Los nueve mitos de la diabetes
Consejos de Belleza

Los nueve mitos de la diabetes

Por Kiwilimón - October 2012
Es muy común que las personas tengan ideas erróneas sobre la diabetes. Al principio, cuando a una persona le diagnostican diabetes y no tiene mucho conocimiento sobre este tema, tienen que llevar a cabo un proceso de recopilación de información sobre lo que pueden o no comer. Esperamos que después de leer estos mitos que surgen tengan una idea más detallada de lo que se puede o no hacer.
  • 1. El azúcar esta prohibida, pero los alimentos  sin azúcar (sugar-free) son libres
Existen muchos alimentos que en sus empaques o etiquetas se anuncian como libres de azúcar, pero no por eso están exentos de contener carbohidratos. Estos alimentos, en especial, galletas, pasteles, caramelos, etc. contienen hidratos de carbono por la harina o la leche con que están preparados, es por eso que se debe cuidar el consumo de esos alimentos.
  • 2. Si como alimentos con carbohidratos saludables tengo mejor control de la glucosa en la sangre
Aunque creas que las bebidas y la comida que consumes son de carbohidratos saludables como la fruta, cereales integrales, etc. no quiere decir que debas consumirlos en gran medida, ya que, muchos de estos  alimentos contienen cierta cantidad de carbohidratos que al final, en la suma, son una cantidad considerable que puede llegar a afectar el estado de salud. Con la práctica, se dará cuenta de que pesar y medir las porciones ayuda y aprenderá a saber si lo que esta a punto de consumir, esta en las cantidades adecuadas.
  • 3. No se deben consumir carbohidratos
Aproximadamente la mitad de las calorías que debemos consumir al día deben provenir de los carbohidratos. Si reducen el consumo puede provocar una baja de energía en el cuerpo, sentimiento de cansancio, irritabilidad e inclusive puede afectar hasta el rendimiento en sus actividades diarias. La clave esta en distribuir correctamente el consumo de los hidratos de carbono de acuerdo a un especialista. Si conseguimos distribuir la cantidad necesaria de carbohidratos, su nivel de energía no se verá afectado así como la glucosa en la sangre estará en los niveles correctos.
  • 4. La diabetes te controla y debes renunciar a tus sueños y tu vida
Al principio es difícil para todas las personas aceptar el diagnóstico de que tienen diabetes. Es importante tomar en cuenta que es un cambio en el estilo de vida pero todo se puede lograr con un buen control. Lo que recomendamos es que aprendas a conocer la manera en como tu cuerpo reacciona con el consumo de un tipo de comida y otra. Un monitor de glucosa es indispensable para esta tarea, así, pronto aprenderás a disfrutar de las comidas familiares sin tener que privarte de ningún alimento, claro, siempre cuidando las proporciones.
  • 5. Verificar el nivel de glucosa en la sangre una vez al día y después de comer
Utilizar un monitor que mida el nivel de glucosa en la sangre es indispensable. Este aparato nos ayudará a controlar nuestros niveles de glucosa a lo largo del día. Lo recomendable es medirte en ayunas, antes y después de comer. La razón es que los valores  de la glucosa varían a lo largo del día y lo mejor es saber con hechos y no con suposiciones.  
  • 6. Tienes que comer siempre a la misma hora
Siempre y cuando no tengas que utilizar insulina, el horario en el que consumas tus alimentos puede variar un poco. Si en algún momento, ya sea por trabajo o alguna otra situación no puedes comer a tus horas, no pasa nada, siempre y cuando mantengas el consumo de carbohidratos controlado en un régimen alimenticio balanceado.
  • 7. Todas las comidas deben contener la misma cantidad de carbohidratos
Si aprendes a controlar tu “umbral de carbohidratos” podrás contar con mayor flexibilidad y control de lo que comes.  Cuando monitoreas los valores de glucosa en la sangre, puedes aprender en qué momento del día debes comer menos carbohidratos y en qué momento puedes complementar la ingesta necesaria. Si tu nivel de glucosa es mayor en la mañana que en la tarde, entonces podrás comer menos de estos alimentos en el desayuno que en la comida.
  • 8. Debes consumir bocadillos a lo largo del día y antes de dormir
Antes era común pensar que se debía consumir cierta cantidad de bocadillos a lo largo del día, pero actualmente esto varia de persona a persona dependiendo del tipo de diabetes que tenga. Siempre es bueno contar con la opinión de un especialista en el tema. Si eres de las personas que esta acostumbrada a consumir bocadillos durante el día, lo que puedes provocarte es subir de peso, crear resistencia a la insulina o no tener buen control de la glucemia.
  • 9. Si cuento los carbohidratos en mis comidas, no me debo preocupar por la grasa
Comidas altas en grasa pueden mantener el nivel de glucosa alto. Esto sucede porque ingerir alimentos con gran cantidad de grasa puede alentar la digestión, por lo que la glucemia incrementa y se mantiene en un nivel alto por más tiempo. Es aconsejable mantener una dieta baja en grasas para poder manejar tus niveles de consumo y tener mayor control.  

Para conocer recetas de diabetes, haz click aquí.

   
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En quesadillas, tamales, enchiladas o chilaquiles, el queso mexicano es el acompañante perfecto de muchas recetas de la cocina mexicana. Los quesos mexicanos, además de ser el complemento perfecto o el ingrediente estrella de numerosas recetas, también los comemos como botana y están presentes prácticamente en las cocinas de todos los estados de México. Hay quesos mexicanos que, si eres amante del queso, tienes que probar. A continuación te presentamos una guía para que los disfrutes con orgullo: Queso de hebra También es conocido como queso Oaxaca o quesillo. Se elabora, principalmente, en Oaxaca y Chiapas, aunque hoy puedes encontrarlo prácticamente en todo México. Es uno de los quesos mexicanos de pasta suave; es elaborado con leche de vaca y utiliza la técnica del hilado. Es fresco y cremoso en boca y su textura es húmeda y fácil de manejar. Es un queso mexicano excelente para derretir y gratinar. ¡Por algo es el rey de las quesadillas! Queso cotijaEs uno de los quesos mexicanos más famosos del país. Su nombre se debe a su zona de comercialización: Cotija, en Michoacán, en donde se encuentran los productores de las sierras aledañas de Jalisco y Michoacán para venderlo. El auténtico lleva la indicación de la Marca Colectiva, otorgada a la Asociación Regional de Productores de Queso Cotija, y se produce en temporada de lluvias (de julio a septiembre). Es un queso elaborado con leche de vaca, tiene pasta dura y su maduración va de las 4 semanas hasta los 6 meses. Su característico sabor mineral, otorgado por la sal de Colima, lo hacen perfecto para acompañar tus pastas. Queso panelaEs uno de los quesos frescos más consumidos del país y se produce en todo México. Está elaborado con leche de vaca y en algunos lugares lo hacen con leche descremada, en este último caso tiene menos grasa por lo que se recomienda su consumo en algunos regímenes alimenticios. En algunas regiones del país hay una versión llamada queso botanero que elaboran con leche parcialmente descremada. ¡Es perfecto para botanear o utilizar en sándwiches y tortas! Requesón Los especialistas creen que este queso se empezó a producir con la llegada de los españoles. Se produce con el suero remanente de la hechura del queso. Generalmente es de leche de vaca, aunque también puede haber con leche de cabra u oveja. Es un queso fresco que puede prepararse en casa con leche, jugo de limón o vinagre blanco. Podemos probarlo en cocina mexicana en antojitos como los tlacoyos. Queso de bola OcosingoEs un queso mexicano, único en el mundo, que conjunta dos familias de quesos: de pasta hilada por el exterior y fresco por el interior, por lo que su pasta externa es dura y la interna semidura y oreada. Es originario de Ocosingo, Chiapas, donde hay una Marca Colectiva que agremia a los productores de este queso tan valorado en la cocina mexicana. Con información de Larousse Quesos Mexicanos, Carlos Yescas, Editorial Larousse, 1a edición 2013. ¡Así que ya sabes, celebra este mes patrio con quesos mexicanos y compártenos tus creaciones con el Hashtag #FiestasPatriasConKiwilimón!
Con un poco de canela en tu vida, tu salud podría mejorar notablemente debido a que este condimento contiene numerosas propiedades, además de un sabor y aroma maravilloso. La canela es una alta fuente de magnesio, hierro, calcio, fibra y vitaminas C y B1, por eso tienes que aprovechar estos beneficios del té de canela. La canela ayuda al sistema digestivo Una forma de consumir canela y conservar sus propiedades, es tomándolo como infusión, de este modo, es más fácil para el sistema digestivo absorberlo. La canela es carminativa, lo que significa que ayuda a reducir gases en el estómago, previene ulceras y alivia los síntomas que provocan vómitos y náuseas. ¡El té de canela es ideal para la buena digestión! El té de canela reduce malestares en la menstruación El té de canela tiene propiedades anticoagulantes que ayudan a controlar el ciclo menstrual y disminuye los cólicos y otros síntomas que trae consigo la menstruación. Disminuye los niveles de colesterol con canela Gracias a sus propiedades antioxidantes, el té de canela ayuda a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre, evitando la formación de trombos y ateromas, lo que propicia una mejor circulación de la sangre en el cuerpo. El té de canela combate los síntomas de la gripe El té de canela posee propiedades antibacterianas y antiinflamatorias y funciona como expectorante natural, por ello ayuda a combatir los síntomas del resfriado común como fiebre, tos, congestión y dolor de cabeza. ¿El té de canela ayuda a bajar de peso? Algunos estudios científicos han demostrado que las propiedades de la canela reducen los niveles de azúcar en la sangre, gracias a lo cual el cuerpo almacenaría menos grasa y, por tanto, podría favorecer la pérdida de peso en las personas. Además, la canela se puede utilizar para sustituir al azúcar. Si bien el té de canela puede tener muchos beneficios para la salud, tomarlo en exceso también podría traer consecuencias negativas, por lo que te recomendamos consultar con tu médico antes de utilizarlo en grandes cantidades. ¿Tú ya conocías los beneficios del té de canela?
“¿Qué hago de comer hoy?” es una de las preguntas más comunes entre las personas y es que no hay nada más pesado que tener hambre y no saber qué cocinar porque hacerlo requiere mucho tiempo y esfuerzo; pero no te preocupes, porque a continuación te presentamos 7 recetas fáciles y rápidas que puedes preparar con poco dinero. Milanesa Rellena de Rajas con Queso Comienza la semana con una rica milanesa rellena de rajas con queso, un guisado fácil de preparar que no te tomará más de 20 minutos. Pescado en Salsa Morita Si buscas un platillo delicioso y saludable, este pescado en salsa morita te encantará. Te tomará 5 minutos preparar la salsa y 10 más cocinar el pescado. Tacos de Nopales con Salsa Martajada Para una comida o cena ligera, prueba estos sabrosos tacos de nopales con salsa martajada. Además de ser fáciles de preparar, son súper rendidores. Gratín de Calabacita a la Mexicana Ya sea como guarnición o plato fuerte, déjate sorprender por este suculento gratín de calabacitas a la mexicana. La mezcla de verduras, queso gratinado y puré de tomate es increíble y muy sencilla de hacer. Tacos Dorados de Atún con Guacamole Dale un giro a los típicos tacos dorados con esta opción crujiente y rellena de atún, acompañada de una salsa de guacamole. En 20 minutos tendrás un plato digno de reyes, Sandwichón de Jamón y Queso Este delicioso sandwichón de jamón y queso cubierto con aderezo de chipotle será una opción increíble que no necesita cocción y rendirá para toda la familia. Rollos de Ensalada de Atún Estos ricos rollos de ensalada de atún son el paquete completo, un platillo saludable, fácil y rápido de hacer que además de todo, es súper económico. ¿Qué esperas para probarlo? ¡Esperamos que estas 7 recetas fáciles y rápidas de preparar te ayuden con tu menú semanal!
En quesadillas, tamales, enchiladas o chilaquiles, el queso mexicano es el acompañante perfecto de muchas recetas de la cocina mexicana. Los quesos mexicanos, además de ser el complemento perfecto o el ingrediente estrella de numerosas recetas, también los comemos como botana y están presentes prácticamente en las cocinas de todos los estados de México. Hay quesos mexicanos que, si eres amante del queso, tienes que probar. A continuación te presentamos una guía para que los disfrutes con orgullo: Queso de hebra También es conocido como queso Oaxaca o quesillo. Se elabora, principalmente, en Oaxaca y Chiapas, aunque hoy puedes encontrarlo prácticamente en todo México. Es uno de los quesos mexicanos de pasta suave; es elaborado con leche de vaca y utiliza la técnica del hilado. Es fresco y cremoso en boca y su textura es húmeda y fácil de manejar. Es un queso mexicano excelente para derretir y gratinar. ¡Por algo es el rey de las quesadillas! Queso cotijaEs uno de los quesos mexicanos más famosos del país. Su nombre se debe a su zona de comercialización: Cotija, en Michoacán, en donde se encuentran los productores de las sierras aledañas de Jalisco y Michoacán para venderlo. El auténtico lleva la indicación de la Marca Colectiva, otorgada a la Asociación Regional de Productores de Queso Cotija, y se produce en temporada de lluvias (de julio a septiembre). Es un queso elaborado con leche de vaca, tiene pasta dura y su maduración va de las 4 semanas hasta los 6 meses. Su característico sabor mineral, otorgado por la sal de Colima, lo hacen perfecto para acompañar tus pastas. Queso panelaEs uno de los quesos frescos más consumidos del país y se produce en todo México. Está elaborado con leche de vaca y en algunos lugares lo hacen con leche descremada, en este último caso tiene menos grasa por lo que se recomienda su consumo en algunos regímenes alimenticios. En algunas regiones del país hay una versión llamada queso botanero que elaboran con leche parcialmente descremada. ¡Es perfecto para botanear o utilizar en sándwiches y tortas! Requesón Los especialistas creen que este queso se empezó a producir con la llegada de los españoles. Se produce con el suero remanente de la hechura del queso. Generalmente es de leche de vaca, aunque también puede haber con leche de cabra u oveja. Es un queso fresco que puede prepararse en casa con leche, jugo de limón o vinagre blanco. Podemos probarlo en cocina mexicana en antojitos como los tlacoyos. Queso de bola OcosingoEs un queso mexicano, único en el mundo, que conjunta dos familias de quesos: de pasta hilada por el exterior y fresco por el interior, por lo que su pasta externa es dura y la interna semidura y oreada. Es originario de Ocosingo, Chiapas, donde hay una Marca Colectiva que agremia a los productores de este queso tan valorado en la cocina mexicana. Con información de Larousse Quesos Mexicanos, Carlos Yescas, Editorial Larousse, 1a edición 2013. ¡Así que ya sabes, celebra este mes patrio con quesos mexicanos y compártenos tus creaciones con el Hashtag #FiestasPatriasConKiwilimón!
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD