Cómo hacer azúcar de colores
Tips de Cocina

Cómo hacer azúcar de colores

Por Kiwilimón - August 2011
  Es muy importante que en el mundo de la cocina seamos muy creativas. Usualmente esto aporta un elemento más a las recetas que preparamos y ofrece una vista diferente y deliciosa. Aportar color a algunas cosas es muy sencillo y divertido. En esta ocasión les diremos cómo hacer azúcar de colores para decorar galletas, tartas, magdalenas y muchas otras cosas. Para hacer el azúcar de colores sólo necesitarás azúcar y colorante vegetal, puedes utilizar el azúcar blanca u otro tipo que tenga el grano más grueso, según lo que desees hacer, aunque para hacer tu primera prueba, lo mejor es utilizar el normal y después ir avanzando. Hay distintos tipos de colorantes vegetales para su uso en la cocina, los más fáciles de encontrar en cualquier supermercado son los colorantes líquidos. Comprar tres pequeños botecitos que funcionan como goteros pueden ser pefectos, sólo hay que comprar de diferentes colores. Teñir el azúcar de color es muy fácil; pon azúcar en un pequeño tarro de cristal, no lo llenes, tampoco conviene hacer demasiada cantidad que después se quede almacenada en la despensa. Puesto el azúcar en un tarro de cristal, vierte una gota de colorante vegetal, cierra el tarro y agítalo enérgicamente. Según la cantidad de azúcar que prepares y la intensidad de color que desees, puedes ir añadiendo colorante gota a gota, es importante saber que no conviene humedecerlo en exceso. Una vez hayas obtenido el color deseado para tu azúcar, extiéndelo sobre un plato o bandeja y deja que se seque bien, puedes dejarlo sobre una superficie cálida y seca, una vez que el azúcar esté bien seco, puedes volver a introducirlo en el recipiente y reservar hasta el momento de uso. Recetas de cocina recomedadas:Galletas de Azucar GlaseadasGalletas de CalaveritasMerengues de ColoresGalletas de Azucar y Canela
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Mitos y realidades sobre el gluten
En los últimos años, muchas personas han dejado atrás los alimentos con gluten a pesar de no padecer la enfermedad celíaca, también conocida como celiaquía, debido a que ha circulado mucha información negativa sobre esta sustancia. En Kiwilimón te contamos los mitos y realidades alrededor de esta proteína, para que determines si debes o no seguir una dieta sin gluten. ¿Qué es el gluten?El gluten es una proteína presente en muchos cereales, tales como el trigo, la cebada y el centeno, así como en alimentos como pasta, pan, pizza y salsa de soya, entre otros productos. En el caso de las personas celiacas, estas no pueden ingerir alimentos con gluten, pues esto les causará inflamación, daño en el intestino y otras reacciones en el cuerpo. También puedes leer: 4 razones por las que el lunes sin carne es una buena idea¿Quién debe adoptar una dieta libre de gluten?De acuerdo con la Facultad de Medicina de Harvard, las personas que deben evitar los alimentos con gluten son aquellas que padecen la enfermedad celíaca, pues esto será esencial para mantenerse saludable. Por otro lado, hay personas que, aunque no son alérgicas, si presentan intolerancia al gluten. Estas personas registran síntomas como inflamación, diarrea y dolor en el estómago cuando ingieren alimentos que contienen esta proteína. Por lo tanto, hay dos grupos que no deben adoptar una dieta libre de gluten: los celiacos y las personas que registran molestias después de comer este tipo de alimentos. En cualquier caso, lo más recomendable es acudir con un especialista, quien determinará si puedes o no comer gluten. ¿Qué tiene de malo el gluten?Según los expertos, el gluten no es malo, pues hasta hoy en día no existen estudios científicos que demuestren que consumir alimentos sin gluten mejorará tu salud o ayudará a prevenir varias enfermedades. También puedes leer: 10 alimentos para reforzar tu sistema inmunitario¿Es malo dejar de comer gluten?Aunque este tipo de dieta puede tener muchos beneficios para ciertas personas, dejar de consumir productos con gluten puede tener un efecto adverso en tu salud, ya que estos alimentos suelen contener vitaminas y minerales tales como el hierro y el ácido fólico. Por otro lado, expertos de la Universidad de Harvard indican que los alimentos libres de esta proteína suelen ser más altos en azúcar y grasa, mientras que contienen menos fibra. Además, estudios recientes señalan que las personas que siguen dietas libres de gluten aumentan de peso. Los beneficios del glutenAunque hoy está de moda optar por todo tipo de alimentos libres de esta sustancia, los cuales son más caros, los estudios científicos confirman los beneficios de comer gluten. Una investigación publicada en 2017, la cual contó con la participación de 100,000 personas sin alergias a esta proteína, no encontró evidencia de que una dieta que incluyera gluten estuviera asociada a enfermedades cardiacas. Por el contrario, el estudio señala que las personas que no consumen este tipo de alimentos tienen más probabilidades de padecer enfermedades del corazón. Por si fuera poco, varios estudios han ligado el consumo de cereales con una mejor salid. Las personas que consumen más granos integrales son menos propensas a padecer diabetes tipo 2, derrames cerebrales y otras enfermedades de cardiacas.Ahora que ya sabes que el gluten no es tan malo como parece y si estás seguro de que padeces la enfermedad celíaca o eres intolerante al gluten, es importante que evites esta proteína. Lo más recomendable es acudir con un especialista y mantener una dieta saludable y rica en vegetales, frutas, proteína, leguminosas, semillas, nueces, proteína animal y alimentos libres de gluten, tales como la quínoa, el arroz integral, el amaranto, el maíz, la avena y el trigo sarraceno. También puedes leer:Los múltiples beneficios de comer col Recetas sin glutenEn Kiwilimón nos preocupamos por tu salud, por eso tenemos para ti una amplia selección de recetas libres de gluten para cualquier ocasión, atrévete a probarlas. Postres sin glutenPanes sin glutenRecetas sin glutenGuarniciones sin gluten
4 ingredientes naturales para desintoxicar tu cuero cabelludo
Aunque parezca difícil, nuestro cuero cabelludo requiere de una limpieza profunda de vez en cuando, pues también acumula células muertas, grasa y mugre, lo que resulta en un cabello opaco, sin brillo, grasoso y además puede tardar más tiempo en crecer. Cabe mencionar que, en la mayoría de los casos, tu champú no es suficiente para remover todas estas impurezas de tu cuero cabelludo. Además de la contaminación y las células muertas, los aceites, siliconas y otros productos para el cabello podrían estar acumulándose en tu cabeza, lo que causa que tu cabello luzca seco y tenga más frizz. Por lo tanto, es importante desintoxicar tu cuero cabelludo, pues tu cabellera lucirá espectacular. Lo mejor de todo es que no tienes que gastar una fortuna en productos para el cabello, pues existen varios ingredientes naturales que te ayudarán a eliminar todas estas sustancias dañinas para tu cabellera de manera fácil y rápida. En Kiwilimón te decimos cómo desintoxicar tu cuero cabelludo con ingredientes caseros, no podrás creer lo sencillo que es. También puedes leer: Remedios caseros para quitar la caspaIngredientes naturales para desintoxicar el cuero cabelludoIncorpora los siguientes ingredientes naturales a tu rutina de cuidado del cabello para lucir una melena radiante, brillante y muy saludable. Aloe veraGracias a que el aloe vera es rico en vitamina A, C y E, esta planta es ideal para cuidar el cuero cabelludo. De acuerdo con los expertos, el gel de esta suculenta nos ayuda a evitar la caspa y la descamación. Puedes aplicar directamente en el cuero cabelludo y dejar reposar por alrededor de una hora. Después deberás enjuagar tu cabello con abundante agua y usar tu champú. Ya lo sabes, aplicar aloe vera en el cuero cabelludo es una gran opción para lucir un cabello sedoso y libre de contaminación, grasa y células muertas. Bicarbonato de sodioEl bicarbonato será tu mejor aliado a la hora de combatir un cuero cabelludo graso. Solo deberás mezclar un poco de carbonato con agua, mezcla hasta formar una pasta y aplica. Deja reposar por unos minutos, luego enjuaga con abundante agua y lava tu cabello con champú. Te darás cuenta de que tu cabello ya no está grasoso y se ve mucho más brillante. Vinagre de manzanaOtro increíble ingrediente natural para desintoxicar tu cuero cabelludo es el vinagre de manzana, ya que es ideal para destapar los poros y evitar la caspa. Puedes diluir un poco de vinagre con agua y luego aplicar esta mezcla después de lavar tu cabello. Notarás la diferencia de inmediato. AzúcarNo hay mejor manera de desintoxicar tu cuero cabelludo que a través de una exfoliación profunda. Usa azúcar para remover todas las impurezas, restos de productos para el cabello, grasa y mugre. También puedes leer: Mascarilla de avena casera para cabello grasoso¿Cómo desintoxicar el cuero cabelludo?Una vez que tengas los ingredientes listos, deberás aplicar una cantidad generosa en tu cuero cabelludo y empezar a masajear y luego cepillar tu cabello. Este proceso te ayudará a deshacerte de las células muertas, a remover los residuos de productos para el cabello y a destapar los poros. Los beneficios de desintoxicar tu cuero cabelludoSegún los expertos, la desintoxicación del cuero cabelludo es muy benéfica, pues te podría a ayudar a tratar la picazón, la caspa, la irritación y el exceso de grasa. Consejos para mantener tu cabello sanoSi quieres lucir una melena hermosa, tienes que comenzar por balancear tu alimentación. Lo más recomendable es consumir alimentos ricos en zinc y omega-3, así como tomar por lo menos dos litros de agua al día.Escoge el champú adecuado, dependiendo de que tipo de cabello tengas: normal, delgado, grueso, grasoso, dañado o decolorado.Cepilla tu cuero cabelludo con un cepillo de cerdas anchas.Usa productos libres de ingredientes tóxicos, entre más natural, mejor.¿Qué tan seguido debo usar estos remedios caseros?Según los expertos, debemos desintoxicar nuestro cuero cabelludo cada cuatro o seis semanas para lucir un cabello sano y brillante. En caso de que tengas un cuero cabelludo grasoso, puedes utilizar estos remedios caseros dos veces al mes. También puedes leer: 5 remedios caseros para hacer crecer el cabello
3 maneras de hacer exfoliantes caseros y sencillos
Exfoliar la piel no es algo que tengamos que hacer diario, pero de vez en cuando, el órgano que recubre nuestro cuerpo puede beneficiarse mucho de esto y qué mejor si podemos hacerlo con ingredientes naturales y de forma casera.La exfoliación puede ayudar a mejorar la salud y la apariencia de la piel de varias maneras, por ejemplo, puede darle a la piel un aspecto más brillante porque elimina la capa superior de células muertas y también puede estimular la producción de colágeno, para que la piel se mantenga firme y radiante.Otro beneficio de la exfoliación casera es que puede mejorar la eficacia de cualquier crema que uses posterior a hacerlo, así que si exfolias tu piel antes de aplicar una crema, esta penetrará profundamente en lugar de asentarse en la superficie.Por último, estas opciones para hacer exfoliantes caseros y sencillos te permitirán tener un momento de relajación, para poder masajear tu piel, cualquier día que estés cansada o estresada. La forma más fácil aplicar un exfoliante corporal es durante el baño y sólo implica masajear suavemente el exfoliante sobre la piel con movimientos circulares y enjuagar bien con agua tibia.Exfoliante casero con azúcar morena o mascabadoEl azúcar moreno o mascabado es un ingrediente económico y accesible que es más suave para la piel que la sal marina o la sal de Epsom, lo cual lo hace un ingrediente ideal para pieles sensibles. Asegúrate de enjuagarte bien después de exfoliarte, para que tu piel no se sienta pegajosa.1/2 taza de azúcar morena o mascabado1/2 taza de aceite de coco (también puedes usar aceite de oliva o de almendra)Mezcla bien el azúcar moreno con el aceite en un tazón. Si es necesario, agrega más azúcar o aceite para obtener la consistencia correcta; también puedes añadir una o dos gotas de un aceite esencial en la mezcla. Cuando estés satisfecha con la consistencia y fragancia del exfoliante, pásalo a un recipiente con tapa, para conservarlo más tiempo.Exfoliante casero de té verdeRico en propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, el té verde tiene varios beneficios para la piel, además de que se puede agregar fácilmente a un exfoliante corporal casero junto con otros ingredientes nutritivos.2 bolsas de té verde1/2 taza de agua caliente1 taza de azúcar moreno o mascabado1/4 taza de aceite de coco derretidoColoca las bolsitas de té en el agua caliente y deja reposar hasta que se enfríe. Mientras el té se enfría, coloca el azúcar moreno en un tazón y mezcla con el aceite de coco derretido. Agrega el té frío a la mezcla (es importante que el té esté frío para que el azúcar no se disuelva).Si la mezcla se desmorona demasiado, añade más aceite de coco; si está demasiado líquida, agrega más azúcar morena. Cuando hayas alcanzado la consistencia deseada, coloca el exfoliante en un frasco.Exfoliante casero de caféEl café es uno de los ingredientes más comunes entre los exfoliantes corporales caseros, pues los gránulos son suaves para la piel, pero siguen siendo eficaces para eliminar las células muertas de la superficie de la piel. 1/2 taza de posos de café2 cucharadas de agua caliente1 cucharada de aceite de coco, tibioMezcla los posos de café con el agua caliente y luego agrega el aceite de coco. Si es necesario, agrega más café molido o más aceite para obtener la consistencia correcta y finalmente, pasa la mezcla en un recipiente.Es importante mencionar que estos exfoliantes caseros sólo deben usarse en el cuerpo, no en la cara, pues esta es más sensible que la piel del resto del cuerpo. Además, evita exfoliar la piel si está quemada por el sol, agrietada o rota, enrojecida, hinchada, o recuperándose de una exfoliación química.Si decides agregar algún aceite esencial a tu exfoliante corporal casero, primero haz una prueba de parche con el aceite diluido en la piel para asegurarte de que no te hará reacción en la piel y si tienes la piel sensible o muy seca, habla con tu médico o dermatólogo para averiguar si la exfoliación con un exfoliante corporal es adecuada para ti.
3 maneras de hacer exfoliantes caseros y sencillos
Exfoliar la piel no es algo que tengamos que hacer diario, pero de vez en cuando, el órgano que recubre nuestro cuerpo puede beneficiarse mucho de esto y qué mejor si podemos hacerlo con ingredientes naturales y de forma casera.La exfoliación puede ayudar a mejorar la salud y la apariencia de la piel de varias maneras, por ejemplo, puede darle a la piel un aspecto más brillante porque elimina la capa superior de células muertas y también puede estimular la producción de colágeno, para que la piel se mantenga firme y radiante.Otro beneficio de la exfoliación casera es que puede mejorar la eficacia de cualquier crema que uses posterior a hacerlo, así que si exfolias tu piel antes de aplicar una crema, esta penetrará profundamente en lugar de asentarse en la superficie.Por último, estas opciones para hacer exfoliantes caseros y sencillos te permitirán tener un momento de relajación, para poder masajear tu piel, cualquier día que estés cansada o estresada. La forma más fácil aplicar un exfoliante corporal es durante el baño y sólo implica masajear suavemente el exfoliante sobre la piel con movimientos circulares y enjuagar bien con agua tibia.Exfoliante casero con azúcar morena o mascabadoEl azúcar moreno o mascabado es un ingrediente económico y accesible que es más suave para la piel que la sal marina o la sal de Epsom, lo cual lo hace un ingrediente ideal para pieles sensibles. Asegúrate de enjuagarte bien después de exfoliarte, para que tu piel no se sienta pegajosa.1/2 taza de azúcar morena o mascabado1/2 taza de aceite de coco (también puedes usar aceite de oliva o de almendra)Mezcla bien el azúcar moreno con el aceite en un tazón. Si es necesario, agrega más azúcar o aceite para obtener la consistencia correcta; también puedes añadir una o dos gotas de un aceite esencial en la mezcla. Cuando estés satisfecha con la consistencia y fragancia del exfoliante, pásalo a un recipiente con tapa, para conservarlo más tiempo.Exfoliante casero de té verdeRico en propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, el té verde tiene varios beneficios para la piel, además de que se puede agregar fácilmente a un exfoliante corporal casero junto con otros ingredientes nutritivos.2 bolsas de té verde1/2 taza de agua caliente1 taza de azúcar moreno o mascabado1/4 taza de aceite de coco derretidoColoca las bolsitas de té en el agua caliente y deja reposar hasta que se enfríe. Mientras el té se enfría, coloca el azúcar moreno en un tazón y mezcla con el aceite de coco derretido. Agrega el té frío a la mezcla (es importante que el té esté frío para que el azúcar no se disuelva).Si la mezcla se desmorona demasiado, añade más aceite de coco; si está demasiado líquida, agrega más azúcar morena. Cuando hayas alcanzado la consistencia deseada, coloca el exfoliante en un frasco.Exfoliante casero de caféEl café es uno de los ingredientes más comunes entre los exfoliantes corporales caseros, pues los gránulos son suaves para la piel, pero siguen siendo eficaces para eliminar las células muertas de la superficie de la piel. 1/2 taza de posos de café2 cucharadas de agua caliente1 cucharada de aceite de coco, tibioMezcla los posos de café con el agua caliente y luego agrega el aceite de coco. Si es necesario, agrega más café molido o más aceite para obtener la consistencia correcta y finalmente, pasa la mezcla en un recipiente.Es importante mencionar que estos exfoliantes caseros sólo deben usarse en el cuerpo, no en la cara, pues esta es más sensible que la piel del resto del cuerpo. Además, evita exfoliar la piel si está quemada por el sol, agrietada o rota, enrojecida, hinchada, o recuperándose de una exfoliación química.Si decides agregar algún aceite esencial a tu exfoliante corporal casero, primero haz una prueba de parche con el aceite diluido en la piel para asegurarte de que no te hará reacción en la piel y si tienes la piel sensible o muy seca, habla con tu médico o dermatólogo para averiguar si la exfoliación con un exfoliante corporal es adecuada para ti.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD