¡Saca tu lado creativo! Ahorra y recicla con estos tips para el hogar
Consejos de Hogar

¡Saca tu lado creativo! Ahorra y recicla con estos tips para el hogar

Por Kiwilimón - Marzo 2016
Aprovecha lo que tienes en casa, ahorra y diviértete. A veces, sólo necesitamos pequeños cambios para hacer cosas realmente grandes. Hay muchos que dicen que ‘el buen juez por su casa empieza’ y con estos consejos será la mejor oportunidad para poner en práctica nuestra creatividad y de paso dar un ejemplo y ayudar al medio ambiente. Por diferentes motivos, no es extraño que en nuestras casas encontremos botellas de vidrio; muchas veces creemos que no nos sirven en lo absoluto y van directo a la basura, un error común en la mayoría, pues con un poco de trabajo, éstas nos ayudarían, incluso, a ahorrarnos unos pesos. A continuación les daremos unos tips para que esas botellas pasen a la cocina de la casa y se transformen en… ¡vasos! El objetivo fundamental es lograr partir la botella en dos trozos. Para ello necesitaremos los siguientes utensilios: - Botella de cristal. - Hilo de algodón grueso. - Alcohol 96. - Cubo con agua fría. - Mechero. Lo primero que debemos hacer es mojar un trozo de hilo de algodón en alcohol (deberá ser de la longitud suficiente como para atarlo alrededor de la botella). Después, lo enrollamos alrededor de la botella a la altura que deseemos realizar el corte y prendemos el cordel mojado en alcohol con mucho cuidado; esperamos a que se apague. En cuanto empiece a apagarse, sumergimos la botella en el cubo de agua y esperamos a que se escuche que la botella se partió en dos. Si vemos que el cristal se resiste a romperse, podemos repetir el proceso tantas veces como queramos pero siempre poniendo el hilo en el mismo lugar. Cuando consigamos que la botella esté dividida en dos, lo único que queda por hacer es lijar las imperfecciones que hayan aparecido mediante una lija gruesa. El procedimiento es muy sencillo e incluso puede ser una actividad que se realice en familia, sin embargo, si es importante señalar que pese a esto, los materiales pueden ser peligrosos para niños pequeños, por lo cual es recomendable hacerlo con edades de 12 años en adelante. Y aprovechando la remodelación ¡Cámbiale el look a tu hogar! Existen muchos materiales para hacer diferentes cosas para el hogar y si se quiere un pequeño cambio en la casa y poco efectivo, tal vez se deben probar otros métodos. Si tienes una ventana simple y sin detalles y quieres decorarla sin quitarle luz natural, este proyecto es para ti. Se trata de una sencilla cortina de papel, está realizada con papeles de distintos pesos que le otorgan movimiento y textura para conseguir un cortinado. Esta manualidad, simple y rápida, le dará un toque distinto a cualquier ventana de tu casa. Elige los colores de acuerdo a la habitación que estés decorando. Materiales: Papeles de diferentes grosores y peso en la gama de colores elegida (se consiguen en librerías artísticas) Tijeras Hilo grueso o cordel Ganchos para cortinas Corta cuadrados de los diferentes papeles, con una gama de colores coherente para que aporte a la decoración. Lo más simples es elegir un color y de acuerdo a él los papeles de diferentes tonalidades del mismo. La cantidad de cortes necesarios dependerá del largo y ancho de la cortina que harás; por ende también de la ventana. Enhebra los cuadrados entre sí con hilo grueso o cordel. Deben existir espacios regulados para hacer una hilera tan larga como sea la ventana y haz nudos, sobre las partes superior e inferior de cada cuadrado, para asegurarlos. Finalmente cuelga cada hilera de un gancho y luego de una barra, ambas para cortina, a una distancia regular, formando el cortinado.  
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En México y el mundo, los hábitos de consumo en internet han cambiado y ahora muchas personas compran en tiendas en línea, tanto que 6 de cada 10 mexicanos tienen una relación estrecha con internet, y de ellos, 5 ha comprado en tiendas online, de acuerdo con IAB México.Así que¸ por lo práctico y fácil que es, además de que, por fortuna, es cada vez más seguro, ya es casi inevitable terminar comprando cosas en e-commerce, sobre todo cuando se trata de aquellas con artículos para el hogar.Seguro te ha sucedido que estás muy entretenido en redes sociales y de pronto te aparece una imagen de la cocina ideal, que siempre has tenido en mente.Y entonces te encuentras súper enamorada de un juego de vasos con el que te imaginas tomando tus dos litros de agua diarios, o unos cubiertos que nunca creíste que necesitarías.Y es que hay momentos inevitables en la vida, los cuales uno sólo puede aceptar y abrazar, por ejemplo, emocionarse tanto por esas cosas del hogar.Ahora, pasar horas en sitios de tiendas como Bed, Bath and Beyond es casi como pasar una tarde de Netflix and Chill, pero viendo los artículos más preciosos para la cocina, cama, para el baño y para todo lo demás. Sí, ésta es la tienda de la que te volverás fanática y la que querrás visitar siempre, y si no puedes ir, podrás vivir la misma experiencia de recorrer esos pasillos en su tienda en línea.Ahí estará todo lo que necesitas para tu cocina, desde artículos básicos y necesarios, como un dispensador de bebidas, hasta electrodomésticos muy prácticos, como una cafetera 3 en 1, que funciona como tetera y hervidor. ¡Todo a un solo clic de distancia!
Cuando se piensa en el mes patrio, se viene a la mente la temporada de chiles en nogada, ese delicioso platillo que se asemeja a una obra de arte, tan representativo de nuestro país por tener los colores de la bandera, y con ingredientes perfectamente cocinados para darle un aspecto bello, con una mezcla de sabores que lo hacen un alimento muy especial por el que muchos esperan todo un año para saborearlo.Origen del Chile en NogadaHay varias versiones sobre el origen de este manjar. Una de ellas apunta a que nació en la ciudad de Puebla y se creó para agasajar a Agustín de Iturbide por la victoria del Ejército Trigarante en 1821, por eso también los tres colores de la bandera están presentes en el plato.Otra versión refiere que la receta es originaria del Convento de Santa Mónica desde 1714, con el nombre de “chiles rellenos bañados en salsa de nuez”.La salsa NogadaLa salsa es una de las partes más importantes del platillo. Hay quienes la hacen más dulce, otras, más salada, e incluso algunas, neutras. Existen las finas, espesas, líquidas, sin grumos o granulosas. También hay quienes incluyen queso de cabra y hay también quienes se apegan a la receta original.Aquí te dejamos una receta tradicional de la nogada:Ingredientes:-600 gramos de nuez de castilla-1 pieza de queso de cabra-2 tazas de leche-¾ tazas de vino blanco o jerez-500 gramos de almendra-300 gramos de granada roja-Perejil, sal, azúcar al gustoPreparación:Pon a remojar las almendras una noche antes y refrigera.Mezcla el queso de cabra, la leche y el vino; agrega las nueces y las almendras limpias. Licúa todos los ingredientes y pon la sal y el azúcar a tu gusto. El espesor de la salsa es a gusto personal, pero si la quieres más líquida, puedes ir incorporando más leche y si la quieres más espesa, puedes usar más queso.La controversia: ¿capeado o sin capear?Existe un gran debate sobre si el chile en nogada va capeado o sin capear. Es como si hubiera dos bandos y cada uno insiste en probar su punto. A pesar de haber investigado y documentado sobre este tema, lo cierto es que no hay una verdad absoluta. Según María Bravo, Directora General de La Casita Poblana, originalmente el chile era sin capear, pues el objetivo era que se viera el verde del chile, pero al momento de ser servido, la nogada no permanecía en el picante. “Esto no era apetitoso, por eso se empezó a capear, para retener la nogada, y ahora el toque verde se le da con el perejil que se coloca al servirlo”, señala. Como en todo, en gustos se rompen géneros, no importa si lo prefieres capeado o sin capear, con nogada líquida o espesa, lo más importante es que aprecies esta maravilla de la cocina mexicana que es una delicia para tus sentidos.
Todos estamos conscientes del problema de contaminación que vive nuestro planeta, por lo que reciclar en casa es el primer paso para comenzar con acciones concretas.Hay acciones que podemos hacer desde nuestra trinchera para ayudar al medio ambiente, y una de las acciones que más accesibles y que más podemos ayudar es reciclando. El reciclaje es un buen hábito que podemos hacer en casa y que no requiere de gran infraestructura, pero sí de mucha voluntad para hacerlo de manera práctica, responsable y adoptarlo a tu estilo de vida.Para empezar a reciclar en casa, aquí te dejamos estos 10 consejos:Comunícaselo a todos los miembros de la familia. Lo más importante es que todos los miembros de la familia estén en la misma sintonía para que sea más fácil adoptar este hábito. Entre todos será más fácil cumplir con este propósito y apoyarse entre sí.Busquen información y edúquense al respecto. Tener la información necesaria hará que el reciclaje sea más fácil, es necesario saber sobre los distintos materiales, el uso y el reuso que se le puede dar. Instala distintos botes de basura para diferentes tipos de materiales. La separación de residuos es muy importante. Hay que tener cestos diferentes para los distintos materiales y desechos: orgánicos, inorgánicos, cartón y papel, vidrio, pet, electrónicos, etc.Identifica un centro de reciclaje e infórmate cuál es la forma para llevar los distintos materiales. Ya existen distintos centros donde pueden reciclar tus desechos, sin embargo es necesario que lo lleves tal cuál se requiere, hay materiales que necesitan estar lavados y secos, otros que se pueden compactar, etc. Es necesario que sepas cómo se debe entregar todo.Reusa. Otra de las principales formas de reciclar es el reuso, piensa antes de tirar algo si le puedes dar una segunda oportunidad, por ejemplo tus botellas de vidrio pueden servir de floreros, los frascos de mayonesa te pueden servir como contenedores para poner productos a granel, etc.Invierte en productos zero waste. Actualmente hay en el mercado muchos productos que no generan residuos, ya sea que compres productos a granel, artículos sin envolturas etc.Realiza actividades para reciclar de forma original. Si tienes hijos pueden destinar actividades para buscarle un nuevo uso a tus residuos, por ejemplo pueden hacer cochecitos con los cartones del papel sanitario y así darle rienda a la creatividad. No deseches lo que ya no sirve y trata de repararlo. Estamos cada vez más acostumbrados a comprar cosas desechables o que caducan rápido, pasa con tu celular, computadoras portátiles etc. Antes de desecharlo, investiga si se puede reparar y además de ahorrar, reciclarás. Reduce tu consumo. Vivimos en una sociedad cada vez más consumista, realmente no necesitas comprar todo lo que crees. Antes de hacerlo, piensa si realmente lo necesitas. No desistas. El reciclaje es un hábito que requiere paciencia, constancia y disciplina, piensa que es algo que debes implementar en tu vida a largo plazo.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD