Tip: Pan rallado con sabor

Por Kiwilimón - Julio 2011
  Si deseas darle más sabor a las preparaciones que incluyan pan rallado, agrégale algún sabor a éste. Si te gusta variar puedes preparar más de uno. Ideas: ajo y perejil, pimentón, orégano, salvia, ciboulette, romero, o la mezcla de cualquiera de estas u otras hierbas. Las hierbas que utilices deben estar secas y también le da mucho sabor agregar unas cucharadas de queso parmesano rallado. Recetas recomendadas con pan rallado:Galletas de Coco en BolitasPollo Korma de IndiaCorazones de Alcachofa Gratinados      
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En los últimos años, el blanqueamiento dental se ha vuelto uno de los procedimientos estéticos más populares, pero también es uno de los más caros. Sin embargo, tener una sonrisa deslumbrante no es tan difícil o caro, ya que existen varios ingredientes naturales que puedes utilizar para blanquear tus dientes en casa, aquí te decimos cuáles son y cómo los puedes incorporar en tu higiene bucal. Ingredientes naturales para blanquear los dientesSi quieres lucir una dentadura perfecta, lo más recomendable es cepillar tus dientes tres veces al día, usar hilo dental, acudir con un dentista y evitar el consumo de alimentos que manchan los dientes, sin embargo, cuando se trata del blanqueamiento dental, este puede ser costoso, pero no te preocupes, aquí te decimos cómo hacerlo desde casa y utilizando ingredientes fáciles de conseguir. Carbón activado para unos dientes blancosActualmente, el uso del carbón activado se ha popularizado en la industria cosmética y alimenticia debido a las propiedades que se le atribuyen. En el caso del blanqueamiento dental, este ingrediente te ayudará a remover las manchas en los dientes y a deshacerte de las toxinas y bacterias dentro de la boca. Aunque es fácil encontrar pastas dentales con este ingrediente, también puedes hacer tu propio remedio casero de manera fácil y rápida, en kiwilimón te decimos cómo. Instrucciones:Toma alrededor de 2 o 3 pizcas de carbón activado y colócalas sobre tu cepillo de dientesCepilla tus dientes de manera normal, pero ten cuidado con las encíasEnjuaga con abundante aguaTambién puedes leer: 6 tips de salud bucal para diabéticosTortilla quemada para blanquear los dientes en casaAunque parezca difícil de creer, la ceniza de tortilla es una técnica milenaria para blanquear los dientes de manera natural. Según los expertos, los aztecas tenían dentaduras perfectas gracias al uso de una mezcla hecha a base de tortilla quemada y miel. Gracias a que la ceniza sirve para pulir los dientes y a que la miel ayuda a combatir las bacterias, este antiguo remedio natural es una gran opción para ti. Sin embargo, cabe mencionar que no debes usar la mezcla todos los días, pues se adelgazará el esmalte de tus dientes. Lo más recomendable es aplicar la tortilla quemada una vez cada tres meses. Aceites vegetales para blanquear los dientesEl oil pulling o lavado dental con aceite vegetal es una práctica común en la Ayurveda, la medicina tradicional de la India. Se considera que el uso de aceite de girasol, ajonjolí o coco para enjugarse los dientes te ayudará a remover las bacterias que causan la aparición de placa, lo que hace que tus dientes se vean amarillos. Cabe mencionar que, aunque tradicionalmente se usan los aceites de girasol y ajonjolí para esta práctica milenaria, cualquier aceite vegetal puede servir. Por otro lado, hoy en día es común que se use el aceite de coco, ya que tiene un sabor agradable y muchos beneficios para la salud. Según los expertos, este aceite es rico en ácido láurico, una sustancia con propiedades antiinflamatorias y la cual ayuda a matar las bacterias. En años recientes, diferentes estudios han demostrado que enjuagarte los dientes con aceites vegetales reduce la presencia de bacterias en la boca, la aparición de placa, la gingivitis y también combate la bacteria streptococcus mutans. Otro gran beneficio de esta técnica es que no contiene sustancias abrasivas, por lo que lo puedes realizar todos los días. Ya lo sabes, usar aceite de coco para blanquear tus dientes es un remedio casero muy efectivo, pues te ayudará a remover la placa. Aquí te decimos cómo utilizarlo para hacer un blanqueamiento dental casero. Instrucciones: Introduce una cucharada de aceite de coco, ajonjolí o girasol en tu bocaMueve la boca de manera que el aceite llegue a todos los dientesRealiza este movimiento por alrededor de 15 o 20 minutosAl terminar, lo mejor es escupir el aceite en un pedazo de papel y tirarlo a la basura, ya que si lo escupes en el lavabo, este se endurecerá y tapará la tubería.También puedes leer: Elige el enjuague bucal adecuadoBicarbonato de sodio para una sonrisa de impactoEste ingrediente no solo es ideal para preparar postres o para limpiar toda tu casa, también es una de las mejores opciones para realizar un blanqueamiento dental en casa. Cabe mencionar que el carbonato es tan bueno para blanquear los dientes que es un ingrediente común en las pastas de dientes comerciales, ya que tiene un efecto abrasivo que ayuda a remover las manchas presentes en los dientes. En cuanto a la evidencia científica, varios estudios han comprobado la eficacia del bicarbonato. Por ejemplo, se encontró que las pastas de dientes que contiene carbonato son más efectivas a la hora de remover la placa. Por otro lado, una investigación determinó que las pastas con bicarbonato también son más efectivas para remover las manchas amarillas de los dientes. Además de blanquear dientes, el bicarbonato de sodio también previene la proliferación de bacterias en la boca. Sin embargo, es importante aclarar que este remedio casero no te dejará los dientes blancos de la noche a la mañana, por lo que notarás la diferencia después de algún tiempo. Recuerda que lo importante es ser constante. Si quieres blanquear tus dientes usando bicarbonato, pero no quieres usar pasta de dientes convencional, puedes preparar este remedio casero. Instrucciones:Mezcla 1 cucharadita de carbonato y 2 cucharaditas de agua hasta obtener una pastaUtiliza esta pasta para cepillar tus dientes de manera normal
Sabemos que tu cabello es muy importante para ti, por lo tanto, es esencial que lo laves con productos de gran calidad, sin embargo, no es necesario que gastes una fortuna en productos especializados, ya que tú puedes hacer shampoo natural desde casa. En kiwilimón te decimos cómo y te recomendamos los mejores ingredientes naturales para mantener tu cabello sedoso y limpio. Shampoos naturales para hacer en casa Si quieres olvidarte de los químicos para siempre y quieres hacer tu propio shampoo orgánico, aquí te damos las mejores recetas. Notarás la diferencia en tu melena de inmediato.También puedes leer: 5 remedios caseros para hacer crecer el cabelloShampoo natural Este shampoo natural es apto para todo tipo de cabello y es muy fácil de preparar en casa. Ingredientes: ½ taza de jabón de Castilla ½ taza de agua ½ cucharadita de aceite de canolaInstrucciones:Mezcla todos los ingredientes hasta obtener una mezcla homogénea. Coloca la mezcla en una botella y lava tu cabello como de costumbre.Shampoo de aloe vera El aloe vera es una de las mejores opciones a la hora de hacer shampoo orgánico es casa, gracias a todos los beneficios que tiene esta planta. Si tu cabello está seco y muy delgado, esta es tu mejor opción, ya que este ingrediente te ayudará a balancear tu pH y a disminuir la caída del cabello, mientras también desaparece la irritación. Ingredientes:1/3 de taza de aloe vera ½ taza de agua ½ taza de jabón de Castilla 4 cucharadas de aceite de almendraInstrucciones:Mezcla todos los ingredientes y coloca en una botella.Lava tu cabello como de costumbre.También puedes leer: Mascarilla de avena casera para cabello grasosoShampoo casero para la caspa Gracias a que el té verde ayuda a acabar con la caspa, este shampoo natural es una excelente opción si padeces de este molesto problema. Por si fuera poco, la miel también le dará sedosidad y brillo a tu cabellera. Ingredientes:½ taza de té verde 2 cucharadas de aceite de miel ¼ de taza de jabón de Castilla 1 cucharadita de aceite de oliva 1 cucharadita de aloe vera 5 gotas de aceite de mentaInstrucciones: Pon agua a hervir y añade el té verde. Una vez que esté listo, ponlo a enfriar. Mezcla el té con los demás ingredientes. Transfiere la mezcla a una botella y usa como de costumbre. Shampoo de aceite de oliva Si quieres lucir un cabello brillante y muy sedoso, entonces prueba esta shampoo natural con un toque de aceite de oliva. Ingredientes:¼ de taza de aceite de oliva ½ taza de agua 1 taza de jabón de CastillaInstrucciones:Vierte todos los ingredientes en un bowl limpio y seco. Mezcla hasta integrar muy bien todos los ingredientes. Coloca la mezcla líquida en una botella y lava tu cabellera. Shampoo natural con vinagre de manzana ¿Quieres que tu cabello esté libre de caspa, grasa y además luzca espectacular? Tenemos buenas noticias, pues seguramente tienes la mayoría de los ingredientes que necesitas para este shampoo en casa. Ingredientes:2 cucharadas de bicarbonato de sodio ¼ de taza de agua 1 taza de vinagre de manzana 2 tazas de aguaInstrucciones:Mezcla el bicarbonato con el agua, aplica en el cabello y frota con tus dedos. Deja reposar por un par de minutos y enjuaga. Mezcla el vinagre con las 2 tazas de agua. Aplica la mezcla sobre tu cabello y deja reposar por un par de minutos. Enjuaga con abundante agua. Shampoo orgánico con manzanilla Si últimamente tu cuero cabelludo está rojizo o irritado, este shampoo te vendría muy bien, gracias al efecto calmante de la manzanilla. Ingredientes:1 taza de agua 6 bolsas de té de manzanilla ½ cucharadita de aceite de coco 1 taza de jabón de CastillaInstrucciones:Pon el agua a hervir, coloca las bolsas de té dentro de la olla y dejar reposar por 15 minutos. Retira las bolsas de té y añade el resto de los ingredientes. Mezcla todo muy bien. Vierte la mezcla en una botella y lava tu cabello.También puedes leer: 3 remedios caseros para evitar el frizz del cabello
Los niveles de colesterol elevados en sangre se han convertido en un gran problema de salud pública que en muchos casos pasa desapercibido. Cada año mueren más personas por enfermedades cardiovasculares que por cualquier otra causa, señala la Organización Panamericana de la Salud.¿Qué es el colesterol?El colesterol es una sustancia grasosa, similar a la cera, que se encuentra en nuestra sangre y que participa en la producción de membranas celulares, hormonas, vitamina D y demás sustancias que ayudan a la digestión. Sin embargo, el exceso de colesterol, combinado con otras sustancias, causa acumulación de placa en las arterias, estrechándolas y aumentando la probabilidad de sufrir un ataque cardíaco o una enfermedad cerebrovascular. ¿Necesitas bajar tu colesterol malo? Aprende más. ¿Cuántos tipos de colesterol hay? El colesterol se divide en tres tipos:Colesterol bueno (HDL)Las lipoproteínas de alta densidad recogen el exceso de colesterol en la sangre y lo llevan de vuelta al hígado, donde se descompone y se elimina del cuerpo.Colesterol malo (LDL)Las lipoproteínas de baja densidad se adhieren a las paredes de los vasos sanguíneos generando una resistencia al paso de la sangre.Lipoproteína de muy baja densidad (VLDL o No HDL)Las lidoproteínas de muy baja densidad se encargan de trasportar los triglicéridos y el colesterol LDL. Cabe mencionar que el colesterol no HDL también se clasifica como colesterol malo.Factores de riesgoEntre los principales factores que pueden aumentar el riesgo de tener niveles de colesterol elevados se encuentran:SedentarismoLa falta de ejercicio reduce los niveles de colesterol HDL.SobrepesoEl exceso de peso propicia la reducción del colesterol HDL, el aumento del colesterol LDL y de triglicéridos.Alimentación poco saludableUn bajo consumo de frutas y verduras aunado al consumo excesivo de sal, azucares y grasas elevan los niveles de colesterol en la sangre. Aprende más sobre dieta y tratamiento para el colesterol alto (LDL) aquí.Evita que el colesterol elevado dañe tu corazónSin lugar a dudas, reducir los niveles de colesterol requiere un cambio a nuestro estilo de vida: realizar ejercicio físico, bajar de peso y llevar una alimentación sana son algunos de los cambios que pueden ayudar a combatir esta patología.Llevar una alimentación sana es fundamental a la hora de tratar de reducir los niveles de colesterol, por lo que aquí te decimos qué alimentos que debes evitar si tienes el colesterol alto.Tipos de alimentos que debes evitar si tienes el colesterol altoDe acuerdo con las especialistas de la sección Kiwi Te Cuida, éstos son los cinco tipos de alimentos que debes evitar si tienes el colesterol alto: 1. AlcoholEl consumo excesivo de alcohol se traduce en un aumento de grasa en sangre, por tanto, se recomienda disminuir o eliminar el consumo de alcohol. 2. Carnes rojas y víscerasEl colesterol se encuentra en los productos de origen animal, por tanto, se recomienda limitar alimentos altos en colesterol como carnes grasosas y vísceras como menudo, hígado, riñones, etc. 3. Lácteos enterosLos lácteos enteros tienen un alto contenido de grasas saturadas, por tanto, se recomienda preferir aquellos productos lácteos desnatados. 4. Grasas saturadasEl consumo excesivo de grasas saturadas puede resultar en el aumento en los niveles de colesterol, por tanto, se recomienda evitar los aceites de coco, los aceites de palma, y los parcialmente hidrogenados. 5. Alimentos procesadosLas grasas trans o parcialmente hidrogenadas se encuentran en alimentos procesados como pan, galletas, pasteles, frituras, tortillas de harina o manteca vegetal, por tanto, se recomienda evitar este tipo de alimentos. Si bien se recomienda consumir alimentos en su estado natural y evitar estos cinco tipos de alimentos para tratar de reducir los niveles de colesterol en la sangre, también es importante fomentar el hábito de leer las etiquetas para así elegir aquellos productos que contienen un bajo contenido de grasa o un contenido limitado de grasas saturadas por encima de productos altamente procesados.Llevar una alimentación saludable es mucho más fácil de lo que te imaginas, sólo es una cuestión de hábito. Las especialistas de Kiwi Te Cuida reunieron cuatro recetas bajas en grasas que son prácticas, económicas y muy sencillas para que comiences a alimentarte sanamente. Elige entre una rica ensalada de lentejas, una deliciosa sopa de calabacitas con chile poblano, un suculento pescado empapelado al limón o una dulce capirotada saludable. ¿Qué esperas para empezar a comer sano?
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD