Tips de Cocina

4 consejos para preparar la salsa perfecta
Tips de Cocina
Las salsas mexicanas son el mejor acompañamiento para darle sabor a tus platillos favoritos y es que tanto como pueden salvar una comida desabrida, como intensificar el sabor de un gran manjar. Además, las salsas tienen una increíble diversidad de sabores, colores y olores que nos encantan. Así que ya sean verdes, rojas o de habanero, aquí te presentamos 4 consejos para que tus salsas sean perfectas. Ingredientes frescos para una salsa perfecta El éxito de una salsa muchas veces recae más sobre los ingredientes que la preparación en sí, así que asegúrate de elegir los tomates verdes, chiles, cebolla y jitomates más frescos que encuentres en tu tiendita de confianza. Asa lo suficiente pero no quemes tus ingredientes La mayoría de las salsas requieren que ases sus ingredientes principales, tal como los tomates, el ajo, la cebolla y los chiles. Para que tu salsa quede en su punto, debes tener precaución a la hora de realizar este proceso, ya que si se te pasa algún ingrediente quemado, tu salsa quedará agría y será más difícil rectificar su sazón. El caldo de pollo, el ingrediente secreto de las salsas No es de sorprenderse que utilizar caldos naturales en lugar de agua, ayude a mejorar considerablemente el sabor de las salsas, pero en definitiva, el caldo de pollo es ese ingrediente secreto que ayudará a potenciar su sabor mucho mejor. Condimentos para cerrar con broche de oro Es muy común que durante todo el proceso de preparación de las salsas, las personas sazonen y condimenten a diestra y siniestra, lo cual termina siendo un gran problema y la principal razón de que las salsas queden saladas. Asegúrate de condimentar tus salsas al final, cuando vayas a hervirlas o a freírlas; remueve un poco y pruébalas antes de rectificar sazón. ¿Ya conocías estos trucos para preparar las salsas perfectas?
Papas rostizadas y extra crujientes:   cómo hacer el platillo del momento en TikTok
Tips de Cocina
Las recetas con papas son siempre un platillo ganador para cualquier ocasión y es que el delicioso sabor de este tubérculo y su gran versatilidad para cocinarse, lo hacen un alimento muy popular. Tan es así, que recientemente una receta con papa se ha convertido en el éxito de TikTok y nosotros te explicamos el secreto para prepararla. ¡No te pierdas estas papas rostizadas y extra crujientes! Todo comenzó cuando el usuario de TikTok, Jeremy Scheck (@scheckeats), compartió el paso a paso para preparar las papas, el cual se inspira en la tradicional receta inglesa de la actriz Emily Blunt (El diablo viste a la moda), que compartió en el programa de cocina "Barefoot Contessa” y después se convirtió en un fenómeno viral. Como la receta de papas crujientes está en inglés, nosotros te la presentamos en español pero aquí puedes encontrar el video original de Jeremy, por si te quedan dudas. Ingredientes 1 o 2 kilos de papas1 puño de salsuficiente aceite de oliva o aceite de aguacateal gusto de romero fresco, para sazonaral gusto de sazonador sabroseador, para sazonaral gusto de sal de mar, para sazonaral gusto de pimienta negra, para sazonaruna pizca de chile en polvo, para sazonaruna pizca de paprika, para sazonaral gusto de ajo de polvo, para sazonaral gusto de perejil, para decorarPreparación Precalienta el horno a 232°C.Limpia y corta las papas en cubos medianos y colócalos en una olla con agua fría. Agrega el puño de sal y ponlas a hervir durante 15 minutos o hasta que se suavicen.Cuela las papas y con un tenedor, machaca ligeramente sus orillas. De acuerdo a Jeremy, esto incrementa el área de la papa y da mayor oportunidad a que se sientan extra-crujientes.Coloca las papas en una charola, agrega el aceite de oliva y los condimentos y sazonadores que desees. Asegúrate de que todas estén cubiertas uniformemente.Asa las papas durante 10 o 15 minutos a 232°C y sacude las papas de vez en cuando.Cuando las papas parezcan estar casi crujientes, apaga el horno y reposa durante otros 10 minutos. Jeremy explica que descubrió casi accidentalmente que ése es el secreto para volverlas extra-crujientes.Decora con perejil fresco o alguna otra hierba de tu preferencia.Recuerda que está receta de papas crujientes es tan deliciosa, que hasta Kylie Jenner le regaló un “like” al joven cocinero. ¿Tú estás listo para probarlas?
¿Cómo hacer harina de avena?
Tips de Cocina
La harina de avena es una opción sin gluten para hacer pasteles, hot cakes, wafles, panqués o cupcakes que además les dará más sabor, añadirá una carga de nutrientes y una textura extra suave a tus recetas de repostería y lo mejor de todo es que puedes hacer harina de avena casera.La harina de avena es una harina integral hecha de cualquier tipo de avena, es decir, puedes usar granos de avena enteros, copos de avena (más finos que el grano entero) e incluso puedes avena de cocción rápida, aunque la avena en granos enteros lo hará más fácil.La harina de avena tiene una textura sedosa y proporciona un sutil sabor a avena. Es similar a la harina de trigo, excepto que no contiene gluten, además de que es un producto saludable porque tiene más proteínas y fibra que la harina común. También es más bajo en carbohidratos. Básicamente, la harina de avena tiene todos los beneficios nutricionales de la avena.Aunque la puedes comprar en el súper, también puedes hacer harina de avena casera de manera sencilla, con la ventaja de que será más económica y que podrás tenerla disponible cualquier día, si eres de las personas que siempre tienen avena en casa.Cómo se hace la harina de avenaHacer harina de avena casera no podría ser más fácil y todo lo que necesitas son 2 tazas y media de copos de avena enteros (para que sea más fácil) y un procesador de alimentos o una licuadora de alta velocidad. (Una taza y un cuarto de copos de avena te dará como resultado 1 taza de harina.)Coloca la avena en la licuadora (o procesador) y licúa hasta que se forme un polvo fino, esto solo tomará unos segundos en una licuadora de alta velocidad y un poco más en un procesador de alimentos. Para guardar tu harina de avena, deposítala en un recipiente hermético y colócala en un lugar fresco y seco por hasta 3 meses.¿Se puede sustituir la harina para todo uso por harina de avena?La respuesta es no, porque una sustitución de harina de avena por harina para todo uso no funcionará. Lo que puedes hacer es buscar recetas para hornear que requieran harina de avena específicamente. Si no, puedes usar una mezcla de harinas, para dar un toque de sabor y textura diferente.Listo, ya sea que la uses para hacer tus panqués o que la mezcles con harina de trigo, te será muy útil saber hacer tu propia harina de avena.Aquí te dejamos algunas recetas con harina de avena:Mini Pastel de Zanahoria en microondasHot Cakes de plátano con avenaPanqué de Linaza, Mamey y Cítricos
Cómo se reboza el pescado: el mejor paso a paso
Tips de Cocina
El pescado rebozado o pescaditos es un platillo típico de muchas marisquerías, pero también de muchos lugares deliciosos que encuentras en los mercados. Pero si quieres hacer tu propia versión casera, necesitas saber cómo se reboza el pescado.Acompañado con limón y salsa picante, el pescado rebozado también tiene versiones en otros países, como en Inglaterra, donde el fish and chips es un platillo característico. Pero si tú quieres preparar pescado rebozado para unos tacos o para comerlo con limón, tienes que seguir este paso a paso con los mejores tips de la chef de Kiwilimón para que te quede perfecto.Cómo se reboza el pescadoLo primero que tienes que hacer para rebozar un pescado es mezclar 2 huevos por 1 taza de harina. Esto te asegurará cubrir del todo tus filetes; este es el objetivo principal de rebozar y como resultado obtendrás una capa crujiente por fuera y un pescado jugoso por dentro.Los ingredientes con los que puedes rebozar un pescado pueden variar, pero como base, puede elegir entre los siguientes:Harina de trigoHarina de arrozHarina integralFécula de maízHarina de maízPrácticamente puedes usar cualquier harina para hacer un rebozado, lo único importante es sazonar bien la mezcla que hagas con la harina.Añade unos buenos condimentos sobre la mezcla como ajo en polvo, orégano o paprika y esto hará toda la diferencia de sabor.Luego puedes agregar un líquido, este puede ser agua, agua mineral, cerveza e incluso refresco, esto hará que el rebozado quede más airoso y crujiente. Usa un recipiente amplio y profundo para que sea más fácil cubrir bien tu pescado.Antes de rebozarlo con tu preparación, puedes secar el pescado y luego pasarlo por un poco de harina o maicena, esto hará que el rebozado se adhiera bien a nuestro pescado.Finalmente, lo que fríelo en aceite bien caliente para que el rebozado quede crujiente y bien cocido. Ahora puedes poner en práctica este paso a paso con estas recetas:Filete de pescado rebozadoTacos de pescadoTacos de pescado rebozado con aderezo de cilantro y habanero
¿Cómo diferenciar la leche condensada de la leche evaporada?
Tips de Cocina
Ambas se usan para hacer postres y tienen presentaciones muy similares, por lo que no es raro encontrarnos frente al estante del súper sin saber bien cuál necesitamos para nuestra receta. ¿Será que si llevo leche condensada funcione igual que la leche evaporada? Diferenciar estos tipos de leche no es complicado, pero sí puede ser confuso.La leche evaporada y la leche condensada son diferentes en varios aspectos, aunque en algunos casos, sí podrían ser intercambiables. Lo que tienen en común es que a ambas se les reduce en casi 60 por ciento su contenido de agua.Por su parte, la principal diferencia entre la leche evaporada y la leche condensada es el contenido de azúcar; a la leche condensada se le agrega mucha azúcar, mientras que a la leche evaporada no.¿Cuál es la leche condensada? La leche condensada es una forma de leche concentrada, pues se le ha eliminado aproximadamente 60 por ciento del contenido de agua y después, se le agrega alrededor de 40 a 45 por ciento de azúcar antes de enlatar. Tiene una consistencia espesa, un color caramelo y un sabor muy dulce.La leche condensada se usa comúnmente en repostería y postres, como los vasitos de gelatina con crema que dan en las fiestas para niños, pasteles, pudines, helados, y como edulcorante en café y té.¿Cuál es la leche evaporada?Como lo indica su nombre, la leche evaporada se produce calentando la leche hasta que se haya evaporado aproximadamente 60 por ciento del agua que contiene. Luego se homogeniza, empaqueta y esteriliza. Esta es una leche densa, cremosa y muy concentrada que se puede enlatar y almacenar durante varios meses. Tiene un sabor ligeramente caramelizado y un color más oscuro que la leche normal.Puede haber leche evaporada descremada, baja en grasa y entera, y este tipo de leche se usa en platos que buscan una textura cremosa, pero no necesariamente añadir un toque dulce, por lo que se usa tanto en recetas dulces como saladas, por ejemplo, la horchata lleva eche evaporada para hacerla más cremosita o las salsa blancas en la comida la suelen llevar también.En resumen, la leche condensada es básicamente leche evaporada, pero endulzada con azúcar, mientras que la leche evaporada no contiene azúcar añadida y es una leche muy concentrada.Por último, si te preguntas si puedes usar leche evaporada en lugar de leche condensada, la respuesta es no, porque la leche condensada contiene azúcar, así que no puede sustituir directamente a la leche evaporada, especialmente en recetas saladas.La próxima vez que te encuentres confundido en el súper, piensa en si tu receta es dulce o salada y fíjate en las presentaciones, seguro que reconocerás algunas de las características que te contamos aquí.Recetas clásicas con leche evaporada y leche condensada:Arroz con lechePastel de tres lechesTrufas de leche condensadaCrema de camarón
3 formas fáciles y económicas de decorar galletas sin icing
Tips de Cocina
Hornear galletas es una de las formas más deliciosas de hacer postres caseros, pero para hacerlas extra especiales, a veces un poco de decoración ayuda.Sin embargo, si no tienes experiencia y aún batallas para que no te queden duras, usar icing para decorar galletas puede resultar complicado, porque no sólo implica hacer o comprar el icing, sino que además, requiere de ciertos materiales para decorar casi como un profesional.Cuando buscas simplemente decorar unas galletas caseras sin mucho problema, quizá quieras ingredientes sencillos e incluso que no requieran de herramientas especiales. La buena noticia es que esto es posible e incluso de manera económica.1. Decorar galletas con chocolateUna forma práctica, fácil y económica de darles una decoración a tus galletas caseras es con tu chocolate favorito. Lo único que tienes que hacer es comprar tu barra favorita en la tienda y derretirla, ya sea a baño maría o en lapsos de 30 segundos, en el microondas. Para decorar las galletas, simplemente usa una cuchara y riega encima, haciendo garabatos o un zigzag. Además puedes añadir nueces o cualquier fruto seco de tu preferencia.2. Decorar galletas con azúcar glassSabemos que el azúcar glass no es tan común en nuestras alacenas, pero hay una forma muy sencilla de hacerlo en casa. Para hacer azúcar glass casera, tritura azúcar normal en la licuadora o si cuentas con uno, en un procesador de alimentos, hasta que obtengas un polvo fino. También puedes mezclarla con canela o chocolate en polvo y espolvorear sobre tus galletas, puede ser parcialmente o por completo.3. Decorar galletas con mermelada o frutasDecorar galletas con mermelada o frutas es muy sencillo y puedes usar la mermelada común y corriente que tienes en tu alacena. Lo único que tienes que hacer es un pequeño huequito en la galleta con tu dedo pulgar antes de hornearlas. Una vez que estén cocidas, añade la mermelada o la fruta en el centro.Ponte creativa con estas tres formas de decorar galletas caseras, de manera sencilla y sin gasta mucho dinero en ingredientes o en materiales, los resultados te encantarán.Recetas de galletas para que aproveches estos trucos de decorado:Galletas de CacahuateGalletas de Azúcar FácilesGalletas de MargarinaPolvoronesGalletas de Crema de Cacahuate
La mejor forma de hacer una ensalada más completa
Tips de Cocina
Puede que una ensalada sea la definición de comida saludable, pero no por ello tiene que ser aburrida ni mucho menos. Hay formas en las que puedes convertir una simple ensalada en una comida deliciosa y muy completa.Además de ser una comida saludable, puede resultar en un platillo económico, muy práctico y accesible, pues basta con mezclar algunos ingredientes y listo, ¡tienes una comida completa!Para hacer una buena ensalada necesitaras algunas ingredientes básicos:Un vegetal verde como base: lechuga, espinacas, kale.Una proteína, ya sea carne o pescado: pavo, pollo, salmón ahumado, huevo cocido, atún.Un carbohidrato: pasta integral, avena, quinoa, arroz.Además, se le pueden agregar otros complementos para hacerla más completa y deliciosa.Legumbres. El garbanzo, la lenteja y los frijoles son reconocidos como fuentes de proteínas, almidón, fibra, vitaminas y minerales. Eso significa que añadirlos a nuestra ensalada nos dará un aporte extra. Frutas. Si te gustan los contrastes puedes agregarle algún tipo de fruta para darle un toque dulce. Piña, durazno, mango, fresa, manzana, o aguacate son las que mejor quedan en las ensaladas. Frutos secos. Añade a tus ensaladas un puñito de nueces, almendras, pistaches o piñones que le darán el toque crujiente y delicioso. La ensalada ya está prácticamente preparada y sólo nos queda el toque final: el aderezo. Ten mucho cuidado ,porque lo nutritivo de una ensalada puede estropearse con el abuso de aderezos.Lo que te recomendamos es preparar un aderezo casero para que puedas controlar los ingredientes y las porciones. Por ejemplo, el aceite de oliva virgen extra con un toque de vinagre blanco o rojo y una pizca de sal será un buen aporte de grasas saludables.La mostaza Dijon, una salsa de yogur natural con cilantro o hierbabuena, jugo de limón o de otras frutas o con una cucharadita de miel, combinará perfectamente con un puñado de frutos secos.Como ves, lo saludable no es sinónimo ni de aburrido ni de insípido y las posibilidad para hacer una ensalada deliciosa y nutritiva son infinitas, lo que necesitas sólo son algunos ingredientes y mucha creatividad.
Ver más
PUBLICIDAD
Lo Más leído
Esa mañana callejoneamos por las áridas calles de la capital de Veracruz. El ambiente ya no olía a mar, o sí, pero de lejos. Erik Guerrero y yo esperamos en la mesita de lámina que por mantel llevaba el logo de una cerveza. La promesa eran los mariscos que, según uno de los chefs más importante del puerto y fundador de Nuestra Pesca, no tenían competencia. “Aquí viene hasta Enrique Olvera”, me aseguró. A los quince minutos, salió de la cocina de Ay Apá un tazón de barro grueso y humeante con arroz a la tumbada. A cada meneada de la cuchara salían las papas y los mariscos suspendidos en esa suerte de océano rojo con aromas a epazote. Recuerdo que, tras la quemada de lengua, el caldo me dio información sobre el sabor del mar, sobre la justicia que le hace a sus frutos una buena preparación. Esa no fue la única vez. Esa sensación vino con los cocteles de pulpo que me presentó Jonatán Gómez Luna en Tulum, o las almejas chinas que el chef Nico Mejía nos dio a probar en la laguna de Cuyutlán, Colima. Años antes también lo sentí frente a la Quebrada en Acapulco. No tenía ni cuatro años cuando supe que los mariscos de México son para hacerles un poema en endecasílabas. Los 1,592.77 km2 que mide el litoral mexicano son espacio suficiente para hacer una fiesta interminable de platos regionales que combinan los frutos del mar de formas únicas. El norteño, el costeño o el chilango sabe que una copa bombacha desbordada en camarones o una mesa de plástico con salcitas vinagrosas al centro, son la antesala de un placer reservado para los no novatos, para los que conocen la gastronomía nacional desde sus profundidades.Hay que sentirse plenamente mexicano y en confianza para jugarse la vida en un puesto de mariscos frente al metro en la Ciudad de México –y aún así es probable el hallazgo sea exitoso–. Y si eso sucede en el centro del país, a kilómetros del mar, el viaje por los dos flancos de las costas mexicanas amerita abrocharse los cinturones para luego desabrocharlos.La primera parada sería en Mazatlán, donde hay que pedirse un burrito de marlín tupido en frijoles frente a un chiringuito playero. En Tampico el viaje se hace corto cuando de por medio hay unas jaibas rellenas de Los Curricanes, que pueden llevarse de souvenir en su versión congelada y debidamente guardada en hielerita.Los aguachiles verdes del norte despiertan el sudor y las ganas de apagarlo a fuerza de cheves tan frías como las corrientes de Humboldt mientras que los negros de Yucatán nos cautivan con los sabores cenizos de su recado. ¿Ceviches, alguien? Hay tanta variedad como cocinas tradicionales. Ya saben, no es lo mismo el ceviche de Nayarit que uno de Jalisco o de Guerrero. ¿Un mole rojo con camarones? Hay que tocar base en el istmo oaxaqueño.De ostiones los de Sonora y mejor que tengan queso Parmesano. A Rosarito hay que llegar por las langostas al vapor que luego van fritas y arropadas en tortillas de harina recién hechas. Frijolitos, salcita y mantequilla, ¡pum! Directo al mar, y también al cielo. De ahí por almejas chocolatas a La Paz o por todo tipo de conchas a la Baja: sobre unas suculentas tostadas, a la Guerrerense; sobre platos con toques Baja-Med y técnicas pulcras a Fauna, Deckman’s o Villa Torél. Erik Guerrero dice que lo más rico del Golfo es su pescado, y del Pacífico, mariscos como el camarón, las conchas, el pulpo, el caracol, los calamares y las langostas. Nos invita a aventuramos fuera del puerto para ir por una recompensa única: los mariscos de Doña Tella en Alvarado. Sospecho que le haré caso. Después de su recomendación de Ay apá le creería que la luna es de Veracruz.Si no puedes viajar este año, no importa. La Cuaresma ya inició, y con ella una temporada gastronómica en la que no deben faltar las preparaciones frescas, las recetas picositas ni los mariscos que te van a llevar a las playas mexicanas en un par de ingredientes. ¿Listo para el tour?
Conocido como “el cerezo mexicano”, el capulín es una fruta muy popular desde la época prehispánica gracias a su color rojizo, sabor agridulce y múltiples propiedades que favorecen a la salud. Si eres amante de este tipo de frutos, acompáñanos a descubrir los increíbles beneficios del capulín. Las propiedades del capulín El capulín tiene grandes cantidades de antioxidante y nutrientes como minerales y vitaminas A, B y C, que ayudan a reforzar el sistema inmunológico de cualquiera que los consume. Hojas de árbol de capulín para el sistema respiratorio Entre los beneficios del capulín, podemos encontrar que sus hojas son utilizadas para hacer infusiones que ayudan a calmar los malestares causados por tos, gripe o catarro. Capulín para mejorar la digestión Al ser un alimento de fácil digestión, los capulines son un excelente remedio para calmar los malestares estomacales como diarrea, estreñimiento y dolor abdominal. Capulines para la edad Gracias a sus grandes cantidades de antioxidantes, los capulines ayudan a formar colágeno y a regenerar los tejidos con más facilidad. Además, gracias a que combate los radicales libres, evita el envejecimiento prematuro en las personas. ¿Cómo comer capulines? Puedes disfrutar de esta deliciosa fruta en su estado natural y comerlos crudos, lavándolos y desinfectándolos previamente, o también puedes encontrarlos en mermeladas, jugos, bebidas alcohólicas y hasta tamales dulces, como sucede en el Estado de México. ¿Listo para explotar los beneficios de los capulines?
A veces a ese bistec, filete de pescado, pechuga de pollo, taco o incluso verdura que tienes planeado comerte sólo le hace falta ser bañada por una salsita para darle un sabor completamente diferente y hacer un platillo nuevo.Agregar una salsa simple es una manera deliciosa y fácil de animar una comida, sin importar lo que haya en el plato y si te gustan los sabores mexicanos, entonces estas salsas con chile morita, pasilla y frijoles son lo que buscabas para acompañar tus alimentos.Salsa de frijolEsta salsa es muy práctica porque por lo general, solemos tener frijolitos de olla hechos o, en su defecto, podemos comprarlos enlatados sin ningún problema. Además, se lleva el premio a la más sencilla porque para hacer esta salsa, sólo tienes que licuar los frijoles con todo y su caldo.Si deseas darle un toque más de sabor, añade epazote u hoja de aguacate, o sofríelos antes de licuarlos con un poco de cebolla; también puedes licuarlos con crema, para darles textura y consistencia.Aquí hay unas ideas para tu salsa de frijol: Tacos dorados de pollo en salsa de frijolNopal gratinado en salsa de frijolHuevos ahogados en salsa de frijolChiles rellenos de chicharrón en salsa de frijolSalsa de chile pasilla¿Qué tal te suenan unas albóndigas caseras, pero en lugar de la clásica salsa de jitomate, con una salsita de chile pasilla? Además de darles un giro a tus albóndigas, una salsa de chile pasilla también puede acompañar unas tortitas de verduras o de plátano macho o unas costillitas de cerdo.Para prepararla, tienes que cocinar las verduras con un poquito de aceite, por lo general, lleva cebolla, ajo, jitomates, tomates, chiles pasilla desvenados y sin semilla, y para sazonar, usa comino, clavo, pimienta gorda y sal a tu gusto. Una vez que estén suaves, licúalos con caldo de pollo y vuelve a cocinar la salsa para que espese.Salsa de chile moritaEsta salsa puede bañar desde un bistec fileteado, hasta un pescado o incluso unas albóndigas también. Esta salsa se prepara muy similar a la de chile pasilla, pues de igual forma hay que freír los tomates, un poquito de ajo y los chiles antes de licuarlos con caldo de pollo.¿Qué salsa se te antoja más?
La temporada de cuaresma es perfecta para experimentar con platillos del mar y su mejor maridaje siempre será con cerveza. Ésta resaltará los sabores y notas de este tipo de preparaciones, por lo que reunimos una guía de cinco cervezas mexicanas para que le saques jugo a esta rica temporada: Mareta, joya tropicalDe Cervecería La Costa, esta cerveza estilo pale lager presenta increíbles aromas y sabores cítricos y herbales en cada trago. Es una cerveza refrescante con sutiles notas florales que acompañará perfecto tu siguiente mariscada, ya sea en cócteles, aguachiles o ceviches. Sugoi, una cerveza fusión Se trata de una ale clara producida por Monstruo de Agua, la cual tiene en boca un sabor cítrico ligeramente mieloso, seguido de un amargor herbal que termina con notas de jengibre y té de limón. Sugoi es una palabra japonesa que se puede traducir al slang chilango como "chidísimo", pues sus cerveceros quieren reconocer los ingredientes de Asia que usamos en México. Esta cerveza refrescante y fácil de beber combinará magistralmente con una tostada de atún, calamares en su tinta o un taco gobernador. Cerveza Rrëy White, la regia refrescante Producida por Cerveza Rrëy, de Monterrey, es un estilo White, elaborado con cáscara de naranja, cilantro y levadura belga. Tiene notas de miel y cítricos, lo que la hacen la cerveza perfecta para acompañar platillos hechos a base de salmón o bien pescados con salsas ácidas. Polaris, para las tardes de calorEs una pacific pale ale producida por Cervecería Tres Casas. Está elaborada con malta de cebada y trigo, y solamente un tipo de lúpulo que le da un aroma tropical con toques frutales y notas cítricas. Tiene un sabor fresco y cuerpo ligero, ideal para maridar con un buen aguachile de camarón o unas pescadillas. Haka Negui Consup, exótica tribal De la cervecería jalisciense Tiny Bastards en colaboración con cervecería Gardenia, es una cerveza estilo new zealand pilsner. Sus maestros cerveceros la describen como exótica con personalidad tribal, porque su estilo está inspirado en las cervezas Czech Pilsner pero con lúpulos de Nueva Zelanda. Es fresca y fácil de tomar, perfecta para acompañar ensaladas o arroces con mariscos. 
NEWSLETTER

Suscríbete al news de kiwi y recibe recetas originales de temporada, menús y mucho más cada semana en tu inbox.

Enviar
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD