Frases mexicanas DE COMIDA que los extranjeros nunca entenderían
Tips y Consejos

Frases mexicanas DE COMIDA que los extranjeros nunca entenderían

Por Kiwilimón - Enero 2017
A los mexicanos nos encanta comer; esa es una realidad conocida mundialmente. Y en verdad, es tal nuestra obsesión por los placeres gastronómicos que incluso la llevamos hasta los refranes. Estas frases mexicanas están llenas de sabor y folklor, tanto que son a prueba de extranjeros. Te compartimos algunos dichos de comida que los extranjeros nunca entenderían:
  • They are giving you atole with the finger.
  • Te están dando atole con el dedo.
 
  • There’s always a black one in the rice.
  • Siempre hay un negrito en el arroz.
 
  • You are the sesame seed of every mole.
  • Eres el ajonjolí de todos los moles.
 
  • Tiny but spicy.
  • Chiquito pero picoso.
 
  • With sugar and honey, even the snails taste good.
  • Con azúcar y miel, hasta los caracoles saben bien.
 
  • Turn around the tortilla.
  • Dale la vuelta a la tortilla.
 
  • From the plate to the mouth, the soup falls.
  • Del plato a la boca, se cae la sopa.
 
  • Put a lot of cream to his/her tacos.
  • Echarle mucha crema a sus tacos.
 
  • Dessert is always the answer, no matter what the question is.
  • El postre siempre es la respuesta, sin importar cuál sea la pregunta.
 
  • The one who is hungry, thinks about bread.
  • El que hambre tiene, en pan piensa.
 
  • That’s flour from another sack.
  • Eso es harina de otro costal.
 
  • This rice is already cooked.
  • Este arroz ya se coció.
 
  • It’s like water for chocolate.
  • Está como agua para chocolate.
 
  • In every place the beans are cooked.
  • En todos se cuecen habas.
 
  • You’re going to give birth to chayotes.
  • Vas a estar pariendo chayotes.
  . via GIPHY

Te recomendamos estas recetas:

 
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Seguramente has visto que desde hace un tiempo los anaqueles del súper mercado han comenzado a llenarse de productos libres de gluten o aptos para celíacos. Aunque puedan parecer más beneficiosos que sus versiones normales, presta mucha atención. Conoce más acerca de este componente para que puedas identificar si los alimentos libres de gluten son los ideales para tu alimentación. ¿Qué es el gluten? El gluten es una proteína que está presente en muchos cereales, principalmente en el trigo, la cebada y el centeno. Su presencia en los alimentos hace que sean más elásticos (por ejemplo, la masa de la harina) y da a los panes y la bollería mayor volumen. Por lo general, cuando un pan o un pastel tiene una consistencia esponjosa lo más seguro es que contenga gluten. ¿Por qué no debo comer gluten? Algunas personas son intolerantes a esta proteína, por lo que al ingerirla presentan algunos malestares. Los principales síntomas de la enfermedad celíaca son distensión y dolor abdominal, obstrucción intestinal, anemia, dermatitis, entre otros. Únicamente las personas que son intolerantes a la proteína deben seguir una dieta libre de gluten. Debido a que varios de los síntomas más comunes de la enfermedad celíaca pueden confundirse con otros padecimientos digestivos es necesario realizar análisis de sangre y biopsias del intestino delgado para poder hacer un diagnóstico. ¿Qué puedo comer si soy celíaco? Cualquier alimento hecho a base de granos (trigo, centeno y cebada) debe eliminarse de la dieta. Esto significa que harinas, pastas y panes (elaborados con estos granos) no entran en la alimentación de un celíaco. Pero no solo eso. Algunos alimentos procesados, como sopas, salsas o aderezos que puedan tener contener pequeñas cantidades de gluten también deben descartarse. Si tu doctor ya te ha diagnosticado y debes seguir una dieta libre de gluten, no te preocupes. Existen muchas alternativas que te permitirán cuidar tu salud con una alimentación rica y balanceada. Recetas libres de gluten: Red velvet cake gluten free Pan de elote fácil sin harina Pan de quinoa y chía sin gluten Flor de calabaza rellena sin gluten   Fuentes: Celiacos.org Niddk.nih.gov Lavanguardia.com Gluten.org
Entre el trabajo y los pendientes de la casa, ¿siempre andas corriendo? La falta de tiempo ya no será un problema. Con estas recetas te decimos cómo puedes comer rico toda la semana cocinando solo un día. Opción 1: papas Puré de papas con cebollas caramelizadas El puré de papas nunca falla. Es un platillo rico y sencillo que va bien con todo. Para cocer las papas puedes usar el horno o una olla de presión. Croquetas de atún y papas Guarda un poco del puré de papa para preparar unas deliciosas croquetas. En caso de que tengas problemas para darle forma a las croquetas, agrega un huevo a la mezcla. Ensalada de papa alemana Antes de que hagas el puré, guarda la mitad de las papas para preparar otras 2 recetas. Procura que las papas que uses para la ensalada no estén demasiado cocidas. Papas gratinadas con jamón Si te animaste a prender el horno, aprovecha que está caliente para gratinar unas ricas papas. Solo necesitas 5 ingredientes y unos 10 minutos en el horno. Opción 2: garbanzos Potaje de garbanzos Para estas recetas es muy importante que dejes en remojo toda la noche los garbanzos, así podrás cocinarlos más rápido. Sopa de espinaca y garbanzo Aunque se parece mucho a la receta anterior, el queso parmesano y las espinacas le dan un toque muy especial a esta sopa. Ensalada de garbanzo Con los mismos garbanzos puedes preparar una opción mucho más fresca. Combina jitomates, cebolla y aceitunas con medio kilo de garbanzos para hacer una ensalada. Hamburguesas de garbanzos con amaranto Reserva una taza y media de los garbanzos y licúalos con la misma agua de cocción. Con esto y unos pocos ingredientes más puedes preparar unas hamburguesas sin carne.  Opción 3: pollo Caldo de pollo en olla de presión En lugar de solo poner a cocer 3 pechugas, cocina de una vez más piezas de pollo para que puedas preparar varias recetas al mismo tiempo. Tostadas de pollo al cilantro Con la ayuda de un tenedor, deshebra una parte del pollo cocido. Te sugerimos armar las tostadas justo antes de comerlas para evitar que se ablanden. Tacos de lechuga con pechuga de pollo Dale tu propio toque a estos originales tacos y agrega los ingredientes que más te gusten: queso, elote, cebolla, salsa, champiñones, rábanos, etc. Ensalada con pollo y queso azul Sácale provecho hasta el último trozo de pollo preparando una riquísima ensalada. Si no te encanta el queso azul, puedes usar uno más suave, como queso panela. Lo importante es diseñar el menú de la semana tomando como base un ingrediente principal. Así podrás planear mejor tus comidas, además de ahorrar. Cuéntanos, ¿cuál es el ingrediente que sueles usar para cocinar varios platillos? Déjanos tus ideas en los comentarios.    
Picar los ingredientes, triturarlos en el molcajete, mezclarlos en un bol, y después, limpiar todo eso. Si nada más de pensar en todo lo que tienes que hacer ya te da flojera preparar la comida, te tenemos una solución: recetas fáciles en licuadora. Cocina usando este maravilloso electrodoméstico y descubre lo sencillo que es disfrutar de una deliciosa comida con tan solo una licuadora. Flan de coco en licuadora No batalles con miles de recipientes. Con esta receta solo necesitas tu licuadora y el refractario donde hornearás el flan. Para que sepa más rico, déjalo en el refrigerador por lo menos media hora antes de servir.   Filetes de pollo en crema de chipotle Esta receta es perfecta para esas ocasiones en las que quieres lucirte, pero no tienes mucho tiempo. Para darle más sabor a la salsa puedes sustituir el agua por caldo de pollo. ¡Quedará súper rico!   Pan de elote sin harina Prepara un pan de elote como el que hacía tu abuelita sin harina y, lo mejor de todo, ¡sin ensuciar montones de cosas! Un tip: si te gusta sentir la textura del elote, no licúes mucho la mezcla. Así quedarán algunos pedacitos más enteros.   Albóndigas de carne en salsa de tomate No te compliques cortando los ingredientes a mano. Solo ponlos en la licuadora y ¡listo! Controla el número de pulsaciones para asegurarte de que tanto las albóndigas como la salsa adquieren la consistencia que buscas.   Huevos florentine con salsa holandesa No tienes que ser un experto en la cocina para preparar exquisitas recetas gourmet. Con tu licuadora es suficiente. Sirve cada huevo con pan tostado en tiritas, cebollín picado o perejil.   Aprovecha tu licuadora y saca a relucir tus habilidades culinarias. ¿Te gustaría saber más recetas con licuadora? Visita Kiwilimón para conocer más ideas.
Picar los ingredientes, triturarlos en el molcajete, mezclarlos en un bol, y después, limpiar todo eso. Si nada más de pensar en todo lo que tienes que hacer ya te da flojera preparar la comida, te tenemos una solución: recetas fáciles en licuadora. Cocina usando este maravilloso electrodoméstico y descubre lo sencillo que es disfrutar de una deliciosa comida con tan solo una licuadora. Flan de coco en licuadora No batalles con miles de recipientes. Con esta receta solo necesitas tu licuadora y el refractario donde hornearás el flan. Para que sepa más rico, déjalo en el refrigerador por lo menos media hora antes de servir.   Filetes de pollo en crema de chipotle Esta receta es perfecta para esas ocasiones en las que quieres lucirte, pero no tienes mucho tiempo. Para darle más sabor a la salsa puedes sustituir el agua por caldo de pollo. ¡Quedará súper rico!   Pan de elote sin harina Prepara un pan de elote como el que hacía tu abuelita sin harina y, lo mejor de todo, ¡sin ensuciar montones de cosas! Un tip: si te gusta sentir la textura del elote, no licúes mucho la mezcla. Así quedarán algunos pedacitos más enteros.   Albóndigas de carne en salsa de tomate No te compliques cortando los ingredientes a mano. Solo ponlos en la licuadora y ¡listo! Controla el número de pulsaciones para asegurarte de que tanto las albóndigas como la salsa adquieren la consistencia que buscas.   Huevos florentine con salsa holandesa No tienes que ser un experto en la cocina para preparar exquisitas recetas gourmet. Con tu licuadora es suficiente. Sirve cada huevo con pan tostado en tiritas, cebollín picado o perejil.   Aprovecha tu licuadora y saca a relucir tus habilidades culinarias. ¿Te gustaría saber más recetas con licuadora? Visita Kiwilimón para conocer más ideas.
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD