Ideas sencillas para comer en familia
Consejos de Hogar

Ideas sencillas para comer en familia

Por Kiwilimón - Septiembre 2011
  Usualmente, el comer hoy en día es una de las actividades más complicadas por la rapidez en que vivimos. Comemos en tiendas de comida rápida, en el trabajo, camino a la oficina o alguna reunión, el auto, etc. Ante esto, aquí mostramos algunas ideas para que estos momentos sean más placenteros.
  • - Las familias que cocinan todos juntos se divierten más. Darle la posibilidad a los chicos de elegir el menú, cortar las verduras, o poner la mesa. Para variar un poco y hacerlo más divertido, se puede decorar la mesa con distintas servilletas, vasos de colores, o lo que se les ocurra.
  • - Cuando busques comer al aire libre, hacer hamburgueseadas, picnics, partidos de futbol, etc., todas son buenas opciones. Para agregar colorido y diversión a estas comidas, se pueden utilizar vasos de colores, platitos de colores, algunas flores, o lo que se les ocurra.
  • - El estilo se ve en los detalles: Cuando están entreteniendo a la familia y amigos, los toques especiales son lo que caracterizan esos momentos. Si están en un picnic por ejemplo, pueden utilizar manteles con motivos divertidos.
  • - Mantener a los chicos ocupados mientras se está haciendo la comida. Una buena opción es darles servilletas de colores y crear una competencia a ver quien logra hacer el diseño más creativo. Toda la familia votará al ganador y ahí votarán el premio.
Recetas de cocina para la familia:Crepas de Pollo con ChampiñonesEntomatadas de PolloFlan de QuesoQuesadillas de Flor de Calabaza y Huitlacoche
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La Chilaquiloteca, el KiwiFav de la semana
Si eres amante de los chilaquiles y te gusta probar sabores diferentes, tienes que visitar la Chilaquiloteca. Se trata de un restaurante cuya especialidad es este platillo típico mexicano, el cual elaboran con diferentes salsas, tortilla y quesos, para hacer de los chilaquiles una experiencia extraordinaria.Maria Almendra Achotegui, la directora de operaciones, cuenta que "Había una vez un valeroso caballero, condenado con un terrible hechizo que en su reino le llamaban 'La Fiesta'. El hechizo sólo podía romperse con una pócima mágica que pocos hechiceros podían elaborar. El valeroso caballero estaba encerrado en sus oscuros aposentos y lo merodeaba un terrible dragón, mejor conocido como 'La Cruda'. Cuenta la leyenda que aquellos que cayeran en el hechizo de 'La Fiesta', serían aprisionados por 'La Cruda' eternamente.El caballero, después de estar acorralado durante varios años por el terrible dragón, decidió elaborar la pócima mágica de aquellos poderosos hechiceros, para así librarse de las feroces garras del dragón. Custodiado por la terrible Cruda, paso días enteros probando la fórmula perfecta para elaborar la pócima. Hubo momentos donde el valeroso caballero estuvo a punto de rendirse, pero sabía que, si lo lograba, no solo él se salvaría, sino que salvaría al reino entero.Fue así como después de incontables intentos, logró al fin formular la pócima perfecta para salir de su hechizo. Así nació la 'Chilaquiloteca', con una pócima tan poderosa capaz de curar a todo el reino y derrotar a 'La Cruda' por siempre."Inspirado en esta mágica historia, la Chilaquiloteca ha salvado a interminables almas que han caído en las poderosas garras de La Cruda y ha hecho felices a todos los comensales que se atreven a probarlo en el Estado de México.Cuando los visites, pregunta por su salsa del mes, que elaboran en colaboración con otros cocineros, amigos del valeroso caballero.Dirección: Federico T de la Chica #12, local 11 (plaza Versalles), Ciudad Satélite, Naucalpan de Juárez.*Fotos tomadas de las redes sociales de la Chilaquiloteca
3 maneras de hacer exfoliantes caseros y sencillos
Exfoliar la piel no es algo que tengamos que hacer diario, pero de vez en cuando, el órgano que recubre nuestro cuerpo puede beneficiarse mucho de esto y qué mejor si podemos hacerlo con ingredientes naturales y de forma casera.La exfoliación puede ayudar a mejorar la salud y la apariencia de la piel de varias maneras, por ejemplo, puede darle a la piel un aspecto más brillante porque elimina la capa superior de células muertas y también puede estimular la producción de colágeno, para que la piel se mantenga firme y radiante.Otro beneficio de la exfoliación casera es que puede mejorar la eficacia de cualquier crema que uses posterior a hacerlo, así que si exfolias tu piel antes de aplicar una crema, esta penetrará profundamente en lugar de asentarse en la superficie.Por último, estas opciones para hacer exfoliantes caseros y sencillos te permitirán tener un momento de relajación, para poder masajear tu piel, cualquier día que estés cansada o estresada. La forma más fácil aplicar un exfoliante corporal es durante el baño y sólo implica masajear suavemente el exfoliante sobre la piel con movimientos circulares y enjuagar bien con agua tibia.Exfoliante casero con azúcar morena o mascabadoEl azúcar moreno o mascabado es un ingrediente económico y accesible que es más suave para la piel que la sal marina o la sal de Epsom, lo cual lo hace un ingrediente ideal para pieles sensibles. Asegúrate de enjuagarte bien después de exfoliarte, para que tu piel no se sienta pegajosa.1/2 taza de azúcar morena o mascabado1/2 taza de aceite de coco (también puedes usar aceite de oliva o de almendra)Mezcla bien el azúcar moreno con el aceite en un tazón. Si es necesario, agrega más azúcar o aceite para obtener la consistencia correcta; también puedes añadir una o dos gotas de un aceite esencial en la mezcla. Cuando estés satisfecha con la consistencia y fragancia del exfoliante, pásalo a un recipiente con tapa, para conservarlo más tiempo.Exfoliante casero de té verdeRico en propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, el té verde tiene varios beneficios para la piel, además de que se puede agregar fácilmente a un exfoliante corporal casero junto con otros ingredientes nutritivos.2 bolsas de té verde1/2 taza de agua caliente1 taza de azúcar moreno o mascabado1/4 taza de aceite de coco derretidoColoca las bolsitas de té en el agua caliente y deja reposar hasta que se enfríe. Mientras el té se enfría, coloca el azúcar moreno en un tazón y mezcla con el aceite de coco derretido. Agrega el té frío a la mezcla (es importante que el té esté frío para que el azúcar no se disuelva).Si la mezcla se desmorona demasiado, añade más aceite de coco; si está demasiado líquida, agrega más azúcar morena. Cuando hayas alcanzado la consistencia deseada, coloca el exfoliante en un frasco.Exfoliante casero de caféEl café es uno de los ingredientes más comunes entre los exfoliantes corporales caseros, pues los gránulos son suaves para la piel, pero siguen siendo eficaces para eliminar las células muertas de la superficie de la piel. 1/2 taza de posos de café2 cucharadas de agua caliente1 cucharada de aceite de coco, tibioMezcla los posos de café con el agua caliente y luego agrega el aceite de coco. Si es necesario, agrega más café molido o más aceite para obtener la consistencia correcta y finalmente, pasa la mezcla en un recipiente.Es importante mencionar que estos exfoliantes caseros sólo deben usarse en el cuerpo, no en la cara, pues esta es más sensible que la piel del resto del cuerpo. Además, evita exfoliar la piel si está quemada por el sol, agrietada o rota, enrojecida, hinchada, o recuperándose de una exfoliación química.Si decides agregar algún aceite esencial a tu exfoliante corporal casero, primero haz una prueba de parche con el aceite diluido en la piel para asegurarte de que no te hará reacción en la piel y si tienes la piel sensible o muy seca, habla con tu médico o dermatólogo para averiguar si la exfoliación con un exfoliante corporal es adecuada para ti.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD