Preparando vinagretas fácilmente
Tips de Cocina

Preparando vinagretas fácilmente

Por Kiwilimón - Septiembre 2011
  Las vinagretas son salsas sencillas que se usan para aderezar ensaladas. Para esta ocasión les dejamos 4 tipos de vinagretas y cómo prepararlas: Vinagreta clásica (preparación para 12 ensaladas) • 120 CC de aceite de grasas • 100 CC de aceite de oliva • 50 CC de vinagre de frutas • 100 gr de perejil crespo – finamente picado • Sal y pimienta al gusto Opcional le puedes agregar 1 cucharada de mostaza Vinagreta dulce • 120 CC de aceite de girasol • 100 CC de aceite de oliva • 100 CC de azúcar morena o común • 50 GR de manzana roja- finamente picada • 50 GR de papaya madura- finamente picada • 10 GR de uvas picadas y sin semilla • 1 cucharada de mostaza • Sal y pimienta al gusto Opcional le puedes agregar una cucharadita de crema de leche. Vinagreta de yogurt • 200 CC de yogurt • 1 cucharada de vinagre • 100 gramos de perejil crespo finamente picado • 50 gramos de queso parmesano • Sal y pimienta al gusto. Vinagreta mostacilla • 120 CC de aceite de girasol • 100 CC de aceite de oliva • 50 GR de perejil crespo finamente picado • 1 cucharada de mostaza • 1 cucharada de mayonesa • 50 GR de queso parmesano • Sal y pimienta al gusto. Para preparar las vinagretas tomas un recipiente, agregas los aceites batidos, esto se hace para homogenizar sabores. Ahora agregua los vegetales picados para la vinagreta deseada, luego el vinagre y finalmente el aderezo. Las vinagretas se preparan a medio ambiente y no se deben refrigerar. Más recetas de cocina recomendadas para hacer vinagretas o en qué platillos utilizarlas:Vinagreta de LimonBerenjena en Vinagreta de AjoVinagreta de Frutos RojosBrocoli con Ajo y VinagretaCamarones y Callos con Vinagreta de Pimientos
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Sabemos que la situación del medio ambiente es crítica, sin embargo, cada vez son más las personas que quieren tomar acciones responsables y hábitos más respetuosos que si bien están redefiniendo nuestra manera de vivir, también están contribuyendo con el mundo. Una de las tendencias más fuertes de este año, de acuerdo con Pinterest, es la del consumo responsable, pero para poder aplicarla y hacer un consumo mucho más consciente, te vamos a explicar de qué se trata. Consumo sustentable se refiere a usar cosas materiales y servicios de manera responsable para optimizar los recursos naturales, reducir las emisiones de contaminación. Es decir que compremos y usemos solo lo que verdaderamente necesitamos para evitar los desechos y el uso de materias y así frenar el deterioro del planeta. Desde hace varios años el término de consumo sustentable ha tomado mayor importancia, tanto así que forma parte de las políticas públicas hacer énfasis en la necesidad de controlar la producción y consumo para evitar en lo posible el deterioro del planeta Tierra y la vida de los seres vivos.Desde hace un tiempo se ha ido cambiando hacia un consumo más consciente. Para muchas personas, eso significa utilizar menos cosas, ser más sustentables y ser responsable con los residuos. Y pese a que se espera que tanto las grandes empresas y corporaciones y los gobiernos hagan políticas basadas en el consumo responsable, es preciso saber que podemos empezar desde nuestro hogar y enseñarle a los miembros más pequeños de la familia, pues las acciones individuales pueden impactar de gran manera y ayudar a dirigir el mundo hacia un futuro más sustentable.De manera habitual, adquirimos más cosas de las que en realidad necesitamos. El consumo responsable incide en la necesidad de adecuar nuestras compras a los recursos existentes en el planeta de manera que favorezcan tanto su disponibilidad como la igualdad social.Estos son consejos para aplicar el consumo responsable en nuestras casas:1.- Planifica tus comprasAntes de ir al súper o al mercado, haz una lista de lo que vas a necesitar. Con una lista no solo ahorrarás dinero, además evitarás comprar productos de más o que no vas a utilizar.2.- Aprende a leer etiquetasNo todos los productos contaminan lo mismo, ni en su producción ni en su uso. Fíjate en la etiqueta para que aprendas a identificar qué productos son los que causan un menor daño ambiental. 3.- Apoya el comercio justoProcura realizar tus compras en empresas que tengan una política de cuidado al medio ambiente y a un trato humano. 4.- Compra productos localesEs muy importante que tomes en cuenta que todo producto, sea comida o cualquier otro tipo de objeto, tiene una huella ecológica calculable según parámetros como su proceso de producción, su transporte y distribución, o los residuos que genera tras su uso. Por eso es importante que le des prioridad a los productos locales y a comprar en mercados tradicionales.5.- Organízate con tu comunidadHoy en día es muy fácil encontrar grupos por medio de redes sociales para apoyarse en temas de consumo responsable. También te puedes organizar con tu familia, amigos y vecinos para comprar directamente a productores que tienen mejores precios y materias primas más naturales. 6.- Reutiliza y reciclaEs mejor que compres productos que no estén empaquetados para no generar residuos pero si no es posible trata de que sean envases que puedas volver a usar, como frascos de vidrio u otros recipientes que puedas volver a usar. De ser posible compra productos a granel y lleva tus propios envases para que no generes basura.7.- Rechaza las bolsas de plásticoDe acuerdo con Greenpeace, ocho millones de toneladas de plásticos acaban en los mares y océanos anualmente, además tardan más de 50 años en descomponerse. Procura pensar en ello antes de aceptar una bolsa de plástico o productos que vengan en este material, y mejor siempre lleva contigo las tuyas reutilizables desde casa.8.-Limita el uso del automóvilEn la medida de lo posible, usa otras alternativas como caminar, usar la bicicleta o el transporte público y colectivo. Recuerda que cuidar al planeta es tarea de todos, y que con estas pequeñas acciones estaremos haciendo grandes cambios, para el medio ambiente, pero también para nuestro bolsillo.
Puede que una ensalada sea la definición de comida saludable, pero no por ello tiene que ser aburrida ni mucho menos. Hay formas en las que puedes convertir una simple ensalada en una comida deliciosa y muy completa.Además de ser una comida saludable, puede resultar en un platillo económico, muy práctico y accesible, pues basta con mezclar algunos ingredientes y listo, ¡tienes una comida completa!Para hacer una buena ensalada necesitaras algunas ingredientes básicos:Un vegetal verde como base: lechuga, espinacas, kale.Una proteína, ya sea carne o pescado: pavo, pollo, salmón ahumado, huevo cocido, atún.Un carbohidrato: pasta integral, avena, quinoa, arroz.Además, se le pueden agregar otros complementos para hacerla más completa y deliciosa.Legumbres. El garbanzo, la lenteja y los frijoles son reconocidos como fuentes de proteínas, almidón, fibra, vitaminas y minerales. Eso significa que añadirlos a nuestra ensalada nos dará un aporte extra. Frutas. Si te gustan los contrastes puedes agregarle algún tipo de fruta para darle un toque dulce. Piña, durazno, mango, fresa, manzana, o aguacate son las que mejor quedan en las ensaladas. Frutos secos. Añade a tus ensaladas un puñito de nueces, almendras, pistaches o piñones que le darán el toque crujiente y delicioso. La ensalada ya está prácticamente preparada y sólo nos queda el toque final: el aderezo. Ten mucho cuidado ,porque lo nutritivo de una ensalada puede estropearse con el abuso de aderezos.Lo que te recomendamos es preparar un aderezo casero para que puedas controlar los ingredientes y las porciones. Por ejemplo, el aceite de oliva virgen extra con un toque de vinagre blanco o rojo y una pizca de sal será un buen aporte de grasas saludables.La mostaza Dijon, una salsa de yogur natural con cilantro o hierbabuena, jugo de limón o de otras frutas o con una cucharadita de miel, combinará perfectamente con un puñado de frutos secos.Como ves, lo saludable no es sinónimo ni de aburrido ni de insípido y las posibilidad para hacer una ensalada deliciosa y nutritiva son infinitas, lo que necesitas sólo son algunos ingredientes y mucha creatividad.
Seguramente ya sabes que existen diferentes tipos de piel: normal, seca, grasa y mixta, y aunque el tipo de piel se determina genéticamente, su estado  puede variar por diferentes factores, tanto internos como externos, además de hormonas, higiene o estrés, entre otros.La más fácil de identificar es la piel grasa, ya que en el rostro se ve más brillo y tiene más tendencia a presentar puntos negros y granos. Las pieles mixtas cuentan con una parte del rostro más grasa y en otras partes, la piel puede ser más seca. La normal es aquella que cuenta con una apariencia más uniforme y equilibrada. Finalmente, la piel seca es la que produce menos grasa y no retiene la humedad. Motivos por los que aparece la piel grasaEste tipo de piel suele ser algo que se presenta por herencia, por lo que si notas que tus abuelos y padres presentan un rostro abrillantado, lo más probable es que tu también lo tengas o lo vayas a tener. Sin embargo, el principal motivo para tener una piel grasa suele ser el sobrepeso y una alimentación poco adecuada.Cualquiera que sea el motivo para tener este tipo de piel, te vamos a recomendar unas mascarillas que seguramente te van a ayudar a mejorar la apariencia del rostro:-Mascarilla de plátano, miel y jugo de limónSe sabe que por sus nutrientes, el plátano es muy bueno para la apariencia de la piel, así como la miel tiene propiedades antibacterianas y antiinflamatorias, lo que ayudará si es que la grasa te ha provocado algún brote de acné. Con un plátano maduro haz un puré e incorpora una cucharada de miel. Mezcla bien y agrega una cucharada de jugo de limón. Mezcla hasta tener una pasta que deberás untar en tu cara limpia. Déjala actuar 15 minutos y enjuaga con agua tibia. -Mascarilla de fresa, miel y azúcarLa fresa tiene un efecto astringente que tiene la capacidad de desinfectar la piel sin ser agresivo, además, se usa también frecuentemente para disminuir la sobreproducción de sebo.Utiliza 6 fresas y una cucharada de miel, otra de azúcar moreno y de limón. Mezcla hasta formar una pasta y aplícalo en cuello y rostro durante 10 minutos y retíralo con agua abundante-Mascarilla de yogurt y fresaEl yogurt es un ingrediente que ayuda a desinfectar y refrescar la piel, aporta una apariencia rejuvenecida al rostro cuando es utilizado de manera regular y, por su parte, la fresa ayuda a controlar la producción de grasa en la piel.Para esta mascarilla necesitas un cuarto de taza de yogur y un cuarto de fresas frescas. Tritura las fresas y forma una mezcla, Aplícala en la cara durante 15 minutos y lava con agua fría.-Mascarilla de pepino y sandíaEl pepino tiene propiedades astringentes que ayudan a controlar y reducir los excesos de grasa en la piel, la mantiene limpia e hidratada, y reduce el riesgo de sufrir de acné.Usa un par de cucharadas de jugo de pepino mezcladas con algunas de sandía triturada, una cucharada de yogur y leche en polvo. Remueve bien y aplícalo sobre cara y cuello durante unos 15 minutos y retira con una toalla húmeda. Con estas mascarillas caseras para piel grasa, podrás lucir una piel correctamente hidratada y sin brillos con ingredientes naturales, accesibles y fáciles de conseguir.
El brote del coronavirus COVID19, la enfermedad viral causante de graves problemas respiratorios, ha provocado una crisis mundial al punto de llegar a ser catalogado como pandemia, de acuerdo al más reciente informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Lo que comenzó como un virus desconocido a finales de diciembre de 2019 en Wuhan, China, actualmente se ha propagado a 114 países en todos los continentes, contagiando a más de 115,000 personas y cobrando la vida de 4,000 víctimas. Por esta razón es necesario comprender qué es el coronavirus COVID19 y cuáles son las medidas de higiene a tomar desde casa u oficina para prevenir el contagio. A continuación te lo explicaremos brevemente. ¿Qué es el Coronavirus? Los coronavirus son una especie de virus causantes de diversas enfermedades respiratorias que pueden ir desde un simple resfriado hasta afecciones más preocupantes como la neumonía o el síndrome respiratorio agudo grave (SARS). A diferencia de otros virus, el COVID19 puede transmitirse de persona a persona antes de que estas manifiesten síntomas, por ende, es sumamente complicado diagnosticarlo a tiempo, además de que al tratarse una cepa nueva, las investigaciones en torno a su naturaleza apenas se están desarrollando. Los principales síntomas provocados por Coronavirus COVID19 son: Tos.Fatiga.Dolor de garganta y de cabeza.Fiebre.Escalofríos y cuerpo cortado.Dificultad para respirar.Medidas de prevención Cabe destacar que por el momento no existe un tratamiento concreto para curar el COVID19 por lo que, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), es necesario tomar las siguientes medidas de prevención ya sea en casa u oficina. Lávate las manos frecuentemente con un desinfectante de manos a base de alcohol o con agua y jabón frecuentemente.Al estornudar o toser, cubre tu boca con el antebrazo y no con las manos. Si utilizas un pañuelo para cubrirte, tíralo inmediatamente en la basura.Mantente al menos a un metro de distancia de las demás personas, especialmente si tosen o estornudan.Evita tocarte ojos, nariz y boca.Limpia las superficies de los muebles con una toallita desinfectante cada determinado tiempo.De acuerdo a información brindada por la organización Sharecare, en colaboración con el doctor Mehmet Oz, profesor de cirugía en la Universidad Columbia, a diferencia del resfriado común, las personas que padecen COVID19 presentan fiebre, fatiga y tos seca en mayor medida que dolores de cabeza, escalofríos y ardor de garganta. Del mismo modo los estornudos y la congestión nasal se presentan en menor medida, tal como puedes comprobar en la siguiente infografía.  Si identificas algún síntoma, acude inmediatamente a tu médico para revisar tu caso. Además de ser sumamente disciplinado con dichas medidas de higiene, te recomendamos seguir una dieta saludable que incluya alimentos ricos en vitamina C para poder subir tus defensas y protegerte mejor contra cualquier enfermedad respiratoria.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD