Haz que tu súper rinda más
Tips y Consejos

Haz que tu súper rinda más

Por Kiwilimón - Agosto 2018
¿Te pasa que al final de la quincena o de la semana te sobran muchas cosas en el refrigerador y no necesariamente en buen estado? De nada sirve que aproveches los “martes de frutas y verduras” si al final terminas tirando la mitad de lo que compraste. Por eso te damos unos consejos sobre cómo puedes aprovechar mejor las compras que haces en el súper y evitar esta situación
  1. Haz una lista. Antes de lanzarte a llenar el carrito, fíjate en lo que realmente necesitas. No compres solo por antojos.
  2. Planea el menú de la semana. Piensa en ingredientes que puedas usar en más de una receta y haz las combinaciones para todos los días de la semana.
  3. Prevé tu disponibilidad. Si sabes que tendrás poco tiempo para cocinar, no compres alimentos que puedan echarse a perder rápidamente.
  4. Organiza la comida en el refrigerador. La carne que no vayas a preparar próximamente, guárdala en el congelador. Acomoda las verduras de tal manera que no se aplasten y deja afuera del refrigerador las frutas que aún estén verdes.
  5. Aprende a elegir. La textura y el color hablan mucho del estado de una fruta o verdura. Si sabes identificar las mejores, podrás ahorrar mucho. Aquí te decimos cómo elegir las mejores frutas y verduras.
  6. Improvisa. Lo ideal es programar con tiempo las comidas, pero no siempre se puede. Si te sobró algo que calculaste mal o algo tardó en descongelarse, busca recetas en las que puedas integrarlo.
  7. No desperdicies nada. Hay muchas cosas que son resultado de una elaboración y que pueden servirte para otras. Por ejemplo cuando hierves pollo, el caldo puedes usarlo para hacer sopas o salsas.
  8. Congela. Si no sabes cuándo podrás cocinar algo, ponlo en el congelador.  A pesar de lo que podemos pensar, hay varios alimentos que aguantan en condiciones óptimas por bastante tiempo en este estado.
No pierdas más tiempo (y dinero) y empieza a aplicar estos tips. Con estas recetas será mucho más sencillo hacer rendir tu súper toda la semana: Ensalada de quinoa con frijoles y menta Portobello relleno de frijoles con puré de aguacate Ceviche de frijol y palmitos Ensalada de nopales con frijol negro
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Si llegó la hora de ser una persona independiente, pero nadie te dijo que la cocina no se equipa sola y no sabes qué sí debes comprar y qué no, te dejamos una lista de los utensilios que toda persona que vive sola debe tener para evitar ir corriendo a comprar cualquier cosa que después no utilizarás. Si vives solo no importa si eres o no bueno en la cocina, solo necesitas unos cuantos artículos y un buen recetario para que todo vaya bien. Por el momento, contar con utensilios básicos sin llenarte de trastes innecesarios es lo ideal para iniciar como soltero en la cocina. Solo un tip básico: al adquirir tus utensilios de cocina procura que sean de buena calidad, ya que su vida útil será más larga.Sartenes. El tamaño depende de los invitados que tendrás usualmente o de qué tanta comida te prepares. Para iniciar es conveniente contar con uno pequeño y otro mediano. Recuerda invertir en sartenes antiadherentes de buena calidad.Cubiertos. Si eres una persona que vive sola y que usualmente no come en casa, pensarás "¿para qué necesito esto?" Te aseguramos que te sacarán de cualquier apuro. Con los básicos es necesario: cuchara, cucharita, tenedor y cuchillo. No llenes tu cajón de cubiertos que nunca usarás. Si tienes planeado recibir invitados frecuentemente, adquiere un set de cubiertos para 6 u 8 personas.Juego de cuchillos. Cocines o no en grandes cantidades, necesitarás un juego de al menos 4 tipos de cuchillos para cortar diferentes cosas. Los usarás en el día a día para picar desde un pepino, hasta rebanar pan o cortar carne. Licuadora. Si vives solo, lo más seguro es que prepares pocas cantidades de comida, por lo que una licuadora te servirá para un desayuno completo con licuado o smoothie, para una comida y hasta para una cena de emergencia. LOS BENEFICIOS DE TENER UNA LICUADORA KIWILIMÓNRallador. Cuando vives solo, tener un rallador parce algo muy simple y que pasa desapercibido, hasta el momento en que lo necesitas. El rallador es un utensilio básico para muchas comidas. Este utensilio de cocina es esencial si te gusta preparar platillos con queso gratinado, o algunas ensaladasCucharones. En tu cocina necesitas dos cucharones: uno de madera y otro de metal. El de madera es un básico para no rayar los sartenes y ollas antiadherentes. Los cucharones de acero inoxidable son ideales para mezclar los platillos horneados o a la parrilla.Ollas y cacerolas. Para preparar pastas, guisados o cualquier tipo de carne o verduras al vapor, necesitarás una olla. En este caso sucede lo mismo que con los sartenes: el tamaño de las ollas y cacerolas dependerá de la cantidad de comida que suelas preparar. Tabla para picar. Se utiliza diariamente en la cocina para partir y picar alimentos de todo tipo. Usa una tabla mediana de plástico y recuerda lavarla muy bien para evitar que queden residuos de comida en la superficie.Vasos y platos. Elige los más prácticos para tu estilo de vida. En un principio no vale la pena tener vasos para el agua y el vino. Por el contrario, con los platos se recomienda tener de varios tamaños según la comida que pienses consumir (sopas, pastas, ensaladas) y las personas que puedas recibir en tu casa.¿Crees que haya otro utensilio de cocina que sea imprescindible? Déjanos tus comentarios.
Siempre es buen tiempo para hacer pequeños ajustes que mejorarán increíblemente tu hogar. Sigue estos sencillos consejos para organizar, decorar y limpiar tu casa en muy poco tiempo. Cuidado personal: Tu hogar no puede estar completo si no cuentas con los productos ideales para el cuidado personal. Consiente a tu familia y maximiza su higiene con la mejor combinación: Papel Regio® Luxury Almond Touch y el nuevo Regio® Papel Higiénico Húmedo. Su delicado toque de almendra y su irresistible suavidad son la mejor combinación para tu hogar. Organiza: Tu closet Deja de perder tiempo buscando tu ropa. En solo 5 pasos puedes convertir el caos de tu clóset en un increíble despliegue de opciones para tu look. Tip: guarda la ropa que no uses en la temporada para que solamente tengas a la vista lo que puedas usar ahora. Tus joyas De nada te sirve tener muchos aretes o pulseras ni nunca los encuentras o, peor aún, si tienes que pasar 15 minutos tratando de desenredar tus collares. Con este hermoso joyerito puedes organizar tu joyería, a la vez que decoras tu tocador. Decora: Para combatir la depresión Si todo el tiempo te sientes cansada o desganada, tal vez es momento de hacer cambios en la decoración de tu hogar. No es necesario que remodeles por completo tu casa, con unos pequeños ajustes notarás grandes cambios. Con estrellas de papel Es posible darle un ambiente diferente a cada espacio de tu hogar sin tener que gastar toda tu quincena en pintura o nuevos muebles. Prueba combinando estas estrellas con focos (puedes reciclar tus luces navideñas) para que tenga tu cuarto un toque más cool. Limpia: Los vidrios Algo tan sencillo como mantener limpios los vidrios de tus ventanas y los espejos puede cambiar radicalmente el aspecto de tu hogar. Prepara esta receta para ahorrar en limpiadores y bajarle al uso de químicos en tu casa. Con bicarbonato No tienes que comprar montones de limpiadores para tener tu casa impecable. De hecho, te sugerimos usar lo mínimo este tipo de productos, ya que pueden dañar la salud de tu familia. Sigue estos consejos y limpia toda tu casa tan solo con bicarbonato.
Cómo bajar de peso, es el dilema al que muchas personas se enfrentan día a día. Y es que mantener la línea o conservar un peso ideal puede convertirse en un problema, sobre todo si no tenemos el tiempo para preparar platillos más saludables. Precisamente por esto cada año surgen dietas que cualquier persona puede adaptar a su ritmo de vida y con esto, adoptar mejores hábitos alimenticios. Estas son algunas de las tendencias de dietas más populares en el mundo:Dieta Keto. La efectividad de la dieta keto está basada en la cetosis, que es el momento en el que el cuerpo usa la grasa almacenada como combustible. Para lograr esto es necesario comer alimentos altos en grasas y bajos en calorías. Si bien esta dieta es muy efectiva, no se recomienda seguirla por mucho tiempo o en personas que padecen ciertas enfermedades. Dieta Dash. La dieta Dash es ideal para combatir la presión arterial alta y fue la número uno en 2018 en Estados Unidos. En la dieta se consumen principalmente cereales y alimentos con mucha proteína como carnes magras, frutos secos, legumbres, etc. y se evitan todas las grasas saturadas: todos los lácteos enteros, carnes con mucha grasa, huevo, mantequilla, etc.Dieta Mediterránea. Esta dieta es muy parecida a la dieta Dash, que es usada para prevenir enfermedades cardiovasculares, diabetes, etc. Aquí lo ideal es consumir solo productos de origen natural y evitar grasas o carne roja. Lo importante en esta dieta es tomar entre 1.5 y 2 litros de agua y llevar una alimentación balanceada.Dieta Vegana. La dieta más famosa en la que están prohibidos todos los productos de origen animal. A diferencia de otros regímenes alimenticios que buscan exclusivamente bajar de peso o mejorar la salud, la dieta vegana tienes más motivaciones que solo adelgazar. Por ejemplo: cuestiones morales con los animales o el medio ambiente.TE PUEDE INTERESAR: 400 MENÚS PARA VEGANOSDieta Flexiteriana. Esta es un tipo de dieta vegetariana, pero como su nombre lo dice que es más flexible. Su objetivo es reducir en lo posible todos los productos de origen animal. Puedes comer frutas, verduras, y granos en grandes cantidades, pero debes evitar los productos de origen animal a menos que sea necesario.No olvides que el resultado de las dietas depende de qué tan disciplinado seas con ellas. Ninguna dará resultado sino la sigues al pie de la letra.
Mejorar tus hábitos alimenticios es una tarea mucho más sencilla de lo que algunas personas piensan. Sigue estos seis pasos y verás lo fácil que es cambiar poco a poco tu manera de comer.Lleva un diario de tus comidas. Comienza por anotar todo lo que comes: desde el desayuno, los entremeses y las bebidas hasta la cena. Pero no solo eso. También escribe la emoción o la sensación que tenías al comer algo. Por ejemplo: por la mañana podrías decir que tenías mucha prisa mientras tomabas tu taza de café, o que sentías algo de ansiedad al comer una bolsa de frituras antes de la hora de la comida.Identifica los principales problemas en tu alimentación. Cuando ya hayas registrado tu actividad alimenticia por varios días puedes comenzar a estudiar tu comportamiento. Esta es una manera muy sencilla de reconocer patrones negativos en tu alimentación. Tal vez no eres consciente de que tu trabajo te está estresando y que por eso estás comiendo en exceso, o que hay una situación particular en tu vida personal que te está generando ansiedad y te hace comer más de la cuenta.Establece metas que sean realistas. Para poder cambiar algo en tu vida tienes que sentir motivación. Y esta se adquiere cuando los objetivos son retadores, pero alcanzables. En otras palabras: no intentes hacer cambios tan pequeños que puedan considerarse  insignificantes, ni trates de revolucionar toda tu manera de vivir al cabo de unos días. Busca puntos intermedios para que puedas mejorar efectivamente tus hábitos alimenticios.Sigue al pie de la letra tu plan. Al tratar de hacer ajustes en tu estilo de vida, sobre todo en tu alimentación, es necesario que no pienses en excepciones, principalmente al inicio del proceso. Esto significa que, si has decidido desayunar todos los días, esta regla aplica de lunes a domingo, incluyendo el día de la semana más ocupado que tengas. Además de la disciplina, necesitarás mucho orden para poder cambiar tus hábitos.No te mates de hambre, ni de sed. Muchas personas creen que lo mejor que pueden hacer para bajar de peso es someterse a largos periodos de ayuno, pero ¿qué crees? Esto puede ser contraproducente. Otra cosa que también puede afectar tu proceso de cambio de hábitos alimenticios es la falta de líquidos. Como recomendación, procura comer cada cuatro horas y toma por lo menos dos litros de agua natural al día.Aprende a comer de todo. Para llevar una alimentación balanceada es necesario que comas de todo. Esto incluye verduras, frutas, carne, lácteos, pescados, etc. A menos que por cuestiones de salud u otras razones no puedas comer algunas cosas, te  recomendamos ampliar el abanico de ingredientes en tu cocina.No tienes que hacer grandes sacrificios para cambiar tus hábitos alimenticios. Solo necesitas mucha disciplina y orden. Organiza tu menú semanal con estas recetas:Caldo Tlalpeño Chilaquiles en salsa verde Tinga de Pollo Ensalada de manzana verde y lechuga 
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD