitarán el mal olor y que tu piel se reseque. ¿Sufres de mal olor? Aquí te decimos cómo solucionarlo. La mascarilla aclaradora para el cabello: En verano, el cabello suele adquirir una tonalidad más clara debido a los efectos del sol. Si quieres darle mayor intensidad a estas luces naturales, prepara una mezcla de miel con vinagre de manzana y limón. Procura aplicarla solamente de la mitad del cabello hacia las puntas para evitar que se reseque. Déjala actuar por 25 minutos y enjuaga con agua tibia. ¿Tus axilas se han oscurecido? Acláralas con esta receta.  
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Dicen que si quieres conocer a una ciudad y su sociedad, no hay nada mejor que recorrer sus mercados, ya que son puntos de encuentro para las personas, en los que se reúnen a comprar y vender los productos que son base en sus hogares. En la Ciudad de México, en cada colonia nos podamos encontrar al menos uno, cuyo colorido y diversidad te va a enamorar. Pero hay algunos mercados que por su trascendencia y prestigio tienes que conocer y visitar.Mercado de JamaicaEste mercado, famoso por su variedad de flores y hermoso colorido está ubicado en la calle Guillermo Prieto 45, Venustiano Carranza, Jamaica, a unos pasos del metro Jamaica, llamado así en su honor. Visitar el Mercado de Jamaica es toda una experiencia sensorial, visual y olfativa, es transportarte a un paraíso lleno de las variadas y maravillosas flores que son lo más característico del mercado, ya que ahí se ofrecen unos cinco mil tipos de flores y plantas; sin embargo, no es lo único que hay, pues también puedes encontrar frutas y verduras, piñatas, dulces, abarrotes, jarciería, además de ropa y calzado.La MercedEste mercado es el más antiguo de la CDMX y es un gran centro de abasto de alimentos. Diablitos, carpas de colores, antojitos, artículos de cocina, dulces típicos y todo para tu negocio de comida es lo que puedes encontrar en los pasillos de este tradicional lugar. El Mercado de la Merced es el mayor mercado de la Ciudad de México. Cuenta en su interior con una estación de metro (Metro Merced) y genera casi 500 toneladas de basura en un día. ¡Imagínate! Con su gran diversidad de productos, satisface todas las necesidades del cliente nacional y extranjeros que diariamente lo visitan. Mercado de SonoraEste lugar tiene un sinfín de productos esotéricos y de brujería para todo tipo de cultos: santería, chamanismo, para fieles de la Santa Muerte, de San Judas, San Charbel y otras veneraciones. Miles de personas acuden diariamente a hacerse limpias o consultas de cartas, tarot y otras adivinaciones. También encuentras animales exóticos, plantas medicinales y hierbas, veladoras para conseguir trabajo, para “atraer” al ser amado y para cortar la mala vibra.Mercado de San JuanEste mercado es un recorrido imprescindible en la Ciudad de México, ya sea para turistear, comer delicioso o tomar fotos. De hecho, es ya un sitio especial para gente local y extranjeros por su increíble diversidad de comestibles finos, exóticos y productos gourmet.Por ejemplo, carne de león, lechón, cabrito, conejo, codorniz, arrachera, armadillo, venado, búfalo, alacrán, escamoles, chapulines, jumiles, acosiles y comida que parece sacada de una película es algo de lo que puedes encontrar en este impresionante mercado. Te recomendamos comer en alguna charcutería y probar los quesos finos.Si hay un lugar mágico en todas las ciudades sin duda son los mercados, y si aún no conoces estos lugares especiales, ¡tienes que visitarlos para que te enamores de lo que ahí puedes encontrar!
Ya viene la fiesta en la que todos los mexicanos nos sentimos especiales, la noche más mexicana de todas, en la que comemos delicioso, tomamos bebidas tradicionales como aguas frescas y, ¿por qué no?, un buen tequila o mezcal. Sin embargo, es fácil dejarnos llevar por la euforia y que las cosas se nos salgan del presupuesto.Planear una fiesta no es nada sencillo y más si es una fiesta que se hace cada año, por lo que tenemos hacerlo apegándonos a un presupuesto. Aquí te presentamos unos tips para hacer rendir el dinero, pero festejando como se debe.En una noche mexicana, hay varias cosas que tenemos que tomar en cuenta para que el ambiente sea el ideal.DecoraciónLo que puedes hacer es buscar decoraciones de años anteriores para no generar gasto ni desechos, si no hay algo que hayas podido rescatar, te decimos qué hacer para no derrochar el dinero.En lugar de comprar decoraciones desechables, puedes ir a comprar a las tiendas de telas alguna alusiva al tema y comprarla por metro, así puedes aprovechar para poner mantel, hacer moños para las paredes, servilletas y además de gastar menos, podrás reusar y harás un solo gasto para futuras ocasiones. También puedes decorar con los elementos de la fiesta y en lugar de comprar rehiletes, serpentinas y globos, puedes utilizar las botellas y los dulces típicos como decoración.ComidaPlanea con anticipación, pues al tener un control de lo que necesitas no vas a hacer compras desesperadas y podrás buscar el mejor precio.Ir a los mercados o tiendas locales para comprar los ingredientes de la comida que se va a preparar también es una gran idea para estirar el presupuesto, pues encontrarás mejores precios que en otros establecimientos.MúsicaUna fiesta sin música no es fiesta, sin embargo, no es necesario que gastes de más para poder divertirte. No necesitas contratar un mariachi, puedes armar un gran playlist con música mexicana y también con música, para bailar para que nadie se quede sentado y disfruten como se debe. Ya tienes todo para disfrutar sin salirte del presupuesto, así que lo que tienes que hacer es divertirte y gritar a todo pulmón: ¡Viva México!
¿Te acuerdas de Popeye, ese marinero que se ponía grande y fuerte para vencer al villano y lo único que necesitaba eran espinacas?Quizá gracias a esa caricatura crecimos pensando que las espinacas eran súper poderosas y nos creímos el mito de que tienen más hierro que ningún otro alimento, pero como muchas otras cosas de nuestra infancia, no es cierto. En realidad, las espinacas no son la gran fuente de hierro que pensamos, así lo revela José Miguel Mulet, doctor en Bioqiuímica y Biología molecular, en su libro ¿Qué es comer sano?, y asegura que ninguna verdura es una gran fuente de hierro, aunque eso no quita que las espinacas son un alimento muy sano y con muchas propiedades. ¿Necesitas ideas para el desayuno? Prueba estas Espinacas a la Crema con Huevo¿Cómo comenzó el mito de las espinacas? Toda esta creencia se debe a un error tan simple, que es difícil de creer. A finales del siglo XIX Erich von Wolf, químico alemán, se puso a analizar los beneficios nutricionales de las verduras y todo apunta a que puso mal una coma al apuntar el contenido en hierro de las espinacas, y donde debía decir 3,5 miligramos decía 35. Y, claro, eso es mucho hierro.Además de no tener tanto hierro, las hojas de espinaca tienen altos niveles de unas sales, conocidas como oxalatos, que dificultan la absorción de éste y otros nutrientes, como el calcio, en el intestino. Pero no hay por qué satanizar a las espinacas pues, aunque no sean lo que pensábamos, son muy sanas y sí son fuente de varios nutrientes: tienen muchísimo potasio y magnesio, dos electrolitos fundamentales para nuestra salud. Por otra parte, las espinacas son una fuente importantísima de vitamina K y precursores de la vitamina A, esencial para nuestro sentido de la vista. Y también son unas verduras ricas en sales de ácido fólico.No cabe duda, todos los días se aprende algo nuevo y ahora sabes que si Popeye se ponía fuerte, seguramente era porque comía algo más que espinacas en lata.3 opciones para incluir espinacas en tus comidas:Crema de Espinaca con PoblanoPechugas Rellenas de Queso Crema y EspinacasCrepas de Espinca Rellenas de Champiñones
Vivimos en una época en la que por falta de tiempo, es cada vez menos común que cocinemos, así que terminamos por comer casi cualquier cosa que se nos cruza en la calle.Esto puede significar un riesgo para la salud, pues no conocemos los ingredientes con los que se preparan y, por lo general, no es comida que realmente nos nutre.Para evitar caer en tentaciones, tu mejor aliada será la organización y justo esa es la clave del Batch cooking.¿Qué es el Batch cooking?El Batch cooking es cocinar por lotes para toda tu semana y esta técnica consiste en dos cosas básicas: planificar la semana y cocinar un solo día.La planificación y organización evitará que caigas en las comidas de última última hora y hará que tu alimentación sea más saludable y variada. Haciendo el batch cooking ahorrarás tiempo, comerás mejor, desperdiciarás menos alimentos y ahorrarás dinero.¿Cómo hacer el batch cooking?-Planifica los menús para toda la semana.-Haz una lista de los ingredientes y las cantidades que necesitas comprar.-Dedica un día para cocinar todo lo de la semana, vas a cocinar mucho, pero recuerda que el resto de los días ya no tendrás que hacerlo.-Raciona y congela en porciones cada una de las comidas.-Rotula todos tus recipientes para una mejor organización. Cosas que tienes que tomar en cuenta-Prepara platillos con ingredientes que se puedan congelar. Para los alimentos que no se pueden congelar, como la mayonesa y algunas verduras como la lechuga y la arúgula, es mejor guardarlo en el refrigerador en un recipiente bien cerrado.-Lo más conveniente una vez que ya hayas cocinado es guardar la comida en las porciones que te vas a comer. -Toma en cuenta los envases que vas a usar, la cantidad que vas a requerir y fíjate que todos cierren de manera adecuada. Cuida que tus comidas no se contaminen y que no se salga la comida cuando la traslades. -Busca recetas que se adecuen al batch cooking. Como ves, el batch cooking es una técnica que nos ofrece muchos beneficios, por lo que no es de extrañar que todo mundo lo esté haciendo y que los hábitos estén cambiando para bien.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD