Tip de cómo glasear cupcakes
Tips de Cocina

Tip de cómo glasear cupcakes

Por Kiwilimón - Mayo 2013
Existen formas muy sencillas con las que puedes glasear tus cupcakes. El glaseado es una preparación dulce que te ayudará a hacer más presentables y antojables a la vista tus cupcakes. Para que sea más fácil para ti, las dividimos de la siguiente manera: 1. Glaseados líquidos Para los glaseados que están muy líquidos y que tengas una textura como lo muestra la foto, lo mejor será colocar tu preparación en un molde o recipiente que tenga abertura amplia. Toma tu cupcake de la base, donde está el capacillo, sumerje la punta de tu cupcake dentro de tu glaseado y deja que el exceso caiga sobre el mismo recipiente. Cuando deje de gotear voltea el cupcake, verás que la textura se hará lisa, deja secar.   2. Glaseados espesos Para los glaseados espesos lo mejor será utilizar una manga pastelera o una espátula. Si decides utilizar una manga pastelera, puedes hacerla tú mismo con ayuda de una bolsa de plástico. Vierte tu glaseado dentro de la bolsa. Corta la punta al tamaño de la duya que vayas a utilizar, de preferencia que no sea muy gruesa. Con movimientos circulares cubre tu cupcakes para no dejar espacios vacíos, como se muestra la foto. Si decides utilizar una espátula, solo toma un poco del glaseado con la punta de la espátula y esparce sobre la superficie de tus cupcakes, pudes hacer una capa delgada o más gruesa dependiendo de cómo te guste más.   Recetas de cocina A continuación te presentamos algunas recetas para poner en práctica los tips que acabamos de darte. (es importante hacer click en el título de la receta para ver más detalles de preparación)   Cupcakes de vino tinto. Delicioso cupcake perfumado y cubierto de chocolate con un toque de vino tinto. Cupcakes de zanahoria y piña. Riquísima y nutritiva forma de elaborar cupcakes que nadie podrá olvidar. Cupcakes de chocolate ocn betún de merengue. Esta receta de cupcakes de chocolate obscuro van con un betún de merengue y vainilla super rico. Cupcakes de chocolate húmedos. Cupcakes de chocolate muy muy húmedos. Carrot cupcakes. Esta receta es una receta original de mi hermana. Después de muchas pruebas logró los cupcakes de zanahoria más ricos que he probado. Se las comparto. Cupcakes de milky way. Cupcakes de Milky Way con toffee de caramelo... golosísimos!!! Cupcakes de oreo. Deliciosos cupcake de chocolate y oreo con betún de mantequilla y oreo.

Si quieres conocer todas nuestras recetas que tenemos de cupcakes, haz click aquí

Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En la actualidad, el horno de microondas es uno de los electrodomésticos que no puede faltar en todas las cocinas, aunque fue apenas en 1870 que comenzó a ser parte de ellas. Con un funcionamiento eléctrico, el horno tiene usos distintos y ciertas reglas para hacerlo.El proceso de calentamiento en uno de estos electrodomésticos es simple: cuando presionas iniciar, las microondas comienzan a rebotar alrededor de la cámara y así infiltran moléculas electromagnéticas excitadas en cualquier producto alimenticio que estés cocinando para calentarlo.El horno de microondas es una herramienta muy práctica, en la que sólo tienes que introducir tu comida, indicarle tiempo y pulsar un botón de inicio para calentar, pero también puedes cocinar por completo los alimentos.Además de precauciones que quizá ya hayas escuchado, como que no puedes meter ciertos materiales, por ejemplo, el papel de aluminio o los recipientes de plástico no aptos para microondas, cuando se trata de la comida en sí, ¿qué se puede cocinar con seguridad en el microondas?En general, puedes calentar en el microondas cualquiera de los grupos de alimentos, como pollo, huevos, verduras; sin embargo, al momento de cocer algo, el Servicio de Inspección y Seguridad Alimentaria del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) recomienda remover o voltear la comida a la mitad de su tiempo de cocción, cubrirla con un material apto para microondas y usar un termómetro de alimentos para asegurarse de que el calor se distribuya de manera uniforme.Estos consejos te aseguran que cualquier bacteria dañina sea completamente destruida y así estés protegido de las enfermedades transmitidas por los alimentos causadas por patógenos nocivos, como la salmonella. Revisa aquí algunos trucos con tu microondas.También debes tener en consideración que los diferentes grupos de alimentos tienen diferentes estándares de seguridad para cocinar y acá te decimos cuáles sí y cuáles no debes meter al horno de microondas.VegetalesLas verduras son uno de los mejores alimentos para cocinar en el microondas, porque generalmente están tiernos o tienen un alto contenido de humedad. Aunque la investigación es mixta, en su mayor parte se descubrió que el microondas conserva los nutrientes bastante bien, aparte de algunos casos en que se agrega agua. La recomendación es usar vidrio, recipientes de cerámica y todos los plásticos etiquetados para uso en hornos microondas y evitar meter uvas o zanahorias crudas, pues se ha encontrado que a veces han soltado chispas.Da clic aquí y pon en práctica estas recomendaciones con preparando brócoli en el microondas AvesPuedes cocinar pollo completamente en el microondas, aunque hay algunas cosas a tener en cuenta. Lo primero es asegurarse de que el calor está completamente distribuido volteando el pollo a la mitad del tiempo de cocción. La recomendación es cocinar todas las aves de corral sin relleno a una temperatura segura de 73 °C. Además, lo mejor es evitar cocinar este tipo de comida enteras y rellenas en el microondas, ya que el relleno puede no alcanzar una temperatura interna lo suficientemente alta como para destruir las bacterias.HuevoEs muy práctico y sí puedes cocinar huevos en el microondas con o sin la cáscara, pero una investigación publicada en el American Journal of Ophthalmology reveló que los huevos que se cocinan en el microondas en con cáscara pueden explotar e incluso han causado lesiones oculares como resultado.CarneAunque puede parecer extraño, puedes cocinar asados de carne y filetes a fondo en el microondas. Para cocinarla, el USDA recomienda hacerlo a potencia media o media-alta, y dejar que la carne se enfríe durante tres minutos antes de manipularla. Si tienes un asado, pre-cocínalo en una olla tapada antes de cocinar en el microondas.Ya sea que vayas a cocinar o simplemente a calentar tu comida en el microondas, no olvides las reglas básicas: usa recipientes adecuados y no olvides removerla o voltera tu comida a la mitad de la cocción.Recetas en microondas para ti:Papas al gratínFlan en microondasPastelito de nutella en taza
Estos consejos para preparar la mejor masa para pizza son imperdibles en caso de que te interese hacer pizza casera, porque, afrontémoslo, la mayoría de las personas que se han aventurado a experimentar en las inmensidades de su horno, ya están cansadas del pan de plátano y el pastel de zanahoria. Así que, si tú también estás listo para ir al siguiente nivel, no te pierdas estos tips infalibles para hacer una masa para pizza perfecta. Cocinar pizza casera con levadura es más fácil de lo que parece, pero para lograr que el resultado sea un éxito, es necesario conocer algunos truquitos que el chef de Kiwilimón y gerente de Marega Banquetes, Mauricio Eggleton, nos recomienda, así que presta atención y prepárate para disfrutar de una masa de pizza fácil y asombrosa. La harina ideal de masa para pizza Puedes utilizar una harina especial conocida como harina doble cero o de media fuerza, con ella tendrás una masa de pizza esponjosa, ya que cuenta con un 11.5%-13.5% de gluten y ayuda a retener más los gases. Asegúrate de que no sea de alta proteína o la masa te quedará como de pan. Si no la encuentras, ¡no hay problema! La harina normal también te funcionará, especialmente si sustituyes 20 gramos de ella por semolina, en cuyo caso hará que quede más crujiente. ¿Cómo se te antoja más? Levadura para pizza Para preparar pizza es recomendable utilizar levadura fresca, ya que ésta no tiene estabilizantes y su capacidad de fermentación es mucho mayor que la de la levadura tradicional en polvo. Debes asegurarte de mezclarla con agua templada antes de añadirla al resto de ingredientes. Un fermentado correcto para la masa de pizza “La fermentación es muy importante porque es lo que te marca si tienes buen “dell’impasto”, o aumento del volumen de la levadura ", explica el chef Mau. Hay que tener en cuenta que para hacer que la masa para pizza sea de fácil digestión, hay que dejarla fermentar en el refrigerador mínimo 24 horas. Diferentes estilos de masa para pizza Si quieres hacer la masa delgada y crujiente, estilo Roma, debes utilizar un rodillo para amasarla y hacerla muy ligerita por completo. Por el contrario, si deseas hacer una masa de pizza napolitana, debes mantener el centro delgadito pero hacer las orillas más gruesas trabajándolas a mano. ¿Cómo manejar el horno para hacer masa para pizza? Si quieres que tu masa quede como pizza en horno de piedra, precalentar el horno 20 minutos antes de ingresar la pizza podría ser una opción bastante efectiva. Recuerda elegir los ingredientes para pizza casera con antelación y ver nuestras videorecetas para aclarar cualquier duda acerca del proceso. ¿Listo para hacer la masa para pizza perfecta? ¿Se te antoja más una Pizza Alfredo de Camarones o una Pizza de Pepperoni con Orilla de Queso?
Puede que no seas una experta en repostería, pero aunque ya hayas horneado antes, a veces el resultado te deja preguntándote ¿¡que diablos estoy haciendo mal y por qué me quedan duras las galletas?!A pesar de tener una receta muy sencilla, las galletas suelen ser uno de los alimentos que más complicados nos resultan a la hora de hacerlos, porque en su paso a paso, necesitamos encontrar el equilibrio perfecto para que no queden demasiado gruesas, o demasiado pastelosas o muy duras.Para sabe qué salió mal con tus galletas, tienes que fijarte en varias cosas, por ejemplo, la consistencia de las galletas o de la masa antes de hornearlas. Así, entre los errores más comunes al hacer galletas se encuentra no agregar suficiente harina o usar demasiada; usar una cantidad mayor de huevos o incluso de azúcar… Y más que enlistamos a continuación:Usar polvo de hornear en lugar de bicarbonato de sodioMezclar todos los ingredientes al mismo tiempo en lugar de seguir las instrucciones paso a pasoAgregar huevos extraOlvidar los huevos por completoEmbutir la harina y usar demasiadaNo usar suficiente harinaBatir en exceso la masaUsando demasiada mantequillaNo usar suficiente mantequillaNo usar suficiente azúcar¿Por qué me quedan duras las galletas?Cuando horneas galletas y te quedan duras, lo más seguro es que hayas caído en dos de los errores más comunes: te faltó mantequilla o no usaste suficiente harina.Algunas galletas son crujientes y de consistencia más dura, pero otras, como las de chispas de chocolate o avena, pueden ser suaves o crujientes. El secreto para lograr una textura esponjosa en lugar de una textura delgada y crujiente está en la humedad.Por ejemplo, formar las galletas en montículos altos en lugar de aplanarlas con la palma de la mano y cocinarlas por un minuto o dos ayudará a retener densidad y las hará más suaves. Para agregar más humedad a la masa, puedes hacerlo en forma de mantequilla adicional, yemas de huevo o azúcar morena, esto hará queden aún más suaves.Para hacer las galletas más suaves, puedes agregar de 2 a 4 cucharadas de mantequilla ablandada, o 1/4 taza de azúcar a la masa.Cuando usas poca harina, las galletas salen planas, marrones, crujientes, frágiles y grasientas; además, se cocinan mucho más rápido.El resultado son galletas duras y frágiles, igual que cuando usas mantequilla demasiado suave o ligeramente derretida a la masa también puede dar como resultado galletas planas. La solución fácil es agregar más harina a la masa, poco a poco, hasta que la mezcla se pegue bien a la batidora.Prueba con estas pequeñas modificaciones en tus recetas de galletas, porque sólo a prueba y error encontrarás la forma perfecta de hacer galletas que no te queden duras.
Las almendras no sólo son un fruto seco perfecto para comerse como colación, sino que también será un aliado perfecto para cuando busques hornear, pues puedes hacer harina de almendras en casa.La harina de almendras es una gran alternativa para la harina de trigo tradicional, porque es baja en carbohidratos, tiene muchos nutrientes y un sabor ligeramente más dulce.También puede proporcionar más beneficios para la salud que la harina de trigo tradicional, pues ayuda en la reducción del colesterol LDL, o “malo” y la resistencia a la insulina, no contiene gluten, es baja en carbohidratos, y contiene fibra y magnesio.A pesar de sus muchos beneficios, la harina de almendras no es tan popular en las cocinas quizá porque es un producto más caro; sin embargo, puedes intentar hacer tu propia harina de almendras en casa.Cómo hacer harina de almendrasLa harina de almendras se hace con almendras molidas. El proceso consiste en blanquear las almendras en agua hirviendo para eliminar la piel, luego se muelen y se cierne en una harina fina.Algunas veces se hace una distinción entre harina de almendras y polvo de almendras. La diferencia es que el polvo se hace moliendo almendras con la piel, lo que da como resultado una harina más gruesa. Esto es importante en recetas con harina de almendras donde la textura hace una gran diferencia.Para hacer harina de almendras casera, necesitas molerlas, así que puedes usar un procesador de alimentos o un molino para café. Tú decides si las mueles con o sin la piel. Una vez molidas, cierne la harina con un colador y guárdala en el refrigerador.Las mejores recetas con harina de almendrasSi no sabes qué se puede preparar con este tipo de harina, sólo tienes que pensar en que puedes reemplazar cualquier otra harina con harina de almendras la mayoría de las veces.Sin embargo, existen algunas recetas en las que deberás tener en cuenta la consistencia del producto con el que trabajes. Por ejemplo, los macarons requieren de una harina de almendras fina, generalmente blanqueada, (es decir, molida sin piel) para obtener los terminados más lisos. Por otra parte, si usas harina de almendras para empanizar, quizá prefieras una consistencia más gruesa para un poco más de textura.No te pierdas los beneficios de la harina de almendras y úsala en tus recetas para hacer panqués, galletas, o prueba con alguna de estas recetas con harina de almendras que tenemos para ti:Cheesecake de zebra sabor fresaPan de almendraBolitas de nuezMacarrones napolitanosMacarrones rellenos de chocolate
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD